Consultoría

superó los obstaculos

superó los obstaculos
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

superó los obstaculos Sorteando Obstáculos Para Afrontar Tiempos Difíciles Contacto

Sorteando Obstáculos

Un empresario abandona su carrera como arquitecto para fundar un exitosonegocio de zapatos. Descubre cómo lo logró y deja que suexperiencia te sirva de lección

Por Alma Trejo

Durante el bache económico que registró México en 1995,numerosos habitantes del estado de Nuevo León se aprontaron a iniciar unnegocio que les permitiera salir adelante. Varios de ellos destinaron el montode la liquidación que habían recibido de lascompañías en las que habían trabajado para abrir unaempresa propia.

Así fue el caso de Raúl Garma Bazán, quien junto con sutalento y con la ayuda financiera de un amigo, ha logrado sacar adelante untaller de fabricación de zapatos. Al participar en todo el proceso(diseño, compra de materiales y realización), Garmacomenzó a hacer sus primeras ventas, que constaban de 10 pares dezapatos a la semana. Hoy, su línea de producción es de másde tres mil pares semanales, dependiendo de los pedidos que reciba.

Con utilidades de un $ 1 millón de pesos anuales (unos US$ 100,000),este empresario superó la crisis existencial por no poder ejercer suprofesión de arquitecto y puso a prueba su templanza para desarrollaruna actitud de lucha, de la que aún se sorprende.

&flashquotTuve que ponerme las pilas para aprender de todo en este negocio; ahora puedodecir que manejo aspectos tan importantes como la producción,administración, ventas y el desarrollo de nuevos productos, porque hetenido que hacer de todo aquí para sacar adelante esta fuente de empleode 35 familias&flashquot, cuenta Garma, quien recuerda la época cuandoejercía como arquitecto y tenía un despacho de diseño quele redituaba muy buenos ingresos:

&flashquotDe pronto cayó el mercado y me quedé a medias... no habíanada que construir. Este negocio se contrajo tanto que muchos optaron porbuscar trabajo, sin embargo, en el año 95 tampoco había empleo,entonces un cliente al que le había diseñado y construido sucasa, me habló para ofrecerme un negocio de diseño de zapatos.&flashquot

En ese momento, a Garma le pareció una buena idea mientras se recuperabala rama de la construcción, pero, poco a poco, empezó a descubrirlas bondades del negocio, a pesar de que estuvieron a punto de quebrar,precisamente por la inexperiencia de los dos socios.

&flashquotMi socio ponía el dinero y me dejaba que yo diseñara, sinembargo, a golpe y porrazo me fui dando cuenta de que eso no lo es todo en losnegocios, necesitas saber vender, administrar, conocer el sistema deproducción, manejar a la gente, relacionarte con clientes, todo eso enmomentos me abrumaba, pero lo fui entendiendo y aprendiendo&flashquot, puntualiza.

Estaba tan agobiado que fracasó el acuerdo con su socio capitalista,entonces éste se retiró. Pero en ese momento uno de susprincipales clientes le ofreció una nueva sociedad.

&flashquotYo diseñaba, producía y vendía a Rolando Sánchez,quien tenía zapaterías. Ciertamente él inyectódinero al taller y me motivó para expandirme. Empecé a elevar laproducción semanal de zapatos y me he mantenido en un crecimientosostenido del 40 por ciento anual&flashquot, asegura.

En sociedad con Sánchez, inició una nueva estrategia de ventas;llevó sus zapatos a las ciudades de Guadalajara y León, losprincipales centros de venta de estos productos. En la actualidad, comercializasu marca, desde Mexicali hasta Quintana Roo, integrada por su segundo nombre ysu apellido materno, &flashquotEmilio Bazán&flashquot.

&flashquotNuestro producto está dirigido básicamente a un mercadointeresado en usar las últimas tendencias de la moda,prácticamente vendemos en todos los centros vacacionales del paísy precisamente el año pasado empezamos a exportar a Chile, El Salvador yCanadá&flashquot, asegura.

Garma Bazán señala que se siente muy satisfecho de ser unapersona creativa, cualidad que le ha permitido aprender todos los aspectos delos negocios. &flashquotAl principio me costaba trabajo vender mis zapatos, pero ahorasoy feliz, porque pienso que además de crear, puedo obtener una utilidadde mi talento, y entonces la satisfacción se duplica&flashquot, dice.

Con seis años en el mercado, reitera que &flashquotha tenido que ponerse laspilas&flashquot para visualizar realmente lo que quiere y necesita la gente y quées lo que debe crear o producir una persona inquieta, para cubrir lasnecesidades del mercado al que está dirigido.

&flashquotYo sabía que mi oportunidad vendría del diseño,jamás me imaginé haciendo zapatos, lo mismo hubiera sido concerámica o muebles, en cualquier ámbito que se me hubierapresentado la oportunidad&flashquot, menciona.

Ahora, Garma Bazán se encuentra ante una nuevo paradigma: dejar de serun taller prácticamente artesanal para convertirse en una fábricaen toda la extensión de la palabra e invertir en tecnología, aligual que implementar un proceso logístico para la entrega de susproductos en un tiempo más corto.

Para Afrontar Tiempos Difíciles

Para todos aquellos empresarios que, en algún momento se han visto enépocas difíciles, nuestro entrevistado recomienda lo siguiente:

Decisión: Actuar con gran claridad y comprensión absolutadel negocio.

Fortaleza: Esta cualidad equilibra, estabiliza y evoluciona a laspersonas para que lleguen a sus metas.

Constancia: Tiene que ver con la persistencia y la aplicacióngenuina de los conocimientos, las cualidades y aptitudes de las personas.

Contacto

Emilio Bazán, Chihuahua 510 sur, Col. Independencia, MonterreyNL, Tel. MEX (52-8) 190-6769