Plan de Negocios

Abre una agencia de DJs

Toma nota del Plan de negocios para emprender con un servicio profesional de música para eventos.
Abre una agencia de DJs
Crédito: Depositphotos.com

Si te apasiona la música, disfrutas las fiestas, tienes talento para animar a la gente y no tienes problemas con las desveladas, te proponemos analizar la posibilidad de abrir un negocio rentable y con atractivas opciones de crecimiento en México: una agencia de DJs.

Este giro es ideal para quienes tienen un profundo conocimiento de los géneros musicales, están al tanto de las novedades o tendencias sonoras y saben “conectar” con la gente. En pocas palabras, para quienes han sido DJ o conocen el medio por haber trabajado en un área relacionada. ¿Cumples el perfil y te interesa invertir en el ramo? ¡Adelante! Pero antes de emprender, revisa la siguiente información.

Del vinilo a lo digital

Un DJ, también conocido como disc-jockey o pinchadiscos, es quien crea, selecciona y/o reproduce música grabada (propia o de otros compositores) para una audiencia determinada. Su misión: llevar entretenimiento al evento social.

Su origen se remonta a la década de los 70, cuando en pleno auge de los discos de vinilo y ante la imposibilidad de muchas familias para pagar música en vivo, comenzaron a surgir quienes ayudados por tornamesas y algunas bocinas de buen alcance, animaban todo tipo de fiestas. La conveniencia de tener música mezclada y a un costo menor que el de los servicios de una orquesta, abrió paso a un negocio que hoy es el corazón de todo tipo de fiestas.

Y es que mientras cinco horas de música viva continua cuestan, en promedio, $40,000 (12 integrantes) y la hora de mariachi se cotiza en $5,550, según Mariachis México. Un servicio básico de DJ, con duración de cinco horas, inicia en los $4,000 y puede topar en los $30,000.

“En los últimos ocho años hemos visto un crecimiento importante de las agencias de DJs. Las ciudades con mayor demanda son Distrito Federal, Estado de México, Guadalajara, Monterrey y Cuernavaca, debido a la concentración poblacional y al nivel adquisitivo”, dice Salvador Boyzo, director general de No Cover, agencia de DJs especializada en diseño, producción y operación de eventos y espectáculos.

De acuerdo con los empresarios del ramo, el mercado objetivo se centra en bodas, XV años, bautizos, comuniones, aniversarios, fiestas y graduaciones; así como en eventos corporativos. Entre estos últimos destacan activaciones, lanzamientos y fiestas de aniversario de empresas, gimnasios y hospitales.
En este ecosistema de negocio, toma en cuenta que las bodas ocupan un lugar especial. De acuerdo con estadísticas del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en 2011 se registraron 570,954 matrimonios.

¿Cuántos organizan una fiesta? Al menos una de cada tres parejas, lo que a decir de los empresarios del ramo representa una oportunidad de oro para considerar el servicio de DJ en el presupuesto promedio de una celebración. Según la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), este cálculo asciende a $122,215. La suma total se divide de la siguiente manera: recepción 51%, luna de miel 28%, celebración religiosa 11% y boda civil 10%. La música es el tercer servicio más contratado (72.2%), sólo después del banquete (90.7%) y del salón/jardín de fiestas (88.9%).

“Las variantes que favorecen este negocio son la inseguridad (la gente prefiere hacer eventos en su casa), los nuevos desarrollos habitacionales que incluyen salones de fiesta y la creciente tecnología. Además diversas regulaciones, como la prohibición de fumar en lugares públicos, alcoholímetros, o el hecho de que muchas veces con menos presupuesto, llevas más espectáculo a tu boda con un DJ, que con un grupo versátil”, agrega Salvador.

Al margen de cuál sea la motivación del anfitrión, es importante reconocer que los DJs cumplen una importante labor en el ecosistema de diversión y entretenimiento, pues no sólo animan fiestas, sino también tienen una vasta zona de acción en antros, bares, discotecas y sector corporativo.

Infraestructura y equipo

Para montar una agencia de DJs es necesario tener una oficina y, por supuesto, el equipo necesario para dar el servicio. Salvador de No Cover, por ejemplo, tiene dos oficinas con estacionamiento en la Ciudad de México. Cada oficina mide 16 m2 y las bodegas un promedio de 65 m2 cada una. Éstas se encuentran en planta baja, para facilitar el acceso al equipo. Además tienen estantes de metal, parecidos a los de supermercado, para facilitar el acomodo hacia arriba.

En su caso, tiene un show room de 70 m2, donde el cliente puede ver una muestra del equipo que se usará en su evento, por ejemplo en pistas de baile, iluminación y audio. Aquí también se encuentran salas lounge en renta.

