Recursos Humanos

Menos de 20% de pymes se cubren contra riesgos de mercado

Señalan expertos la necesidad de desarrollar las capacidades de los ejecutivos, sobre todo en pymes, para ayudarles a disminuir el riesgo que afronta su ambiente y poder concentrarse realmente en su negocio principal.
Menos de 20% de pymes se cubren contra riesgos de mercado
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Menos de 20% de las pequeñas y medianas empresas (pymes) se cubren contra riesgos de mercado utilizando instrumentos financieros Derivados, mientras que en la totalidad de las grandes compañías es una práctica común.

El profesor de Estrategia y Finanzas de la Escuela de Graduados en Administración y Dirección de Empresas (EGADE), Ernesto Lozano, dijo que el escaso número de empresas que utilizan estas herramientas financieras (futuros, forwards, opciones) se debe al desconocimiento.

Asimismo, añadió, por la creencia de los empresarios de que participar en el Mercado Mexicano de Derivados (MexDer) es especular y prefieren evitar dicha práctica.

"En las empresas grandes es una práctica común y frecuente, casi el 100 por ciento (usa esas herramientas); en las empresas pequeñas y medianas no llega a un 20%, es más, me voy alto con el 20, creo que tenemos un área de oportunidad grande", manifestó.

Luego de su ponencia "Derivados Financieros: manejando el riesgo de tu empresa", afirmó que todavía es necesario desarrollar las capacidades de los ejecutivos empresariales, sobre todo en pymes, para ayudarles a disminuir el riesgo que afronta su ambiente y poder concentrarse realmente en su negocio principal.

Los futuros, por ejemplo, son acuerdos negociados en el mercado que obliga a las partes contratantes a comprar o vender un número de valores en una fecha futura, pero con un precio establecido de antemano.

De esta manera, si una empresa realiza una venta con este instrumento se cubre ante una posible pérdida en caso de que el precio de su producto en el futuro sea menor al actual, o bien, quien compra asegura un precio en caso de que éste sea mayor.

El riesgo para las empresas de no contar con este instrumento es que siguen expuestas a la volatilidad de los precios del mercado, lo que les puede generar pérdidas o que no potencialicen sus ganancias.

Ernesto Lozano opinó que aunque el MexDer está en crecimiento, aún no tiene el número de participantes y el volumen de operación que indique que es "un mercado bueno para fijar precios; esperamos que siga creciendo para que tome sus niveles importantes".

Aclaró no obstante que esto se nivela porque muchos productos que están en el MexDer cotizan en otros mercados internacionales y al final se fijan precios, además que al operar en México hace que operadores aquí se involucren, lo conozcan y promuevan a sus clientes.

"No sólo hablamos de pymes, sino (que) todavía instituciones financieras tienen que ir ayudando a sus clientes a que ganen dinero sin afrontar tanto riesgo y a que lo ganen de manera más estable", sin que se distraigan con el movimiento de las divisas y dediquen ese tiempo a sus empresas, manifestó.

A su vez, el director de la Oficina en México de Base Casa de Bolsa, Fernando García Cuéllar, destacó la aceptación de estos instrumentos dentro de las empresas, pero reconoció que el proceso interno es lento porque hay que convencer al tesorero, al director de finanzas, entre otros.