Consultoría

Follow That Car

Follow That Car
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Follow That Car ¡Siga a Ese Auto! Acelerar Guardando las Apariencias Se Renta Hay Negocios para Rato Contactos

¡Siga a Ese Auto!

Oportunidades de negocio en el multimillonario mercado automotriz

Por Lori Francisco

Los autos no son, necesariamente &flashquotcuriosos&flashquot... pero sus dueños sílo son. Algunas personas tienden a cuidar sus autos mucho más que a susseres queridos; refiriéndose a estos como sus &flashquotbebés&flashquot o, incluso,poniéndoles nombres de pila.

Los ejemplos de este comportamiento abundan. Desde la cantidad de productospara cuidado del automóvil, hasta los negocios más recientes queprometen &flashquotmimar&flashquot a su auto como si fuera su más preciadaadquisición.

&flashquotUn auto es, en ocasiones, la extensión de la identidad de una persona&flashquot,dice Greg Longe, vicepresidente de desarrollo de franquicias de ZiebartInternational, franquicia de mantenimiento y cuidado de autos. Y agrega: &flashquotPorello, la gente está dispuesta a gastar una fortuna para proyectar laimagen adecuada&flashquot.

Claro que la estrecha unión entre una persona y su auto no es puramenteemocional; sino también práctica.

En este mundo de rápidos cambios, nos hemos vuelto dependientes denuestros autos. En la mayoría de las naciones desarrolladas la gentepasa horas y horas en sus autos, e invierte miles de dólares cadaaño en productos y servicios para estos... todo ello para elbeneplácito de los negocios, desde talleres mecánicos, hastafranquicias de pintura, reparación, mantenimiento, auto partes, cambiode aceite, etc.

Esta combinación entre dependencia y afecto es la que ha mantenido a laindustria automotriz con el pie en el acelerador. Para darle una ideamás clara de las oportunidades que existen en esta industria, bastarevisar nuestro listado anual de franquicias para ver el incremento que hantenido las empresas de este giro. http://www.SoyEntrepreneur.com

Acelerar

Y, mientras que la pasión por los autos parece ser universal, eléxito de productos y servicios específicos varíasegún cada mercado.

Por ejemplo, las alarmas contra robo son más populares en ciertospaíses, mientras que en otros son consideradas innecesarias. Losdueños de autos en Brasil y Argentina invierten grandes cantidades detiempo ,y dinero, vistiendo sus autos con accesorios de todo tipo, mientras queen Francia, un auto es percibido meramente como un vehículo detransporte no como una extensión de la identidad de una persona, por loque los accesorios no tienen tanta demanda.

&flashquotEs el mismo formato de negocios, pero los productos se venden de distintasformas&flashquot, dice Longe. &flashquotEl menú varía según lo que resulteatractivo para cada cultura&flashquot.

La mayoría de los consumidores coincide en que mantener su auto enbuenas condiciones es la prioridad número uno. Y allí es dondelos servicios de mantenimiento y prevención de desperfectos entran aescena.

Al incrementarse los precios de los autos, los consumidores ,en promedio,tienden a cuidar y mantener en buen estado su auto en lugar de correr a compraruno nuevo. Al mismo tiempo, mientras que la gente gasta más en suscoches, requieren más servicios, lo que lleva a una alza en la demandade negocios de mantenimiento de autos.

Para muestra, un botón. Las ventas de la industria de reparaciónde autos en Estados Unidos alcanzó los US$ 109,800 millones en 1999, deacuerdo con la Automotive Aftermarket Industry Association (AAIA).

Bob Castellani, director de franquicias de AAMCO, una de las empresasmás grandes de servicios de transmisión automotriz, explica queesta industria está creciendo a pasos agigantados cada año. Lascifras totales de ventas de la industria automotriz (sin incluir las ventas deautomóviles) alcanzaron los US$ 264,500 millones únicamente enlos Estados Unidos.

AAMCO cuenta con más de 700 unidades operando en Estados Unidos yCanadá y atiende a cerca de 600 mil autos cada año. De acuerdocon la firma de investigación Find/SVP Inc., AAMCO se ubica comolíder en el mercado de servicios de transmisión y aunque nocuenta con franquicias fuera de Norteamérica, ha recibido solicitudes deinversionistas interesados en operar su franquicia en Europa, Asia yAmérica del Sur.

&flashquotConsiderando que hemos recibido muestras de interés de otras naciones,creo que la demanda internacional es tan importante como la doméstica&flashquot,dice Castellani.