Respecto al equipo necesario para arrancar, los emprendedores del sector aconsejan comenzar con un equipo básico y robustecerlo a la par que crece la demanda. Puedes iniciar con un kit de luces, dos bocinas, un amplificador, equipo de control (tornamesas, micrófono), consola, computadora, pista de led de 4x4 metros, máquina de humo, rayo láser, disfraces y kit de animación. No te olvides de una planta de luz.

Posteriormente, puedes comprar más bocinas, ecualizadores y luces, así como pantallas, proyectores, lanza llamas y lanzadores de CO2 (efecto especial). También puedes introducir otras líneas de negocio para aumentar tus ingresos, como la renta de salas lounge y muchos elementos decorativos.

En el centro de la Ciudad de México puedes encontrar diversos proveedores. También hay opción para comprar en línea. En ambos casos asegúrate de que sean distribuidores autorizados, que te ofrezcan garantías y que cuenten con servicio y refacciones.

¿Qué hay con la música? ¿De dónde se obtiene? La mayoría de los DJs cuentan con un catálogo que han acumulado durante años y el cual actualizan de manera constante. Algunos hacen mezclas propias, otros prefieren respetar las versiones originales y tocar sólo lo que tiene derechos de autor.
“La música se compra en Internet, en CD o incluso, existen disqueras que te comparten sus temas promocionales. En nuestro caso, contamos con un estudio de grabación, en donde se adaptan las versiones originales para hacerlas mix y tenerlas listas para tocar en los eventos”, aclara Salvador.

Para mantenerse vigente, este DJ renueva cada mes su biblioteca tomando en cuenta el top 10 de estaciones de radio como: 97.7, MTV, Digital 99.3, Alfa 91.3, Exa FM, Telehit y la Z. “Además usamos otras fuentes, como el top 10 de Mixup en discos vendidos y acudimos dos veces al mes a algún antro de moda para ver lo que está sonando”, añade.

Resuelto lo anterior, es muy importante prever los aspectos legales. De entrada, debes tener un contrato de compra venta de servicios. Pídele a tu abogado que te ayude a redactarlo. De manera general debe incluir la descripción de los servicios que se contratarán, el lugar, fecha y hora del evento, duración del mismo, servicio que se entrega, y forma y tiempos de pago. Generalmente se pacta el evento con un anticipo de 50% y el resto se liquida el día del evento.

“Una forma de promocionarse es en las expos especializadas en bodas, XV años, comuniones y bautizos. También puedes anunciarte en sitios especializados en estas temáticas”, dice Jesús Anaya García, dueño de DJ Jag Fashion Events, en Morelia, Michoacán.

No olvides el tema del automóvil utilitario. Inicia con uno y, a medida que el negocio crezca, adquiere un segundo vehículo.

Servicios de calidad

Una agencia profesional ofrece servicio de DJ, renta de equipo de audio e iluminación y servicio de animadores y bailarines. Algunas cuentan con líneas adicionales de negocio, como renta de salas lounge, escenarios y decoración.

Generalmente, estas agencias venden sus servicios en forma de paquete, de modo que hay fiestas que sólo piden al DJ, luz y sonido; y otras que demandan la “artillería completa” con equipo completo de luces, pista de led, escenario, animadores y bailarines.

El precio total del servicio depende de las horas del servicio, el aforo y el concepto requerido por el cliente; de modo que hay opciones para 50, 100, 250 o más personas, con una duración promedio de cinco o seis horas.

“También existen paquetes especiales que incluyen servicios que pueden variar por el tipo de evento y presupuesto del cliente, por ejemplo: Incluir algún show, edecanes, regalos de animación para invitados, efectos especiales como pirotecnia, o el uso de talento como bailarines, animadores, conductores, etcétera”, añade el director general de No Cover.

Tras dedicarse por años a la música, Salvador inició su negocio en 2004 impulsado por la necesidad de obtener dinero para estudiar la carrera de Mercadotecnia. Comenta que los precios de los paquetes oscilan entre $4,000 y $7,500, aunque hay casos en que pueden superar $30,000. Los costos incluyen montaje, desmontaje, operación y transportación del equipo.

“Este negocio debe gustarte mucho y para que tengas éxito debes conocerlo. Yo, por ejemplo, participé desde los 12 y hasta los 18 años con algunos grupos como músico y productor; ahí me di cuenta que tener una agencia de DJs y organización de fiestas era el camino natural. Ahorré $8,000, compré un pequeño kit de iluminación, 100 discos y pedí prestadas dos bocinas pequeñas, junto con dos discmans y comencé a anunciarme en periódicos locales como Dj para fiestas”, recuerda.

Aunque Salvador creía que el negocio era sencillo, en poco tiempo se dio cuenta que debía mejorar sus procesos si aspiraba a mantenerse en la competencia. “Los principales obstáculos fueron el costo de los equipos y encontrar a personas con talento que compartieran mi misma visión, pasión, compromiso y estuvieran dispuestos a sacrificar contigo fines de semana, desveladas, y otras cosas importantes como eventos familiares”, recuerda.

