De medio tiempo

Espantapájaros de metal

Espantapájaros de metal
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Espantapájaros de metal Espantapájaros de metal Contacto

Espantapájaros de metal

Una idea española que ha sabido alejar a la competencia en el mercadointernacional

Jesús Castillo

En la actualidad también los espantapájaros se modernizan y sonnegocio. La reconversión de un pequeño taller dereparación de maquinaria agrícola, el ingenio y el olfato paralos negocios, son los tres elementos que han llevado a Jordi Valmaña,director de la firma Gepaval, a comercializar cinco mil espantapájarosal año y tener presencia en poco más de 30 países.

El empresario perfeccionó el modelo de espantapájarosautomático de metal que su padre había desarrollado y ha logradouna buena penetración de mercado en un nicho en el que no son losúnicos, ya que en Europa existen ocho fabricantes de este mismoproducto.

Con ese aparato, al que denominaron acertadamente Guardián, se mantienealejados a los pájaros de los cultivos mediante la emisión de unsonido similar al de una explosión producida por un disparo, y quefunciona mediante gas butano o propano.

Gepaval es un negocio familiar que ha sabido adaptarse a los tiempos yaprovechar la infraestructura ya existente para exportar 50 por ciento de suproducción, no sólo a países de Europa también aEstados Unidos y Brasil, con lo que se ha alcanzado una facturación de600 mil euros al año (8.6 millones de pesos).

&flashquotEstamos entre las tres primeras empresas europeas en la fabricación deespantapájaros&flashquot, afirma Valmaña.

En 1954 el padre del emprendedor creó un pequeño taller ubicadoen un poblado de Girona, en Cataluña, el cual en 1969 pasó a susmanos y donde actualmente trabajan siete personas en la fabricación delos espantapájaros metálicos.

Pese a ser una empresa muy pequeña, su director no ha tenido miedo desalir, experimentar y adaptarse a nuevos mercados: &flashquotHay que ser valientes e iral exterior&flashquot. Primero experimentaron en Francia y Portugal y al teneréxito continuaron a otros mercados europeos como Italia y Grecia, perono se conformaron con ello, también atacaron Estados Unidos y Brasil.

No obstante, las ganas de tener más mercado han llevado a la empresa aexplorar nuevos retos en Japón.

Pese a haber tenido la dificultad de encontrar los canales adecuados paraintroducir su producto en el mercado, especialmente el español, hasacado provecho de las oportunidades y el apoyo de asociaciones del sectoragrícola, el Instituto del Comercio Exterior de España y elConsorcio de Promoción Comercial de Cataluña, con el que hatenido éxito en ese competido mercado.

La idea aquí está.

Contacto

Gepaval

http://www.gepaval.com