Tecnología

Qué pudo hacer BlackBerry para evitar la caída

La empresa que lideró el mercado de los smartphones hoy está cerca del fracaso. Estas estrategias le hubieran ayudado a mantenerse competitiva.
Qué pudo hacer BlackBerry para evitar la caída
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Existe cierta duda sobre si BlackBerry es una marca en peligro. Hace una semana, se anunció que la empresa podría despedir a cerca del 40 por ciento de su equipo debido a una pérdida de US$1,000 millones en el cuatrimestre pasado.

Lejos de los días cuando BlackBerry tenía la posición dominante en el emergente mercado de los smartphones, en los últimos años la compañía ha batallado por mantener una parte en un sector dominado por Apple, Samsung y otros dispositivos Android. Hoy, BlackBerry tiene sólo 3.8% del mercado en Estados Unidos, a diferencia del 43% que ostentaba en enero de 2010.

Considerando la caída de una marca tan icónica, claramente la pregunta es qué pudiera haber hecho distinto. ¿Existen tácticas que de usarse en años pasados hubieran logrado evitar la colisión de BlackBerry?

Después de monitorear más de 500 mercas en años recientes, examinando qué distingue a las que perduran de las que perecen, sugiero que hay al menos cinco cosas que BlackBerry hubiera podido hacer diferente y que le hubieran permitido mantenerse competitivo. Podría:

1. Haber estado dispuesto a aceptar nuevos formatos de hardware
Aunque el teclado completo QWERTY se ha convertido en la función clave de BlackBerry, está claro que la empresa tardó demasiado en lanzar un dispositivo con pantalla táctil. Mientras que el resto del mercado huía de los teclados integrados, BlackBerry se estancó en su formato probado y rápidamente perdió atractivo ante una nueva generación de consumidores.

Naturalmente, esa desviación en el pasado hubiera hecho que BlackBerry perdiera a algunos de sus fans existentes y erosionado su propuesta de valor en el mercado. Sin embargo, dejar ir este diseño era un paso crítico para el futuro. Como Steve Jobs una vez dijo, “Si no estás dispuesto a canibalizar tu propio producto, alguien más lo hará”.

2. Reconocer antes que los deseos de los consumidores estaban cambiando
En los primeros días, BlackBerry ganó tracción gracias a las robustas herramientas de seguridad, como la solución de email de la empresa. Aunque esto funcionaba muy bien en el mercado corporativo, Blackberry falló en reconocer que las funcionalidades sexy estaban ganando relevancia sobre la seguridad del software en la mente del consumidor promedio.

Como el papel de los smartphones ha mutado mucho más allá de la funcionalidad del simple teléfono, BlackBerry se quedó vendiendo funcionalidades que cada vez importaban menos a sus consumidores.

3. Hacer más cambios fundamentales en su sistema operativo
BlackBerry se mantuvo demasiado seguro por mucho tiempo. Mientras que sus rivales lanzaban vastamente nuevos sistemas operativos para sus dispositivos, cada lanzamiento de Blackberry era una mejora de su predecesor.

En esto existen lecciones de otros fabricantes de smartphones como Apple. El cambio evolutivo no es suficiente en el ámbito de la tecnología, que se mueve rápidamente. La innovación revolucionaria es necesaria para mantenerse a la delantera de la competencia.

4. Ser más abierto y flexible
Las reglas y restricciones de BlackBerry en cuanto al desarrollo de aplicaciones fueron recientemente descritas como “draconianas” por una persona influyente en la industria. Esta estrategia rígida y restrictiva disuadió la innovación externa y resultó en esta marca siendo superada por los smartphones de Apple y Android que eran dirigidos por las aplicaciones.

5. Reconocer el cambio
La empresa pudo haber reconocido mejor las amenazas que involucraba el cambio ‘Trae tu propio dispositivo’. Mientras que los BlackBerries alguna vez fueron la primera opción, cuando los empleados empezaron a llevar sus propios dispositivos a finales de la década del 2000, los ejecutivos de BlackBerry se alarmaron.

Pero a pesar de esto, el CEO de la empresa, Jim Balsillie, despidió sus preocupaciones diciendo que no valían la pena –un error de juicio que le costó mucho a la empresa. Si BlackBerry hubiera atendido este cambio en lugar de ignorarlo, podrían haber tomado acción para mitigar el daño.

Aunque un mundo sin BlackBerry pudiera haber sido inconcebible hace algunos años, esta posibilidad cada día se hace más real. Al igual que Nokia recientemente accedió a unirse con Microsoft para evitar fracasar, Blackberry tendrá que tomar decisiones muy difíciles en los próximos meses para sobrevivir.