Emprendedores

5 lecciones para emprendedoras intrépidas

Si quieres ser una exitosa mujer de negocios, apunta estos consejos para identificar tus miedos y superar los retos que estén en tu camino.
5 lecciones para emprendedoras intrépidas
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Como emprendedoras y líderes de negocios, somos vistas como intrépidas. Hemos alejado los antiguos estereotipos y superado obstáculos que descarrilarían a muchos sin esforzarse. Aun así, bajo esa intrepidez, nos enfrentamos a una serie de retos y decisiones difíciles como cualquier otro emprendedor.

Como CEO y emprendedora, confío en estas cinco lecciones clave para que me ayuden a superar los retos y me quiten el miedo.

1. Sumérgete. Realmente admiro el mantra de Sheryl Sandberg “Inclínate” (Lean In), pues creo que la premisa detrás de éste es válida en muchas situaciones, especialmente cuando eres una mujer en un mundo dominado por hombres de negocios.

Sin embargo, muchos emprendedores estarían mejor si siguieran este mantra. Cuando iniciamos algo nuevo, tendemos a ser más cuidadosos y analíticos, lo cual nos lleva a pensar en cada detalle para llegar a la perfección. Como emprendedora, debes aceptar que el momento nunca será perfecto, siempre habrá algo más que investigar y probar. A veces sólo necesitas respirar profundamente y sumergirte.

2. Sal de tu zona de confort. El miedo al fracaso puede tener un efecto debilitante en un emprendedor o líder de negocios. En mi experiencia, la mejor forma de combatir ese miedo es forzándote a salir de tu zona de confort.

Después de iniciar mi carrera profesional, Brad Keywell (ahora cofundador de la firma Lightbank y Groupon) me convenció de dar el salto al escenario tecnológico. Estaba a más de mil kilómetros de la comodidad, pero también mi elección tenía poder y eso me ayudó a tener éxito. Ya sea que quieras cambiar de carrera o forzarte a hacer varias llamadas, sal de tu zona de confort para aumentar tu confianza.  

3. Aprende a escuchar. Puede sonar como cliché, pero escuchar a tus empleados, clientes, mentores e inversionistas es crucial para el éxito de cualquier startup. También necesitas ser paciente y practicar mucho. Las personas de ventas más exitosas son las que hacen que su cliente potencial hable. Para algunos esto puede ser difícil ya que nos emocionamos mucho sobre nuestra empresa y producto. Aprende a realmente escuchar la retroalimentación, eso puede ayudarte a obtener lealtad y éxito.

4. Pide lo que quieras. Al crecer con cinco hermanos aprendí a dar mi opinión desde muy pequeña. Mi mama siempre decía “Una boca cerrada no es alimentada” y esa lección se quedó grabada en mi mente. A principios de mi carrera, siempre trataba de ser la primera en preguntar “¿Qué otra cosa puedo hacer?” y “¿Cómo puedo contribuir con el equipo?”. Aprendí esta lección cuando me convertí en gerente mientras que los demás pedían ese puesto, ya sea por más responsabilidades o dinero.

5. Encuentra un mentor (o dos). Para comenzar un negocio debes tomar varias decisiones estresantes y superar diversos obstáculos. Un mentor te puede dar otra perspectiva, consejos y ayudarte con algún problema de ego. La belleza de esta relación es que no tienes que ser exclusivo. Yo tengo diferentes mentores (una mezcla de hombres y mujeres), cada uno con diferentes antecedentes y experiencia en quienes me apoyo dependiendo de la situación.

Aunque haya muchos libros sobre el tema, no hay un manual de instrucciones para las emprendedoras. Estas lecciones nacen de mi experiencia y me han sostenido durante mi carrera, pero cada viaje es diferente. Identifica tus miedos, encuentra lo que funcione para ti y sumérgete.