Guardando las Apariencias

Muchas personas gastan mucho dinero para asegurar que sus autos anden bien y sevean bien. Ziebart es una franquicia que se especializa en proteger ymantener la carrocería de los automóviles logrando que siempretengan una apariencia impecable.

Suha Ulucay, franquiciatario maestro de Ziebart en Turquía, abriósu primer franquicia en 1989 luego de haber llevado su auto a reparar enZiebart 16 años atrás. Luego de darse cuenta de que su autohabía sobrellevado exitosamente los fríos inviernos de Chicago (adonde asistió a la universidad) y 13 años de temperaturashúmedas en Estambul ,sin una gota de oxidación este emprendedorllamó a su hermano en Chicago y le preguntó si Ziebarttodavía estaba en operación. Muy pronto, se convertiría enfranquiciatario maestro de Ziebart en Turquía.

&flashquotNi siquiera planeaba convertirme en franquiciatario&flashquot, dice Ulucay.&flashquotQuería iniciar mi propio negocio y, de hecho, sabía muy pocoacerca del negocio de franquicias. Casi no existían en Turquíacon la excepción de McDonald´s&flashquot.

Y, como muchos franquiciatarios en el negocio automotriz, Ulucay se preguntabacómo recibirían los turcos este nuevo servicio. La respuesta laobtuvo inmediatamente, tras la publicación de un artículo en laprensa local sobre su compañía y que resultó en la llegadade 42 clientes en el curso de apenas tres días. Fue entonces que se diocuenta de la importancia de los medios y cómo este tipo de publicidadsería la clave para introducir el concepto y formalizar su negocio.

A pesar de que la población de Turquía es de 65 millones, elpaís cuenta con apenas tres millones de autos operando. Esto se debe, engran parte, a un elevado impuesto en las ventas de autos, lo que lleva a unautomóvil a costar hasta 50 por ciento más que en otras naciones.Y, precisamente por ello, los dueños de autos están dispuestos ainvertir en mantener en buenas condiciones su tan preciada inversión.

&flashquotLas posibilidades de crecimiento en nuestro sector son enormes, pues apenashemos alcanzado una pequeña parte de nuestro mercado potencial&flashquot, diceUlucay, quien planea incrementar el número total de franquicias a 25 enlos próximos tres años.

Se Renta

Otro sector de esta industria que experimenta un alto crecimiento es la rentade autos.

Aunque la mayoría de las empresas de renta de automóviles tienensu sede en los Estados Unidos, se espera una importante expansióninternacional como consecuencia de un aumento en la base de producciónde autos.

&flashquotAmérica Latina es realmente importante para esta nueva ola decrecimiento&flashquot, dice Jon LeSage, vicepresidente y director deinvestigación de Abrams Travel Data Services, una empresa deinvestigación de mercado con sede en California. &flashquotEs una regiónmucho más estable (económicamente) que lo que era hace 10años&flashquot, dice y predice que fuera de Canadá, Europa y EstadosUnidos, los principales mercados para el negocio de la renta de autosserán Australia, Japón y Nueva Zelanda.

&flashquotLa principal barrera de entrada para este negocio es obtener el capital parafinanciar una flotilla de autos&flashquot, dice LeSage. Y es que obtenervehículos es generalmente difícil en países donde no sefabrican estos. En estos países, los autos deben ser importados, lo quehace el negocio de la renta un negocio muy caro.

En Brasil y México existen ahora plantas de Ford y Volkswagen lo que hahecho que el precio de los autos se reduzca, pero en países de Africa yel Medio Oriente, la gente debe lidiar con impuestos, aranceles, gastos detransportación, importación, etc. que resultan en una aventuracarísima.

Si no tienen acceso a la compra de automóviles, las franquicias (derenta de autos) se la verán muy difícil para crecer y expandirsus negocios. &flashquotLa renta de autos depende de las condiciones y cultura de cadapaís&flashquot, dice LeSage. &flashquotVaría muchísimo en términos decomposición de los mercados y/o regulaciones gubernamentales. Hay muchasoportunidades, pero es un negocio de largo plazo&flashquot.

Enfrentémoslo: A nadie le fascina llevar a su auto para unaalineación o un cambio de aceite. De hecho, muchos consumidoresestán demasiado ocupados como para tomarse un día para llevar susautos al taller y sueñan con empresas que lleguen al rescate, ofreciendoservicios a domicilio y/o evitándoles la pérdida de tiempo enestas tareas.

