Consultoría

Franquicias de bajo presupuesto

Franquicias de bajo presupuesto
Crédito: Depositphotos.com

Franquicias de bajo presupuesto Franquicias de bajo presupuesto ¿Baja inversión?

Franquicias de bajo presupuesto

Esta interesante alternativa representa una veta para los desarrolladores deempresas

Juan Manuel Gallástegui*

Las franquicias han sido, desde su origen en el siglo XIX, una indiscutibleestrategia de expansión y construcción de marca. Gracias a lafranquicia, empresas grandes y medianas lograron convertirse en verdaderosmonstruos multinacionales y sus marcas están hoy presentes en una grancantidad de mercados en el mundo globalizado.

No obstante, la figura de la franquicia no está reservada a empresas deun tamaño en particular, son muchos las pequeñas e incluso micronegocios que gracias a este esquema han extendido su concepto en mercadosregionales, nacionales o internacionales.

Independientemente del tamaño de la empresa franquiciante, se han venidodesarrollando a lo largo de las dos últimas décadas algunasfranquicias denominadas de bajo presupuesto (Low budget), negocios enlos que el franquiciatario invierte una cantidad pequeña y obtiene todoslos beneficios que implica una franquicia; la licencia de uso de una marca,entrenamiento, asistencia técnica continua, capacitaciónpermanente, manuales de operación, etcétera.

En una economía como la mexicana, en donde difícilmenteencontramos inversionistas con capitales para invertir en montos superiores almillón o millón y medio de pesos, las franquicias de bajopresupuesto constituyen una alternativa ideal para que un pequeñoinversionista, sin tener que destinar grandes cantidades, pueda tener acceso asu propio negocio, auto emplearse o emplear a su familia, obteniendo todas lasventajas que la figura de la franquicia ofrece a quienes participan de ella.

Resulta curioso observar que muchas veces las franquicias de bajo presupuestoresultan ser más rentables que aquellas que requieren cuantiosasinversiones. name=&flashquotOLE_LINK1&flashquot> name=&flashquotOLE_LINK2&flashquot>

¿Baja inversión?

¿Cuáles son las franquicias consideradas de bajo presupuesto?, odicho de otra manera, ¿qué es bajo presupuesto? Desde luego, estovaría dependiendo de la economía de la que se trate. Por ejemplo,en Estados Unidos o Europa donde además del tamaño de laeconomía el inversionista cuenta con enormes facilidades crediticias,una franquicia de bajo presupuesto sería aquella en que lainversión total necesaria fuera inferior al equivalente a 500 milpesos.

En México las cosas son distintas, el pequeño inversionistadifícilmente cuenta con más de 150 mil pesos para invertir en unnegocio bajo el modelo de franquicia; las facilidades crediticias que ofrece elsector financiero parecen ser alentadoras pero todavía no podemos hablarde que los créditos estén fluyendo, así que, 150 mil pesoses, desde nuestro punto de vista, el techo de inversión de este tipo defranquicias.

Desarrollar esquemas de bajo presupuesto, representa no sólo enormesbeneficios para el franquiciante, que puede lograr utilidades interesantesderivadas del volumen, consecuencia de un gran número de unidadesfranquiciadas.

Este esquema, también aporta ventajas importantes para el combate a laeconomía informal, desarrolla y profesionaliza el comercio,además de que puede constituir interesantes detonadores de desarrollo enciudades pequeñas.

Hasta hoy existen contadas opciones para el emprendedor con capital reducido,de las cuales podemos destacar, Coco Express, Bolis Cremin, Geos Cookies,Trisalet, Promo Bor, Chilitos & Drink's y Hawaiian Paradise.

Los grandes inversionistas deben voltear la cara al desarrollo de nuevasfranquicias que pudieran ubicarse en esta clasificación de bajopresupuesto.

Existen negocios informales o que operan de manera ineficiente quepodrían convertirse a esta esquema, por ejemplo, reparadoras de calzado,paleterías, estéticas, pastelerías, papelerías,misceláneas, expendios de pan, tiendas de pinturas, servicios dejardinería y expendios de flores, por mencionar algunos nichos.

Estos negocios se agruparían bajo una misma marca y un mismo sistemaoperativo, integrando una franquicia en la que la empresa franquicianteserían los microempresarios agrupados, que en la venta de unidades,lograrían la expansión de su concepto.

Toma nota de esta tendencia, que en los próximos cinco años elsector mexicano de las franquicias verá crecer, y ve un pasoadelante.

* El autor es consultor presidente de la firma Gallástegui ArmellaFranquicias, ex presidente de la Asociación Mexicana de Franquicias ymiembro del Consejo Editorial de Entrepreneur.