Startups

5 secretos que no enseñan en clases

La Universidad es sólo el inicio. Te decimos algunas cosas que tus maestros no te revelaron sobre el reto de emprender.
5 secretos que no enseñan en clases
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

En la graduación es importante que recuerdes algo: la Universidad es tan sólo el comienzo. Y aunque este evento invita a la celebración, las realidades del mundo real poco a poco aparecerán. Si eres recién egresado, antes de lanzar tu startup toma nota de estos cinco secretos de negocios que tus profesores nunca te revelaron:

1. La Universidad es caótica, pero los negocios son metódicos
La fábula de la tortuga y la liebre no sólo trata de la velocidad, sino también de enfoque. Y llenarte de información para estudiar para los exámenes al final del semestre ya no te funcionará en tu startup. Necesitas reducir el ritmo acelerado y tener un horario más balanceado y una estrategia de trabajo.

 Concentrarte y poner tu enfoque en los temas importantes (como el desarrollo y crecimiento del negocio) te ayudará a modificar y adaptar tus habilidades. Recuerda, convertirte en un emprendedor exitoso es un maratón, no una carrera de velocidad.

2. Tu objetivo es más que almacenar conocimiento
Una de las percepciones más honestas que descubrí de una maestra de inglés era su explicación sobre por qué los estudiantes debían ir a su clase. Ella creía que aunque el Inglés no era necesariamente la base de una carrera, era una gran oportunidad para aprender a expresarte. La Universidad te enseña habilidades útiles, pero depende de ti que las lleves al siguiente nivel.

3. No desperdicies tus electivas
Podría haberte parecido que las materias electivas en la Universidad eran bastante arbitrarias y una excusa para divertirte o ‘irte de pinta’. Sin embargo, estas clases te permiten aprender sobre áreas externas a tu carrera, lo que podría ayudarte a descubrir nuevas cosas de ti. Si tomaste una clase inusual, como filosofía, o fuiste parte de un grupo que llamó tu interés, no lo olvides. Toma lo que aprendiste, úsalo en el mundo real y aplícalo en tu startup.

4. Los proyectos en equipo son productivos
Estoy seguro de que estás acostumbrado a cargar pesos muertos en tus trabajos en equipo; es decir, a personas que no hacen nada y sacan exactamente la misma calificación que aquellos que sí se esforzaron. Pero no te desesperes, puedes convertir esta experiencia en una positiva contratando a las personas correctas.

Recluta inteligentemente y usa las fortalezas individuales de cada uno para crear un grupo más fuerte. El buen liderazgo significa ser capaz de formar equipos con habilidades compatibles y complementarias. Usa tus experiencias negativas en proyectos grupales para construir equipos efectivos.

5. No debes pagar por conocimiento
La Universidad es un gran lugar para aprender, pero uno de los aspectos más importantes que debes tener en cuenta al emprender es que el aprendizaje es continuo; siempre tienes que estar aprendiendo. En otras palabras, la escuela aún no termina, ya que debes seguir aportando a tu crecimiento personal y educación.

La mejor manera de hacer esto es leyendo, involucrándote con tu comunidad y buscando consejo de los demás, como de tus mentores. Si tienes una agenda muy apretada, invierte en audiolibros y aprende mientras te trasladas.