Recursos Humanos

Claves para la selección de trabajadores con discapacidad

Contratar trabajadores con alguna discapacidad no debe presentarse como una dificultad o como la superación de una barrera. Se trata de afrontar, con naturalidad, una realidad que se encuentra dentro de la sociedad que envuelve a tu negocio. Sobre todo si esta es una acción que reportará muchos beneficios para tu empresa.
Claves para la selección de trabajadores con discapacidad
Crédito: Depositphotos.com

Contratar trabajadores con discapacidad representa una decisión estratégica de la empresa por los siguientes motivos: cumplimiento legal, compromiso social, mejora de la reputación corporativa, mejora del clima interno, acceder a posibles beneficios económicos o fiscales, comunicar este compromiso a los diversos niveles de la organización, gestionar la igualdad de oportunidades y la diversidad en la empresa.

A la hora de realizar una selección de candidatos con discapacidad para integrarlos a la empresa, el modelo de "itinerario de Integración Personalizado y Adaptado" es el sistema más adecuado por su flexibilidad, versatilidad y adaptación a las necesidades y ritmos de este tipo de empleados. Así lo indican la mayoría de expertos en Orientación laboral.

Los requisitos deseables deberán tener otro tratamiento, mostrando cierta flexibilidad. Se trata de ser realista no idealista. La valoración de las competencias necesarias dependerá obviamente del puesto a cubrir, no obstante siempre tendremos que tener en cuenta los siguientes aspectos a la hora de desarrollar la selección de trabajadores con discapacidad para un puesto en la empresa:

1. Nivel de destreza y habilidad en manos y miembros superiores: Analizar si podrá utilizar una mano o dos. También observar la movilidad de los dedos, examinado si esta le permite poder tomar objetos, etc.

2. Capacidad de comprensión y expresión escrita y oral: Es necesario que la persona pueda comprender determinados textos y escribir, mecanografiar, requiere rapidez en el teclado, etc.

3. Capacidad de esfuerzo físico: Determinar si debe poder cargar el trabajador entre 10 y 15 kg, menos de 2 kg o no tendrá que cargar peso para el puesto.

4. Polivalencia y movilidad: Establecer si tendrá la necesidad de subir a estanterías, alcanzar objetos en altura, realizar desplazamientos fuera de la oficina, y con qué frecuencia.

5. Capacidad de percepción sensorial, visual y auditiva. Aclarar si la persona deberá poder escuchar. Si fuera así, especificar si nececitará uno o dos oídos. Lo mismo con la visión, es requisito que sea óptima en ambos ojos, o sólo necesita una capacidad menor.

6. Requerimientos cognitivos: Identificar el nivel de concentración necesaria, alta carga de trabajo en el puesto, habilidad de pensamiento y de calculo necesarios para el puesto.

Si deseas más información sobre cómo potenciar el capital humano de tu negocio, revisa los artículos relacionados:

- Candidatos prefieren entregar CV en mano que enviarlo por Internet

- Elige un equipo ganador

- Evita la fuga de talento

 

www.SoyEntrepeneur.com