Hide this Looking for English Content? Click here

Aprovecha el software gratuito

Antes de apostar por estas tecnologías, conoce las aplicaciones disponibles y define cuál es la que más te conviene. ¡Toma nota y ahórrate mucho dinero!
Aprovecha el software gratuito
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Mi padre me decía: “en esta vida nada es gratis, hijo”. Un día, creyéndome más listo que él, le agradecí un desayuno que me invitó, a lo cual respondió: “este almuerzo no es gratis; tendrás que sentarte ahí y escucharme mientras comes, ¿o no?”. Punto para mi papá.

Así es el software gratuito para negocios: de cualquier manera siempre terminas pagando.Algunos no tienen costo sólo por tiempo definido. Otros son gratis para siempre pero con funciones limitadas. Y varios más ni siquiera cobran el servicio porque la verdad no son útiles ni prácticos.

La buena noticia es que hoy existe una oferta tan amplia que podrías administrar de principio a fin una pequeña empresa utilizando este tipo de herramientas. Por ejemplo, hay aplicaciones para correo electrónico, procesadores de texto, hojas de cálculo, sistemas operativos y programas para elaborar presentaciones y hasta para hacer llamadas internacionales. Lo único que no puedes conseguir sin pagar es el soporte técnico.

A continuación las categorías más comunes de programas que no requieren de inversión. Analiza cada una y conoce tanto sus ventajas como desventajas.

Freeware. Se trata de un software que prácticamente es gratuito, pero que está diseñado para alentarte a gastar dinero en alguna aplicación relacionada. iTunes es un buen ejemplo. Si bien se puede descargar y usar sin tener que desembolsar un peso, se aprovechan mejor sus recursos si cuentas con un iPod y adquieres música o videos en su tienda en línea.

Por otro lado, el Adobe Reader permite abrir, visualizar e imprimir documentos en formato pdf. Es gratis y casi estándar en todas las computadoras personales. Pero si quieres crear tus propios diseños y añadir gráficos, tienes que comprar uno de los programas de Adobe, como InDesign o Photoshop.

Tip: en general, el freeware es útil y vale la pena invertir en alguna aplicación complementaria.

Shareware. A menudo se ofrece como descarga gratuita, pero por un tiempo determinado o bien, las funciones son limitadas. El objetivo es darte una “probadita”, es decir, primero examinas cómo funciona la aplicación y luego decides si quieres adquirirla. Los videojuegos destacan por utilizar este modelo.

En cuanto a soluciones para negocios se encuentra el antivirus AVG, el cual cuenta con una versión gratuita. Esta opción es confiable aunque no da todo lo que necesitas para estar completamente protegido.

Tip: gozar de ciertos beneficios de las aplicaciones te motiva a querer más. Y para obtener más, tienes que pagar. Por lo tanto, analiza tus necesidades antes de hacer alguna compra.

Adware. El software patrocinado por anunciantes está disponible desde hace varios años. Consiste en disfrutar de un servicio gratuito a cambio de hospedar publicidad a través de banners o anuncios de todo tipo.

Google, Facebook y todas las aplicaciones de correo electrónico usan este modelo. Quizá la única desventaja es que no dan una impresión profesional al utilizarlos como herramienta de trabajo.

Tip: si buscas posicionar tu marca en el mercado, lo recomendable es que tus mails procedan de una dirección “@nombredetuempresa.com” en lugar de sitios como Yahoo! o Hotmail.

Software público. Linux es el caso más famoso de esta categoría. Es un sistema operativo desarrollado de manera conjunta por varios programadores. La aplicación resultó tan efectiva que grandes compañías la adoptaron para todo, desde para hospedar sitios electrónicos hasta para llevar la parte administrativa.

Pero la mayoría de los negocios pequeños no tiene idea de cómo usarlo o dónde conseguirlo. Esto debido a que el software público es por lo general sólo para los más valientes o fanáticos de la tecnología.

Cierto, puedes obtener versiones de acceso libre de casi cualquier tipo de aplicación, como procesadores de texto y hojas de cálculo. Sin embargo, también es un hecho que para ello se requiere un nivel de sofisticación tecnológica que pocas Pymes poseen.

Tip: incluso sabiendo cómo encontrar e instalar este tipo de herramientas, en ocasiones la implementación requiere de más tiempo y dinero que una opción comercial.

Ahora que ya sabes un poco más acerca de las diferentes categorías de software gratuito que hay, el consejo es que aproveches el freeware cuando haya opciones disponibles. Mientras que si cuentas con un genio de la computación en tu equipo de trabajo, te conviene utilizar software público. De lo contrario, paga y asegúrate de comprar un producto compatible con el que usan tus clientes y socios de negocios.



www.SoyEntrepreneur.com

OK

This website uses cookies to allow us to see how our website and related online services are being used. By continuing to use this website, you consent to our cookie collection. More information about how we collect cookies is found here.