Salvador comenta que como parte de la evolución de la empresa, se incluyeron otros servicios, como karaoke, video, mobiliario lounge y pistas iluminadas. También se sumó una parte importante de talento humano como DJs, cantantes, grupos y personalidades de la talla de High School Musical México; Arturo Macías, conductor estelar de 97.7; y Unik Breakers, campeones nacionales de break dance, entre otros.

Después comenzaron la producción de eventos como XV años y bodas, que posteriormente los llevaron a trabajar con marcas como Pantene, la cadena de gimnasios Energy Fitness, Hard Candy de Madonna y LG, entre otras. Actualmente, Salvador y su empresa No Cover están posicionados en el sector de eventos particulares y corporativos.

El valor de la gente

Aunque no hay una receta que indique el ABC para lograr el éxito en una agencia de DJs, contratar recursos humanos comprometidos, profesionales y con conocimientos, puede hacer una gran diferencia en el curso del negocio.

De inicio, el emprendedor debe ser una persona con experiencia en el mundo de la música; con don de mando, capacidad de organización, conocimientos de administración y mercadotecnia, y que se mantenga a la vanguardia en materia de luces y sonido.

“También es muy importante contratar DJs profesionales, que conozcan de música, que lo mismo puedan presentarse en un evento de jóvenes, que en una boda donde los asistentes piden todos los géneros para bailar. Deben ser chavos que prendan a la gente, que sepan mezclar bien para mantener el nivel de la fiesta”, agrega Jesús Anaya García, mejor conocido como DJ Jag.

Este emprendedor inició como ayudante en la industria de los DJs a los 11 años de edad. Actualmente, tiene 33 años y ya no es empleado. Ahora es dueño de DJ Jag Fashion Events, en Morelia, Michoacán.

“Me enfoco a bodas, XV años, conciertos y eventos corporativos. He trabajado en eventos de artistas como Jaime Camil, Jeans, Mercurio, Yuri, La Arrolladora, El Recodo, Sentidos Opuestos, Molotov, Control Machete, María del Sol, Omar Chaparro, Adal Ramones y hasta la boda de “El Buki”, dice Jag, quien también es dueño de DJ Factory, una escuela de DJs.

Este emprendedor recomienda comenzar con un stock básico de luz y sonido y, de acuerdo con la demanda de servicios, rentar equipo adicional en tiendas especializadas o a otros DJs. ¿El objetivo? Capitalizarse, sin invertir en un inicio grandes sumas de dinero.

“Nunca decía ‘no’ a un evento. Si me hacía falta equipo, me movilizaba para encontrarlo; si requería gente, siempre tenía quien me apoyara. Llegó un momento en que me solicitaban mucho para bodas y contraté a gente de fijo. Ahora tengo personal de planta y colaboradores eventuales, a quienes llamo por evento”, añade. Esta fórmula es la que mejores resultados da a los emprendedores del ramo. De esta manera, reducen la carga fiscal y de seguridad social, al tiempo que aseguran recursos humanos para la realización de eventos.

¿Qué personal se requiere? Depende del tipo y tamaño de empresa. Salvador, por ejemplo, tiene cinco empleados de base (dos en ventas, dos en mantenimiento y uno en administración), y un equipo eventual de 15. Pero si el evento es muy grande, la plantilla puede elevarse a 50 o más personas.
Obviamente, los recursos humanos deben tener contrato, independientemente de si trabajan de planta o de manera eventual. Pregunta a un abogado tus obligaciones patronales en ambos esquemas y pídele que te redacte un contrato laboral.

“Quienes estamos en este medio ya nos conocemos y es relativamente sencillo contactar a otros DJs para fiestas. En lo personal, tengo la escuela de DJs y ahí preparo a los chicos que me ayudan en las fiestas. Para los animadores, recurro a una escuela de baile, pues se necesita que sean lo más profesionales para poner coreografías o bailar en un escenario”, comenta DJ Jag.

Estos bailarines también hacen las veces de animadores (reparten disfraces y amenidades), y en algunos casos están capacitados para andar en zancos o hacer acrobacias. Como consejo adicional, los especialistas recomiendan comprar un seguro de responsabilidad civil: “esto a fin de amparar posibles daños causados a la infraestructura del lugar donde vas a trabajar”, señalan.

Finalmente, toma en cuenta que una agencia de DJs supone un ritmo de trabajo muy diferente al de otros negocios. Recuerda que aquí hay que trabajar incluso en días festivos y fines de semana. No olvides que muchos eventos se realizan por la noche.

Si te atrae asumir esta dinámica y explorar esta oportunidad, capacítate. Acude a ferias especializadas de electrónica, así como de DJs. Pueden servirte para hacer contactos y conocer proveedores.