Consultoría

Socios virtuales

Socios virtuales
Crédito: Depositphotos.com

Socios virtuales Socios virtuales

Socios virtuales

¿Se puede empezar una empresa con alguien a quien nunca hasconocido?

Nichole Torres

En la era digital, puedes tener amigos, clientes e incluso romances con ayudade internet. Pero empezar una empresa con alguien a quien nunca has conocido,en una ambiente virtual, ¿puede funcionar?

Claro que sí, dice Eileen Parzek, fundadora de SohoItGoes!, unapequeña firma de servicios de comercialización parahogar-emprendedores en Albany, Nueva York. &flashquotInternet nos libró a todos&flashquot,asegura. Como ya no están atados a una ubicación física,se puede tener un socio en Nueva Zelanda mientras tú vives en Idaho, dela misma manera que Dave Lakhani y Sean D'Souza. Lakhani, fundador de BoldApproach, una firma de estrategia de aceleración de empresa en Boise,Idaho, estaba buscando empezar un negocio de conferenciante y seminarios adistancia. Se asoció con D'Souza, de Nueva Zelanda, después deque éste último leyera en una revista acerca de lacompañía de Lakhani.

&flashquotNo es muy diferente como hacer negocios con alguien en el estado colindante&flashquot,dice Lakhani. La clave aquí es confiar en alguien a quien nunca hasconocido, pero Lakhani reconoce que tomó unos pocos meses en llamadastelefónicas y correo electrónico para que se sintiera losuficientemente cómodo para hacer negocios con D'Souza. Sucompañía, The Brain Alchemy Master Class, todavíaestá en el fase de constitución, pero ya han tenido su primerseminario y cosechado ganancias; esperan ganar alrededor de medio millónen ventas en su primer año.

Aunque Lakhani y D'Souza se conocieron a través de un artículoimpreso, muchas personas conocen a sus socios virtuales en el mundo enlínea: en grupos de conexión en red de negocio o grupos de laindustria, dice Parzek. Y si los empresarios les importa estar encomunicación, verifican referencias e historias, pasan mucho tiempohablando por teléfono y en línea antes de empezar la empresa, yestablecer las responsabilidades por escrito, una sociedad virtual realmentepuede ser beneficiosa. Lakhani anota: &flashquotExiste una limitante en tiempo paratrabajar en cosas conjuntamente pues debido a la diferencia de horarios de 18horas, pero nos da el beneficio de ser capaz de trabajar en proyectos conjuntos24 horas al día&flashquot. Conquistar la geografía virtual es otra cosa, yestos dos entrepreneurs (que planean conocerse en persona al final delaño) ya se afianzaron de un mercado internacional.