Consultoría

3 cosas que deben recordar los jóvenes

Un poeta del siglo 20 compartió algunas lecciones de vida y negocios que los líderes jóvenes deben tomar en cuenta.
3 cosas que deben recordar los jóvenes
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

A veces la inspiración viene de los lugares más inesperados. Rainer Maria Rilke fue un gran poeta del siglo 20. Uno de los grandes legados que dejó es un volumen titulado “Cartas a un joven poeta” que fue publicado por un joven con el que se escribió Rilke durante casi cinco años.

Este libro tiene 10 cartas escritas a un hombre llamado Franz Kappus. Kappus tenía 19 años y estaba a punto de entrar al ejército. Fue entonces cuando le escribió a Rilke buscando orientación. Rilke tenía sólo 27 años cuando la primera carta fue escrita.

Mientras leía sus consejos, se me ocurrió que estas sugerencias aplicaban a los jóvenes emprendedores así como a los artistas.

1. Vive en la pregunta
“Ten paciencia con todo lo que permanezca sin resolver en tu corazón….vive en la pregunta”.

Cuando comencé como emprendedor, vivía en el sillón de mi hermana y tenía muchas preguntas sin responder. No sabía cómo iba a continuar mi carrera atlética mientras me recuperaba de un herida que me sacó del fútbol profesional, pero estaba determinado a no dejar ir mi sueño de ser un atleta profesional. Sabía que no quería trabajar para alguien más y que quería construir un negocio que me permitiera tener cierto estilo de vida y la libertad que deseaba.

En lugar de tratar de descubrir todo de una vez o quedarme como paralizado, puse un pie frente al otro a pesar de las preguntas que tenía. Construí mi negocio sobre mis pasiones: networking, deportes y hablar en público. Siempre viviremos con preguntas, así que necesitamos relajarnos, tener metas y disfrutar del viaje.

2. Mantén una actitud de gratitud
"Si tu vida está mal, no la culpes, cúlpate a ti, dite a ti mismo que no eres poeta suficiente para suscitar tus riquezas, ya que para el creador no hay pobreza y ningún lugar pobre e indiferente”.

Yo era una molestia cuando era niño, siempre estaba enojado por lo que no tenía. Las cosas cambiaron drásticamente en mis 20s cuando comencé a poner un gran énfasis en la gratitud. Después de hacer eso, vi la abundancia en todas partes sin importar mis circunstancias. Enfócate en lo bueno de tu vida, no en las cosas que te hacen falta. Cada día tenemos la oportunidad de aprender algo nuevo, disculparnos por nuestros errores y reiterar nuestros compromisos.

3. Deja que tu miedo sea tu compás
“Tal vez todos los dragones en nuestras vidas sean princesas que sólo están esperando vernos actuar, sólo una vez, con belleza y coraje”.

Hay formas de manejar situaciones e instancias en tu vida, pero preocuparte por eso no te ayudará. Aunque tengas miedo, hazlo. Mi amigo y psicólogo deportivo, el Dr. Jeff Spencer, me dijo esto una vez y se me quedó grabado. Los grandes atletas sienten miedo como todos, pero lo canalizan para dar fuerza a su espíritu y pasión para competir.

Generalmente esa cosa de la que tenemos mucho miedo es exactamente lo que necesitamos para crecer en los negocios y llegar al siguiente nivel.