Emprendedores

10 prácticas de 10 personas respetadas

Richard Branson, Steve Jobs y el Dalai Lama tienen algo en común: todos supieron ganarse el respeto de la gente y estos hábitos son clave.
10 prácticas de 10 personas respetadas
Crédito: Depositphotos.com

Hay más de siete mil millones de personas en el mundo. Una sola característica puede diferenciar a los individuos importantes que han ganado algo más que el oro. Aretha Franklin sabe la respuesta R.E.S.P.E.T.O.

Puedes pedir que te obedezcan, provocar miedo y hasta comprar cosas, pero el respeto debes ganártelo. Es una palabra pesada, llena de asombro y reverencia. No nace de un día para otro, pero vivir intencional y mentalmente de una forma que lo cultive es una inversión que valdrá la pena.

Aquí hay 10 hábitos de 10 líderes respetados:

1. Salir de la mansión: Richard Branson
El respeto puede elevarte, pero lo encuentras en el suelo. El multimillonario Richard Branson tiene los pies bien puestos en la tierra, ya que, mientras vuela de un lugar a otro, siempre platica con los pasajeros y tripulación tomando notas de cada opinión que tengan. Cuando un vuelo de Virgin se retrasó en San Francisco, el equipo sacó el carrito de bebidas a la sala de espera y les ofreció cosas gratuitas a los pasajeros. Richard Branson levantó el teléfono y los felicitó por su creatividad.

La gente respetada nunca deja que el éxito construya paredes impenetrables. Es difícil que te respeten si no eres accesible. Los estudios muestran que los CEOs percibidos como accesibles y humildes hacen que sus empleados sean más productivos y estén más satisfechos. Salir de la oficina para hablar con la gente es un acto pequeño pero significante.

2. Nunca cansarse: Diana Nyad
A los 64 años mucha gente se dedica a la jardinería o a tejer. Diana Nyad eligió nadar de Cuba a Florida sin una jaula contra tiburones. Se convirtió en la primera persona, de cualquier edad o género, en conseguirlo. El respeto lo ganó no sólo por nadar 53 horas, sino porque fue su quinto intento desde 1978, cuando tenía 29 años. Después de fallar por cuarta vez, admitió que podía ser imposible. Pero eso no la detuvo.

La gente respetada es poco realista e implacable. Diana superó una meta poco realista, agregó su imposible edad y alcanzó lo impensable. La perseverancia  implacable y una actitud imperdonable contra lo imposible es una gran receta para el respeto.

3. Crear: Steve Jobs
Aquellos que le agregan valor a las industrias en crecimiento son apreciados, pero los que resuelven problemas, revolucionan y crean nuevas industrias son respetados. Con Jobs a la cabeza, Apple se convirtió en sinónimo de revolución; el iPod hizo que los discos compactos se volvieran obsoletos, el iPhone llevó a los smartphones a otro nivel y el iPad preparó la plataforma para las tablets.

Jobs creó encabezados con sus mejoras, pero hizo historia con sus innovaciones. Las revoluciones y soluciones le dieron ese respeto, no sólo busques agregar, sino también resolver cosas.

4. Pon el corazón: Mark Cuban
La gente respetada es apasionada y descarada sobre sus creencias. Forman las opiniones de las personas en lugar de sucumbir ante ellas. Pero, cuando se trata de pasión, hay una línea muy fina entre odioso y abierto.

Cuban, emprendedor y millonario propietario de los Dallas Mavericks, siempre tiene una opinión, pero aun así es amado. La razón por la que es respetado es debido a que, a diferencia de Kanye West, es más auténtico. Aunque sea un tiburón arrojando a alguien al tanque o llorando en una conferencia de prensa, todo lo que hace en público parece genuino. La gente respeta eso. La percepción pública puede hacer que muchos monten una actuación. La pasión que sale de la autenticidad en lugar de la expectativa es respeto.

