Investigadores del TEC ayudan al medio ambiente

Jóvenes del Centro de Biotecnología buscan generar un material plástico biodegradable, no derivado del petróleo.

El objetivo final de Álvaro Rodríguez Sánchez y Azael Pinto Piña, ingeniero en Biotecnología y próximo ingeniero Industrial y de Sistemas por el Tecnológico de Monterrey, respectivamente, es producir una resina plástica biodegradable, a raíz de un subproducto orgánico que permita elaborar objetos como bolsas para el mercado o envases para bebidas.

Ambos investigadores señalaron que el proyecto se encuentra en una primera etapa, donde ya lograron obtener un monómero que servirá como base para llegar a un polímero; la segunda etapa sería purificar, y la tercera la polimerización.

El periodo de vida de la resina biodegradable que los jóvenes investigadores desean crear, podría oscilar, bajo las condiciones de humedad y de calor adecuadas, entre los tres meses y los cinco años, por lo que el impacto hacia el ambiente resulta notorio.

Álvaro y Azael han contado con el auxilio y asesoría de un grupo amplio de investigadores de diversas disciplinas y distintos grados académicos, de manera que su temprano tránsito por el mundo de la investigación ha estado constantemente soportado y monitoreado.

My Queue

Your Queue is empty

Click on the next to articles to add them to your Queue