Emprendedores

La marca tiene vida

La marca tiene vida
Crédito: Depositphotos.com

La marca tiene vida La Danza del Dinero ¿Alguien? ¿Quién Sea? Demasiado Poco Los Expertos Aconsejan

La Danza del Dinero

...Lo que tuve que hacer para atraer capital a mi naciente empresa

Por Aliza Sherman

¿Tu empresa registra ventas, pero ha caído en un círculovicioso? Es decir, avanzas sólo para conseguir un nuevo trabajo,realizarlo, pagar los gastos generales y buscar más trabajo, pero nologras fortalecer tu empresa. Proyectos van y vienen, clientes ynóminas, una y otra vez.

El ritmo de esta música sin fin cobra fuerza, tus ojos comienzan arepasar la melodía para ver a qué paso moverte y, finalmente, tepreguntas ¿encontraré una pareja de baile en este volátilmercado?, ¿alguien que comparta mi visión?, ¿alguien que meapoye y que firme un cheque que lleve a mi compañía al siguientenivel?

Bienvenido a la danza del dinero.

¿Alguien? ¿Quién Sea?

En 1995, cuando comencé mi primera compañía de Internet,Cybergrrl Inc., nadie hablaba de capital de riesgo. Las pocas empresasexistentes en Internet apenas empezábamos a conocernos por lacoincidencia de nuestras visitas a clientes potenciales, pero todasteníamos dos cosas en mente: ingresos y rentabilidad.

Como empresa asesora en mercadotecnia para los llamados nuevos medios, nuestrasventas se basaban en el diseño de sitios Web, estrategias de Internet,desarrollo de contenido en línea y hosting. En nuestro &flashquottiempolibre&flashquot también creamos los primeros tres sitios en red para mujeres, loscuales no dieron fruto sino hasta 1996, cuando la publicidad en línea seconvirtió en un concepto viable. Ya a fines de 1996, había dosnuevos sitios Web para mujeres, ambos con buen capital, y a mi socia amí se nos cansó el caballo: necesitábamos unainyección de capital para expandir nuestros sitios en Web.

Demasiado Poco

¿Cómo conseguimos a nuestro primer inversionista? Pusimos atrabajar nuestra red. Me puse en contacto con mi asesor, un capitalista deriesgo, quien de inmediato nos comunicó que nuestra empresa era muypequeña para que su firma invirtiera en ella. No obstante,ofreció presentarnos a uno de sus amigos: el presidente de una de lasprincipales editoriales de temas tecnológicos a quien consideraba comoun potencial inversionista aventurado.

Después de nuestra primera entrevista, nuestro mecenas salvador nosplanteó una inversión estratégica de parte de su propiaempresa. Aceptamos. Le solicitamos una cantidad relativamente moderada ycedimos una pequeña cantidad de acciones.

Creímos que estábamos en camino de un crecimiento desmesurado.Pero la inversionista de capital de riesgo, Peg Wyant, de Isabella Capital LLC,resume rápidamente el error que cometimos: &flashquotel error más grandeque cometen los empresarios neófitos es que &flashquotaceptan muy poco capital&flashquot,dice.

Los Expertos Aconsejan

¿Qué consejo dan otros empresarios acerca de reunir fondos? JeffBonforte, quien a la fecha ha recaudado US$ 17 millones para sucompañía en San Francisco, i-drive.com (http://www.i-drive.com)sugiere entender todo el proceso que involucra la búsqueda de estosfondos: desde el papel que jugarán los inversionistas hasta los efectosde la dilución, cómo y cuándo hacer la siguienterecaudación y todo lo referente al asunto. Asimismo, es necesario hablarcon toda la gente que te sea posible para aprender sus experiencias en lasprimeras etapas de este proceso.

Brenda Chin Hsu, directora ejecutiva y presidenta de BuyerZone.com(http://www.BuyerZone.com) nos da un consejo similar: &flashquotAcumula tantaexperiencia o ayuda de terceros como te sea posible. Obtén experienciapráctica en el ramo en el que estás intentando introducirte, yasea de manera personal o mediante los socios de la empresa. Busca asesores quete ayuden a crear o revisar tu plan comercial para hacerlo sólido comouna roca. Relaciónate con profesionales y otros empresarios para conocerinversionistas.&flashquot

En mi caso personal, el mayor reto que enfrenté al recaudar capital paraCybergrrl fue tener confianza, pues me estaba promoviendo yo misma. Hsu haafrontado problemas casi idénticos.

&flashquotDescubrí que era preciso sentirme a gusto con el hecho de promovermeyo misma y con mis objetivos de hacer dinero&flashquot, comenta Hsu, quien habiendoreunido US$ 6.5 millones para BuyerZone, evidentemente se siente a sus anchas.&flashquotTuve que guardar la modestia en un cajón y hablar de mí misma yde mi visión de la empresa. Los inversionistas invierten en laspersonas, no sólo en la idea.&flashquot

Tómalo en serio: cuando de verdad estés listo para la danza deldinero, incorpora al equipo adecuado, busca la música perfecta y, sobretodo, no temas mostrar tus mejores pasos.