5. Se mezclan con los modales: Princesa Diana
Todos los líderes se enfrentan con el reto de mucha gente buscando la atención. La diferencia entre la Princesa Diana fue su interés y compromiso con la gente, desde los que sufrían de sida hasta los privilegiados. Ella dijo “todos necesitan ser valorados y tienen el potencial de dar algo a cambio”.

Aunque sea imposible conversar con todos, la gente respetada reconoce a todo mundo. No entran a un lugar y le dan la mano a uno y dos e ignoran a los demás. A todos nos ha pasado eso y no se siente bien. Es la versión moderna de ser elegido al final para el equipo de futbol.

No siempre es intencional, pero la gente respetada está consciente de las otras personas en esas situaciones. Es importante tomar en cuenta y saludar a todos los que conozcas en el grupo, verlos a los ojos y sonreír. Significará más para la persona de lo que crees y eso te dará más respeto.

6. Nunca muerdas el anzuelo: Bill Gates
Steve Jobs dijo que Bill Gates no tenía imaginación y que nunca había inventado algo, sólo había copiado las ideas de otras personas. Con muchas acusaciones (y evidencia) de que Jobs tampoco era inocente, Gates tenía muchas municiones para atacar de regreso.

De cualquier forma, cuando se le pidió a Gates que contestara, lo hizo con clase, quitando el criticismo y hasta alabó a Jobs por sus contribuciones. No es ninguna sorpresa que Gates está a la cabeza de una encuesta de 13 países como una de las personas más admiradas. Marco Aurelio dijo: “Abstenerse de la imitación es la mejor venganza”, exactamente lo que hizo Gates.

7. Desmontaje de dramas: Michelle Obama
Desde su “mala conducta” haciendo lagartijas en el show de Ellen, hasta enseñar a los niños a bailar, los diferentes roles que juega la han hecho merecedora de adoración y respeto. Aunque podemos aprender de la historia, ésta no debe ser imitada. La falta de voluntad de Michelle de conformarse le ha dado un aire de poder. Ella busca constantemente el cambio por medio de conversaciones controversiales. Se requiere de coraje para salir del molde, pero serás respetado como resultado.

8. Karma consistente: Dalai Lama
La gente respetada tiene un historial probado. La historia está llena de figuras prominentes subiendo a la excelencia sólo para caer por un escándalo. El Dalai Lama número 14, Tenzin Gyatso, nació en 1935 y comenzó su educación monástica a los seis años. El camino a la devoción no es fácil, el mundo es un buffet de tentaciones y distracciones.

Su dedicación y consistencia de carácter a través de los años lo han convertido en una de las personas más respetadas en el mundo, lo demuestra su cuenta de Twitter de más de ocho millones de personas. La consistencia entre lo que pensamos, decimos y hacemos, cuando nadie está viendo y cuando todos ven, te dará el respeto que buscas. La confianza y la admiración nunca se encuentran en las contradicciones.

9. Múltiples tareas: Arnold Schwarzenegger
Es impresionante para cualquiera llegar a la cima, pero es más increíble llegar en un contexto totalmente diferente y dominar. Modelo, Terminator y gobernador, Arnold Schwarzenegger lo hizo ver muy fácil. La gente que es respetada no tiene miedo de entrar a un nuevo campo o ponerse otro sombrero. Cuando superamos nuestra búsqueda inicial para el éxito, la inhabilidad para intentar algo nuevo crea un estancamiento que nos lleva a la miseria.

10. El sacrificio es la clave: Aung San Suu Kyi
Con los militares sofocando la nación de Birmania, la prisionera política, Aung San Suu Kyi, se ha convertido en una persona adorada. Durante los enfrentamientos violentos, miles de protestantes fueron masacrados. Se convirtió en líder marchando hacia las personas que le ordenaron disparar. Cuando se le dio la oportunidad de ser liberada de su arresto domiciliario y regresar a Inglaterra, eligió quedarse y pelear por los derechos de la gente.

La grandeza y el respeto son sinónimo de sacrificio. El camino que está libre de decisiones difíciles, sangre, lágrimas y sudor lleva a la mediocridad.

www.soyentrepreneur.com/25548-conectate-con-tus-empleados.html