Marketing

Promuévete con tus tarjetas de presentación

Aprovecha estos objetos para hacer marketing de ti y de tu negocio ante una audiencia segmentada y cautiva.
Promuévete con tus tarjetas de presentación
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Todos los días repartimos un pequeño panfleto de nuestro negocio sin siquiera darnos cuenta. Revisa tus cajones o tu cartera; seguramente encontrarás tarjetas de presentación de todos los tamaños, colores y formas. Sin embargo, aunque entendemos que contar con estos pedazos de papel es necesario, muchas veces fracasamos en verlos como una oportunidad de hacer marketing.

Es momento de empezar a ver estas tarjetas como lo que son: la mejor oportunidad para promocionarte a ti y a tu negocio a una audiencia segmentada y cautiva. Después de todo, eliges dársela a una persona por una razón.

Te compartimos seis formas de aprovechar tus tarjetas de presentación para que colecten ventas, y no polvo:

1. Entrega tu tarjeta con un propósito
No sólo hablamos de comunicación; las tarjetas multi propósito son vistas más frecuentemente que una promedio. Conviértela en un separador de libros, una estampa, un ticket o una nota. Conviértela en una pieza de conversación, y tu negocio inmediatamente será parte de la conversación.

2. Monitoréala
Incluye un código QR en tu tarjeta, y siempre que la entregues dale al receptor un incentivo como descuentos o cupones por revisar tu sitio. De esta forma podrás monitorear cuánto invita tu tarjeta a la acción. Si el diseño o la recompensa actual no funcionan, intenta con otro.

3. Reta a las personas
Sorprende a la gente con un hecho divertido o con alguna figura en tu tarjeta de presentación. Por ejemplo, añade un dato curioso como: “Es más probable que sobrevivas un accidente en avión a que le des clic a un banner”. Esto podría invitar a una conversación acerca de las nuevas estrategias y canales de marketing. Captura y sorprende a las personas cuando lean tu tarjeta. Esto hará que tu negocio sobresalga.

4. Añade credibilidad con testimoniales
Los clientes se identifican con otros clientes. Debido a eso, los testimoniales hablan por varios. Considera añadir una breve frase en la parte trasera de tu tarjeta de presentación; es una buena forma de usar espacio disponible que, de otra manera, se desperdiciaría.

5. Apoya una causa
En estos días, el impacto social y los negocios van de la mano. Hazles saber a las personas las causas que te mueven. Usa tu tarjeta como un vehículo para hacer una diferencia, y los receptores obtendrán un mayor entendimiento de lo que te motiva como persona y como profesional.

6. Ponle rostro al nombre
Considera insertar tu foto en tu tarjeta para que la gente pueda ponerle cara a tu nombre, aun mucho después de conocerte. Una foto no sólo añade familiaridad a tu marca y aumenta su credibilidad, sino también brinda una imagen de ti como persona y te hace diferenciable de la competencia.

7. Haz el intercambio inolvidable
El acto físico de intercambiar tarjetas puede ser tan valioso como la tarjeta en sí. Úsalo para iniciar una conversación que te permita entender mejor sus necesidades, intereses y hobbies. Mientras entregas la tarjeta, menciona que le darás seguimiento y refuerza el valor de tu negocio.