Tecnología

Favoritoys: Juguetes a la medida y en 3D

Sumando tecnología a un giro artesanal, esta empresa logró estandarizar el proceso de producción de sus art toys.
Favoritoys: Juguetes a la medida y en 3D
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Son figurillas que miden máximo 10cm de alto. Están hechas en acrílico y plastilina epóxica y llaman la atención por su diseño único. Se producen en cantidades limitadas y con un toque artesanal, pues generalmente se pintan a mano. Se trata de los art toys o juguetes de diseñador, que se fabrican a partir de imágenes y que constituyen un regalo personalizado a precio accesible (desde $599, debajo del promedio del gasto en regalos en México).

En 2012 Rudy Laddaga se dio cuenta de que en el país se vivía un boom por las figuras coleccionables y decidió asociarse con Luis Alberto Coutiño para crear Favoritoys. Esta es una empresa de origen chiapaneco, que desde marzo de 2013 comercializa en línea figuras de autor, que se elaboran a partir de una fotografía.

Las piezas miden 6.5cm de alto x 5cm de ancho y 5cm de fondo, y pueden incluir el peinado o ropa favorita del cliente. Adicionalmente se le pueden incorporar accesorios como una bicicleta o una guitarra e incluir una mascota, siempre y cuando no sea más pequeña que un hurón ni más grande que un perro. Lo mejor es que la persona lo recibe en su domicilio al cabo de dos o tres semanas.

“Emprendí desde que tenía 13 años y a esta edad ya es un vicio”, dice Rudy, quien desde muy joven ha estado involucrado en los negocios relacionados con la imagen y el diseño. La idea de los juguetes era de Luis, quien los elaboraba a mano. “Pero el proceso, por ser 100% artesanal, era muy tardado y poco escalable. Además, los juguetes, por el material con el que estaban hechos, eran delicados”, explica.

Aún así, los emprendedores recibían un promedio de 15 pedidos a la semana y no podían aceptar más por todo el trabajo y tiempo que implicaba su producción.  

La solución llegó en la primavera de 2013 con 500 Mexico City, la aceleradora de startups, de quien recibieron asesoría e inversión. “Queríamos traducir el método de producción artesanal a uno digital a través de la impresión 3D. Cuando el precio de la tecnología se hizo más accesible, decidimos explotarla”, comenta Rudy. Con este método, redujeron el proceso de producción a unos cuantos días.

En septiembre del año pasado, los emprendedores firmaron un convenio con los familiares de Frida Kahlo para vender el personaje, tras modelarlo por computadora. Se trata de una colección limitada de cuatro modelos que sólo se producirá si logran reunir US$35,000 a través de Kickstarter, una plataforma de crowdfounding.

Los emprendedores dicen que su objetivo es grande: quieren convertirse en la plataforma de juguetes de diseñador más grande de México.