Consultoría

Microsoft quiere fabricar su smartphone

Según un rumor no confirmado, la firma de Bill Gates evalúa desarrollar un teléfono inteligente para impulsar las ventas Windows Phone 8.
Microsoft quiere fabricar su smartphone
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Microsoft está evaluando fabricar su propio smartphone para impulsar las ventas de su software Windows Phone 8 para teléfonos móviles, de acuerdo a un analista de Wall Street que ha seguido a la compañía desde hace años.

Aunque la noticia aún no ha sido confirmada por Microsoft, se produjo un día después de que la compañía presentara su software Windows Phone 8, y en la misma semana que develó su propia tablet ‘Surface’. Estos anuncios rompen con la tradición de 37 años en los que la empresa de Bill Gates se focalizó en software y dejó el hardware para sus socios.

"Nuestras fuentes en la industria nos dicen que Microsoft podría estar trabajando con un contratista de manufacturas para desarrollar su propio aparato para Windows Phone 8", escribió el analista de Nomura Rick Sherlund.

"No está claro para nosotros si esto será una plataforma de referencia o si será un teléfono que saldrá al mercado con la marca Microsoft", señaló Sherlund, quien cubrió Microsoft para Goldman Sachs cuando el banco participó en la salida a bolsa de la compañía en 1986.

Microsoft no confirmó ni negó las especulaciones. Un portavoz dijo que la compañía estaba confiada "en nuestros socios de hardware y juntos estamos focalizados en llevar al Windows Phone 8 al mercado este año".

Windows Phone 8 es la más reciente versión del software de Microsoft para teléfonos móviles, y saldrá al mercado en el otoño de la mano de Nokia, Huawei, Samsung y HTC, vendrá equipado con chips de Qualcomm y estará disponible en más de 50 idiomas.

En la presentación, la compañía insistió en destacar la integración de Windows Phone 8 con el resto del ecosistema de Windows 8, lo que permite aumentar el rendimiento, la capacidad y la compatibilidad de los dispositivos con tecnología Microsoft.

La oferta de aplicaciones para esos teléfonos de alta gama condiciona la versatilidad de los dispositivos y en ese sentido Microsoft ha tratado de acortar distancias con Apple y Google. Hasta ahora, la compañía sólo ha podido capturar 2% de un mercado mundial dominado por el iPhone y por los aparatos que utilizan el sistema Android de Google.

Microsoft ya ha experimentado, aunque sin suerte, con aparatos telefónicos. Compró al diseñador de teléfonos Danger y desarrolló un teléfono para el hogar bautizado Kin, que fue retirado del mercado meses después de ser lanzado en 2010.