Emprendedores

2ª Cumbre de Emprendimiento Social Juvenil

El encuentro Building Potential se celebró en la Ciudad de México y su objetivo fue impulsar el desarrollo empresarial de los jóvenes.
2ª Cumbre de Emprendimiento Social Juvenil
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Con un llamado a prestar especial atención a los jóvenes mexicanos, se llevó a cabo la 2ª Cumbre de Emprendimiento Social Juvenil “Building Potential”, organizada por Ashoka México. 

El encuentro, que arrancó el pasado jueves 25 de octubre en la Escuela Bancaria Comercial (EBC) Campus Dinamarca del Distrito Federal, busca crear las condiciones para que el emprendimiento social y juvenil sea posible en el país. 

Armando Laborde, director de Ashoka México y Centroamérica, aseguró durante la inauguración del evento que “la niñez no es la única etapa importante para el desarrollo de las personas. Durante su juventud se forja su carácter y empuje”.

Miguel Ángel Carreón, director general del Instituto Mexicano de la Juventud (IMJUVE) coincidió en que es algo que se debe construir en conjunto, pues es un trabajo en equipo. Al respecto, dijo que el instituto que encabeza otorga apoyos de carácter financiero para fomentar el emprendedurismo de los jóvenes. Éstos van de los $30,000 a los $150,000 dependiendo de la constitución legal de la empresa. 

A la cumbre asistieron ponentes tanto nacionales como internacionales. Pedro Cotillo, vicepresidente de Red UnES, puso como ejemplo el caso de Perú, donde se han realizado importantes esfuerzos para introducir el emprendimiento dentro de las universidades. A un año y medio de iniciar estos esfuerzos han concretado proyectos de manera satisfactoria. "Para ser exitoso, un emprendedor social debe ser diferente a los ordinarios, debe ser extraordinario", sentenció Cotillo.

Por su parte Maritza Vargas, coordinadora de la UNA-INCUBA Costa Rica, habló de los valores que deben caracterizar a un emprendedor social. Entre éstos destacó: firmeza en sus principios; reconocimiento, mejores prácticas y adaptación; visión a futuro; acción y proactividad; altruismo; innovación; canalización de la energía; practicidad; capacidad de gestión; ingenio e intuición; liderazgo y empoderamiento; y amor y pasión.

Los emprendedores sociales no se quedan esperando a que les llegue el dinero, empiezan a trabajar. Además, deben dirigir su energía a la solución de los problemas y no en la búsqueda de culpables, subrayó Vargas.

Alianzas, indispensables para emprendedores

Durante la segunda jornada de "Building Potential" se habló del capital semilla para nuevos emprendimientos.

Aitor Llodio, director ejecutivo de la Fundación ALIARSE-Costa Rica, destacó la importancia de crear alianzas que fortalezcan el desarrollo de las empresas jóvenes. "Lo importante es conocer tus fortalezas y debilidades para aliarte con quien te complemente" aseguró Llodio.

Asimismo, Erik Wallsten de Adobe Capital, empresa dedicada a apoyar con capital semilla a pequeñas empresas con un gran impacto social y ambiental, explicó lo que buscan empresas como la suya para financiar algún proyecto. "Buscamos que tengan un triple impacto: social, ambiental y económico. Nuestro interés es crear un ecosistema con capital, talento e idea para tener éxito" aseguró Wallsten.

La Cumbre reunió durante dos días a cerca de 50 emprendedores jóvenes, con algún proyecto en desarrollo, ponentes y docentes de distintos países, principalmente de América Latina.