Startups

Cómo encontrar al co-fundador perfecto

Si necesitas un socio toma nota de estos tips para escoger a alguien que sea compatible contigo y se apasione por el negocio.
Cómo encontrar al co-fundador perfecto
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

¿Cuál es la mejor manera de encontrar a un buen co-fundador? Muchos emprendedores se hacen esta pregunta, pero por más que buscan no encuentran a alguien que complemente sus habilidades y comparta la visión y pasión del negocio.

Primero, debes preguntarte si realmente necesitas a un co-fundador. Por ejemplo, si estás buscando a un co-fundador técnico porque tú careces de esas habilidades, podrías considerar aprenderlas o contratar a alguien que se haga cargo de esa labor. Si apuestas por aprender esas habilidades, en un futuro podrás comunicarte mejor con tu equipo técnico, así como hacer contrataciones más certeras y tomar mejores decisiones.

Sin embargo, si realmente necesitas a un co-fundador que complemente tus habilidades o que tenga contactos, debes asegurarte que sea alguien con quien puedas trabajar y tomar decisiones. Te comparto algunos de los puntos que debes considerar:

Haz networking
Si estás en una ciudad grande, especialmente en una con una nutrida comunidad tecnológica, existen varios eventos regulares donde puedes encontrar a este tipo de personas. Por ejemplo, en el caso de la startup mexicana de crowdfunding para conciertos musicales, Bandastic, algunos de sus fundadores se conocieron durante Campus Party, un evento que reúne a jóvenes interesados en el emprendedurismo y ambiente digital.

Es recomendable que asistas a magnos eventos como la Semana Nacional del Emprendedor (en agosto); reuniones ocasionales, como Startup Drinks y concursos como Startup Weekend donde las personas están abiertamente buscando socios y relaciones de negocios; o trabajar en espacios colaborativos (de co-working) como The Pool, 3er Espacio o Urban Station.

Otra opción es acercarte a las aceleradoras e incubadoras que tengan proyectos de este tipo y ofrecerte a colaborar. Nunca sabes dónde puede surgir una oportunidad interesante.

La compatibilidad es clave
En el momento de buscar a un co-fundador (como al buscar una pareja), el atributo más importante es la compatibilidad. Algunas empresas duran más que los matrimonios, así que no quieres estar unido a alguien con quien no te lleves bien o por quien no estés dispuesto a sacrificar algunas cosas.

Una buena forma de asegurarte que sea adecuado, es ponerse a prueba mutuamente. Antes de firmar un contrato, observa qué tan bien trabajan juntos en un proyecto y en las tareas del día a día. Es esencial que te fijes especialmente en su actitud y respuesta cuando ocurre un problema.

Sé honesto con la repartición del negocio
Necesitas pensar a detalle cuánto de tu compañía estás dispuesto a darle a tu co-fundador y asegurarte que estas conversaciones sean lo antes posible. No hay una fórmula infalible para determinar qué tantas acciones debes ceder. Pero no importa el número que elijas, es crucial tener discusiones honestas y claras sobre ello. De otra manera, surgirán conflictos en el camino.

Cuando le ofreces a un co-fundador (o a quien sea) parte de tu empresa, estás dando acciones de la misma. Debes delimitar cuánto recibirán con el tiempo –un poco durante el primer año, más en el segundo, y así en adelante. En el caso de las startups, las acciones suelen cederse en un periodo de cuatro años, lo que significa que tú y tu socio tienen un compromiso de largo plazo.

Al igual que buscar a la pareja perfecta, encontrar al co-fundador correcto es difícil. Para hacerlo es imperativo ser social, salir y conocer a la gente, sabiendo de antemano que la primera persona que conozcas puede o no ser la adecuada.