Finanzas

Cómo financiar una organización sin fines de lucro

El dilema de como captar dinero sin ser una puede ser un problema, pero hay varias formas de lograrlo sin convertir tu organización en una empresa
Cómo financiar una organización sin fines de lucro
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Una organización sin fines de lucro no puede ser administrada como una empresa. El financiamiento suele ser un problema, donde no hay un modelo que pueda ser reproducido por todas, sino que cada

organización busca su propio camino según sus características.

Algunas se apoyan en la fidelidad de sus socios, otras optan por cobrar por sus servicios. Los Gobiernos y varias ONG alrededor del mundo también se han preocupado del tema y ayudan a financiar iniciativas

sociales, pero nunca alcanzan para todos. Tener muchos voluntarios no basta, los recursos financieros son claves para que una organización logre perpetuar su función con el pasar de los años. Las fuentes

tradicionales de financiamiento para organizaciones no lucrativas son:

Cuotas de socios - Sirve muy bien en pequeñas organizaciones, pero cuando crece, se pierden la cercanía con los socios y por ende con frecuencia dejan de pagar. Es trascendental que los socios puedan ver

con sus propios ojos los logros de la organización, incentivándolos a seguir apoyando la causa.

Subvenciones públicas - Existe financiamiento disponible a nivel nacional e internacional, especialmente dirigido hacia organizaciones que se preocupen de temas sociales. Pero la competencia es alta, y nunca es seguro que ganes.

Ingresos por servicios - Comprende los ingresos que se generan provenientes de la venta o prestación de servicios, sea cual sea: alojamiento, talleres, educación, etc. Esto se asemeja bastante a las

empresas, con todos los beneficios que ello conlleva: eficiencia y especialización.

Donaciones - Depende mucho de la capacidad de recaudamiento de la organización y de sus miembros, así como también de la cercanía del trabajo de la organización con la sociedad y los contactos con

donantes. Generalmente no es una fuente segura y constante de dinero.

Patrocinio - Lograr una alianza con una empresa puede ser una buena opción. Estas siempre están buscando mejorar su imagen, por lo que un pacto beneficia a ambos. Sin embargo, un golpe a una de los dos

organizaciones termina afectando a la otra, por lo que debes elegir bien con quien te quieres aliar.