Emprendedores

Protege los sueños de los estudiantes

Con tantas carreras universitarias terminando, los futuros emprendedores deben tomar en cuenta que la red de seguridad está desapareciendo.
Protege los sueños de los estudiantes
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Los graduados de hoy en día son los soñadores. ¿Por qué? Porque pueden. Las escuelas, especialmente las universidades, son zonas seguras. Eso es algo bueno.
En esos ambientes protegidos, los estudiantes descubren sus pasiones y desarrollan sus habilidades. Esto les pasa también a los estudiantes emprendedores.

Hoy en día, las escuelas ofrecen oportunidades para explorar y validar sus ideas. Además del aprendizaje tradicional, los estudiantes pueden experimentar cómo la innovación se convierte en un negocio.

Este “camino menos transitado” tiene muchas vueltas y giros inesperados. Las ideas iniciales fallan. Los ingresos son diferidos y el fracaso es inevitable. Pero hay una cosa que puede terminar el sueño; la llamada de atención de la graduación.

Cuando los estudiantes se gradúan, ese ambiente enriquecedor desaparece y las presiones económicas y sociales, así como el miedo al fracaso, les quitan sus ideas.

¿Cómo los podemos ayudar a mantener el sueño vivo?

1. Preséntales a sus mentores. Una de las mejores cosas que podemos hacer para ayudar a los emprendedores a mantener sus sueños vivos, es ayudarlos a conseguir y cultivar mentores antes de la graduación.

Las universidades pueden hacer esto también al aproximarse a aquellos alumnos egresados de mucho o poco tiempo que siguen su sueño junto con los estudiantes. El emprendedurismo es un llamado silencioso. La educación experiencial es valiosa. Pero la motivación y la sabiduría de los modelos, especialmente los cercanos, es invaluable.

2. Minimiza los riesgos y el arranque. Los emprendedores, especialmente los más jóvenes, no pueden gastar tiempo y dinero en cosas que no deberían ser. Pueden reducir el costo de los recursos que necesitan al ser ingeniosos y minimizando los riesgos contantemente.

La esencia de ser ingeniosos, es encontrar a alguien que comparta tu visión y pasión. La esencia de buscar la mejora continua es conducir experimentos para validar la demanda del cliente, el modelo de negocio, viabilidad técnica y escalabilidad.

3. Mantenlos enfocados en el sueño. Los padres, compañeros y parejas tienden a aportar seguridad financiera. Sin embargo, mientras la graduación se aproxima, muchos estudiantes se despiertan del sueño y buscan una forma de vida más predecible que el emprendedurismo ofrece. Pero no deberían renunciar. Hay recursos que ayudarán  a los emprendedores a arrancar sus startups.

Las ideas de valor son esas que han sido validadas en el mercado. La mejor validación es la orden del cliente. El punto es que el dinero está disponible por medio de incubadoras y competencias.

Aquí está el problema: los estudiantes tienen más tiempo y flexibilidad para aprovecharse de esas oportunidades que los graduados.

Los emprendedores pueden entrar a un trabajo con la empresa X, pero también pueden planear para más adelante y mantener el sueño vivo al compartirlo con sus compañeros emprendedores. Una porción de algo es mejor que una porción de nada.

La sociedad les dice a los estudiantes que “consigan un trabajo” pero la ésta también necesita soñadores que crean ese negocio en lugar de trabajar para él. La graduación no debe ser un obstáculo en el camino.