Oportunidades de negocio

Invertir en restaurantes es una gran oportunidad de negocio

Descubre cómo emprender y llegar a ser exitoso en este rentable sector.
Invertir en restaurantes es una gran oportunidad de negocio
Crédito: Depositphotos.com

Un menú lo dice todo. "Pocos lo piensan así, pero después de ver un menú, puedo decirte que tipo de cocina se necesita, la vestimenta de los meseros, el tamaño de los pasillos entre mesas, los detalles de la cava, el diseño de espacios y hasta la decoración de los baños. Toda la logística de un restaurante depende de éste". Puntualiza Cynthia López Bayghen, directora de Grupo Consultor Restaurantero.

Un restaurante es todo un concepto, no solo se trata de la comida. El problema es que en México este sector se maneja muchas veces de forma empírica, cosa irónica, pues su mercado asciende a $ 154,000 millones, según datos de la Cámara Nacional de la Industria Restaurante de Alimentos Condimentados (Canirac). Ello la convierte en un apetitoso nicho.

Vocación de servicio, una obligación

De acuerdo con Francisco Mijares, presidente de Canirac, urge profesionalizar al gremio de restauranteros ante la demanda de todas las esferas.

El Instituto de Desarrollo Profesional para la Operación y Administración de Restaurantes (IDP) indica que en México hay 285 escuelas de turismo y gastronomía, pero no hay instituciones que formen operadores y administradores de restaurantes. Aunque Rafael de Jesús Saavedra, presidente de Canirac de 2002 a 2005, imparte cursos, diplomados y seminarios para mejorar las distintas aéreas de negocio restaurante, desde hace dos años.

Franquicias

Si quieres invertir en un restaurante puedes hacer a través de una franquicia, en cuyo caso generalmente es más como inversionistas, por lo que es indispensable contar con un gerente bien preparado para que maneje el negocio y entregue buenas cuentas.

Tecnología a la mesa

Si bien es cierto que esta industria afronta problemas como falta de crecimiento ante el alza de precios de los alimentos, encarecimiento de los energéticos, aumento de impuestos y trámites y la falta de estímulo para la inversión, también tiene el reto de ser más eficiente y competitiva.

Grandes cadenas como Vips han incorporado la tecnología para mejorar el servicio al cliente. Una handheld (dispositivo similar a una Palm) agiliza las órdenes de las comandas en la cocina, lo que reduce el tiempo de espera del cliente.

Pero optimizar la operación de un restaurante va más allá. Las palabras clave son ingeniería y diseño, por eso es necesario contar un manual de operación de procesos, estándares, sistemas y estrategias que den forma concreta a la planeación de cada paso del negocio.

Decálogo para el éxito

Un plan de negocios no garantiza del todo el éxito, pero sí ayuda mucho:

1. Tener un concepto redondo, atractivo y congruente.

2. Debe existir una relación legal y social muy sana entre los socios de un negocio.

3. Establecimiento de estándares de calidad que genere una cadena de valor.

4. Administración adecuada.

5. Capacitar, formar y adecuar al personal.

6. Buen nivel de liderazgo sin "jefes látigo".

7. Manejo adecuado de recursos humanos para evitar el ausentismo y los altos niveles de rotación en puestos operativos.

8. Innovación constante, detectando las necesidades del mercado. El primer síntoma de una falla en este rubro es la baja en el número de clientes. No hay mejor catador.

9. Buena ubicación, acorde con el tipo de alimentos y mercado al que va dirigido.

10. Diseño del menú y la cocina. La carta debe ofrecer platillos atractivos y equilibrados, pero hay que tener una cocina bien planeada para que los platos lleguen en su punto.