Hide this Looking for English Content? Click here

9 estilos de liderazgo

Conoce los rasgos que debes tener, cultivar o buscar en el resto de tu equipo para dirigir con éxito una startup.
9 estilos de liderazgo
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Muy pocas personas conocen su estilo de liderazgo, o, mejor dicho, sus fortalezas y debilidades. Sin embargo, esto es un error. Desde para liderar una empresa hasta para contratar empleados, necesariamente debes saber en qué eres bueno y en qué aspectos necesitas ayuda para alcanzar las metas del negocio. Podría decirse que es aún más importante desarrollar habilidades de liderazgo que de negocios para conseguir el éxito de una startup.

Pero, claramente, estas habilidades no siempre son innatas. Para la mayoría de los emprendedores, se requiere de mucho trabajo para cultivarlas. Para descubrir en dónde estás y cómo alcanzar tu máximo potencial existe una gran diversidad de cursos, seminarios y gurús. Pero un buen lugar para empezar es un libro sobre llamado Intelligent Leadership (Liderazgo Inteligente), escrito por John Mattone. En éste, Mattone comparte su experiencia ayudando por años a líderes que aparecen en el listado de las 500 de Fortune a superar sus límites y adoptar hábitos de liderazgo.

En el libro, el experto identifica y hace la distinción entre nueve rasgos de liderazgo que ve en todos los emprendedores, en algún punto. Los empresarios más efectivos son aquellos que conocen sus rasgos dominantes y saben construir un equipo que supla lo que él no puede cubrir.

Te compartimos los nueve rasgos de liderazgo que debes cultivar en ti o que debes buscar en el resto de tu equipo. En todos los casos, recuerda que para alcanzar tu máximo potencial de liderazgo debes ser auténtico y mantenerte fiel a tus principios:

1. Ayudantes
Los ayudantes maduros son los más considerados y sensibles de todos los tipos de liderazgo. Son excelentes mentores y coaches, pero tienen una fuerte necesidad de ser admirados y respetados a cambio. Puedes fortalecer este rasgo siendo más consciente de tu necesidad de agradar, y no ser posesivo o controlador.

2. Entretenedores
Los entretenedores ganan el respeto de los demás con empuje, determinación, trabajo duro y la habilidad de ganarse a la gente. Pero pueden fijarse con el hecho de ‘verse’ exitosos, mostrando más estilo que sustancia, inflando su importancia o con la necesidad de siempre ganar.

3. Artistas
Los artistas son quizás los líderes más creativos e innovadores. Éstos tienden a mover a la gente profundamente y a sacar lo mejor de ellos. Conforme más maduran, obtienen mayor inspiración de otros que de sí mismos. Puedes mejorar tu lado artista evitando la negatividad, la pereza y enfocándote en la disciplina.

4. Pensadores
A los pensadores les gusta analizar el mundo que los rodea y podrían preferir pensar que actuar. Los pensadores maduros entienden rápidamente los problemas y saben explicárselos a los demás; también toman decisiones lógicas. Puedes fomentar este rasgo no saltándote a las conclusiones, buscando consejos y trabajando con otras personas en quienes confíes.

5. Discípulos
Los discípulos son capaces de formar grupos de trabajo fuertes, pero a veces son incapaces de actuar sin tener permiso de una autoridad, por lo que no suelen buscar posiciones de liderazgo. Este rasgo puede fortalecerse aceptando responsabilidades, reduciendo la reacción al estrés y cortando cadenas de la autoridad.

6. Activistas
Los activistas son especialmente buenos levantando el espíritu de su equipo y generalmente son entusiastas y confiados. Tienden a sumergirse en varias actividades, pero a la vez pueden ser impulsivos y preferir la cantidad sobre la calidad. Los esfuerzos de mejora pueden incluir escuchar más a la gente, pensar en los detalles y aprender a decir que no.

7. Conductores
Los conductores son los líderes más agresivos, ya que disfrutan estar al mando y pueden mejorar las cosas gracias a su autoestima. Desafortunadamente, podrían sentir la necesidad de dominar toda situación y tomar todas las decisiones. Los conductores maduros permiten que los otros ganen y saben co-equipar.

8. Árbitros
Los árbitros tienden a ser los más abiertos; lo que ves es lo que hay. Encuentran formas de juntar a la gente e involucrar a todos. Para ser un mejor árbitro, necesitas ser más asertivo, abierto, compartir tus sentimientos y desarrollar tus habilidades para escuchar.

9. Perfeccionistas
Los perfeccionistas maduros son capaces de ser grandes líderes, debido a su profundo sentido sobre lo que está bien y lo que está mal. Usualmente son muy críticos de ellos mismos y de los demás, y muchas veces se frustran con la realidad. Para mejorar, necesitan aprender a relajarse, escuchar a otros y recordar que nadie es perfecto.