Emprendedores

La ,esa de la fama

La ,esa de la fama
Crédito: Depositphotos.com

La ,esa de la fama En vajilla de plata Contacto

En vajilla de plata

Un ingenioso entrepreneur te da 6 tips sobre cómo crecer sin perderel éxito logrado

Por Michelle Prather

Se ha convertido en visita obligada en Nueva York, pues los compradores ven lamercancía, cómodamente sentados ante una mesa, mientras escuchanacordes de buen jazz. Todo para la mesa --desde vajillas y cubiertos hastacristalería-- ha sido la especialidad de Fishs Eddy desde que elmatrimonio, formado por Julie Gaines y David Lenovitz, inauguró laprimera de sus cuatro tiendas neoyorquinas en 1987. Este año sus ventasrebasaron los US$4 millones (36 mil 800 millones de pesos). El secreto seencuentra en la selección que ofrecen. Los clientes enloquecen antevajillas antiguas compradas a hoteles y clubes, y con los diseñoscreados especialmente para Fishs Eddy por firmas tan prestigiadas como NicoleMiller o Cynthia Rowley, o por celebridades como el chef Mario Batali, cuyosprogramas en la televisión estadounidense tienen un amplio auditorio. Lapregunta aquí es si, al crecer, lograrán sostener el mismo nivelde éxito en el resto del mercado norteamericano. Gaines responde.

* Cobertura excesiva en revistas que marcan la moda: &flashquotNo le damosdemasiada importancia. Es un buen medio de difusión, pero no definenuestros objetivos. Lo principal es escuchar a nuestros clientes, que enrealidad quieren productos para la vida cotidiana. Nuestra mejor carta esnuestra marca, y después de tantos años, Fishs Eddy se haconvertido en sinónimo de vajillas originales para uso diario.&flashquot

* Nosotros contra ellos: &flashquotCuando Macy's copió nuestrodiseño de paisaje neoyorquino (212/Nueva York), respondimos con unamodesta campaña publicitaria: `Fishs Eddy: hasta Macy's copia nuestrasideas'. Pero admito que nos sentimos nerviosos al saber que RestorationHardware estaba en pleno proceso de expansión, así es que nostapamos los ojos.

&flashquotNo queríamos saber lo que estaban haciendo para evitar que fueran unainfluencia sobre nuestros diseños.&flashquot

* Crecimiento: &flashquotGracias a las guías turísticas nosllega gente de todas partes y surtimos pedidos a todos los rincones del mundo.Pronto abriremos sucursales en San Francisco y es muy probable que laexpansión abarque otras ciudades en Estados Unidos. Es más,quizá empecemos a surtir a las grandes tiendas; Macy's incluida, pues nosomos rencorosos. Por el contrario, consideramos el incidente como un halago.Además creo que nos hemos creado un mercado propio, con sellodistintivo.&flashquot

* Arrepentimientos: &flashquotComo empezamos a tener una clientela muynumerosa, abrimos una tienda en Soho. Pero tenemos una política muyestricta sobre precios: procuramos dar al cliente valor por su dinero y Soho esun sitio turístico muy frecuentado donde los precios son exagerados. Lagente va a comprar sofás de US$5 mil (46 mil pesos) no platos de US$5(46 pesos). Para colmo, a los diez minutos de firmar el contrato, empezaron aremodelar el edificio, lo cual representó un problema más. Enrealidad, lo que necesitábamos era un zona residencial. Pero no nosarrepentimos, se aprende mucho de los errores.&flashquot

* El mejor lugar para comprar vajillas antiguas: &flashquotLa demanda es talque ya existen pocos sitios en Estados Unidos, por eso buscamos en lugaressecretos en el medio oeste, sitios a los que sólo se puede llegar enjeep&flashquot.

* Pasiones adicionales a las vajillas: &flashquotColecciono óleosbaratos con retratos de rostros muy diversos que decoran todas nuestrastiendas. Habrá quien pueda olvidar el nombre de la tienda, pero nadiepodría olvidar esas pinturas que nos caracterizan. En cambio, lospasatiempos de Dave son tan costosos que no podemos pagarlos, por ejemplo,tener un yate.&flashquot

Contacto

Brand Management, Inc. (BDI). Shultz Hartgrove.

Tel. 001 (303) 293-8373

shultz@brandmanagement.net

http://www.brandmanagement.net