En 1987, la creación de Oil Butler, una empresa estadounidense, hizorealidad este sueño. Creado por un joven emprendedor, Sam Casternovia,este negocio cuenta ahora con 140 franquicias en todo el mundo y planea ahoraexpandirse hacia Australia y México. &flashquotLa conveniencia del consumidor esjustamente lo que está haciendo crecer este negocio&flashquot, diceCasternovia.

Oil Butler ofrece a sus posibles franquiciatarios la oportunidad de iniciar unnegocio con un bajo capital. Una franquicia promedio lleva a cabo alrededor de40 cambios de aceite cada día y conduce unos 15 &flashquotchequeos&flashquotmóviles diarios. También se dedica a la reparación einstalación de parabrisas y equipo eléctrico.

Bernard Casanova, franquiciatario de Oil Butler en Honduras, ha estadodesarrollando el concepto de cambio de aceite móvil en AméricaLatina, educando a la gente sobre sus múltiples ventajas. Casanova se haconcentrado no sólo en el mercado de las flotillas corporativas, sino enlos dueños de autos particulares y su negocio ha crecido conforme creceel tráfico de automóviles en la región latinoamericana.

&flashquotLos autos son muy caros (aquí) y los costos de mantenimiento se han idoal cielo; sobre todo en lo que toca a las auto partes&flashquot, dice Casanova, de 33años. &flashquotLos dueños de autos son mucho más concientes de loscostos y quieren que sus vehículos duren más tiempo. Y no hemospublicitado mucho este servicio porque es nuevo; de hecho tenemos que salir yexplicar de qué se trata a cada cliente&flashquot.

Tres años después de haber descubierto Oil Butler en Venezuela,Casanova está negociando con franquiciatarios interesados en Costa Ricay El Salvador, donde predice que el servicio tendrá mayoraceptación, pues se trata de economías más sólidas.Casanova, un ex ejecutivo de una de las 500 empresas de Fortune en los EstadosUnidos, tiene ahora cuatro franquicias en Honduras y espera contar con 10 afines de este año 2000.

Hay Negocios para Rato

Mientras que los consumidores siguen en la búsqueda de precios bajos,los negocios de servicios y productos para automóviles estánresintiendo la presión de bajar sus costos y realizando esfuerzossobre-humanos para proteger e incrementar su cartera de clientes.

Por ello, muchas franquicias de este giro están expandiendo susservicios. Ziebart, por ejemplo, tiene 500 franquicias a nivel internacional ysigue buscando franquiciatarios en todo el mundo. Novus, una empresa dereparación de parabrisas con sede en Mineapolis, cuenta con 2,600distribuidores y franquiciatarios en 46 países y planea desarrollarahora los mercados de Asia, Europa y América Latina.

¿Hay espacio para más empresas? Norman Blemaster, vicepresidente dela división internacional de Novus, dice que antes de 1997, los autos enla India no requerían de parabrisas laminados. Si estos se quebraban ocuarteaban, se rompían y necesitaban ser reemplazados, pues nohabía manera de repararlos. Hoy en día, las leyes de esepaís requieren que todos los parabrisas sean laminados, lo que crea unnuevo mercado para esta empresa (de reparación de parabrisas).

Así también, la introducción de nuevas tecnologíasestá creando más oportunidades. Junto con los avancestecnológicos, llega también una mayor demanda de productos yservicios que apuntan hacia automóviles de más altastecnologías. Los vehículos equipados con sistemas dealta,tecnología por ejemplo, requieren de otro tipo de servicio y deotro tipo de alarmas, por ejemplo. &flashquotExiste toda una nueva ola de productoscomputarizados para automóviles; que harán posible que recibas unemail o puedas escuchar radio satelital en tu auto&flashquot, dice Longe.

Así que parece que habrá negocios alrededor de los autos por unbuen tiempo más.

Contactos

AAMCO Transmissions Inc., 1 Presidential Blvd., Bala Cynwyd, PA 19004,Tel (USA) (800) 523-0402

Abrams Travel Data Services, Tel (USA) (562) 799-1573,http://www.abramsconsulting.com

Novus, Fax: (USA) (612) 946-0458, nblemaster@novuswsr.com

Oil Butler (franquicia maestra), Tel HOND (504) 239-0041, fax: (504)990-0755

Oil Butler (oficina central), 1599 Rte. 22 West, Union, NJ 07083,http://www.oilbutlerinternational.com

Ziebart International, Tel (USA) (248) 588-4100,http://www.ziebart.com