Emprendedores

5 tips para tener confianza en ti mismo

Como líder, es clave que aprendas a confiar en tus habilidades para superar obstáculos y crear conexiones.
5 tips para tener confianza en ti mismo
Crédito: Depositphotos.com

Construir confianza en ti mismo no siempre es fácil, especialmente si tienes baja autoestima. En el mundo de las citas, lo más simple puede ser lo más difícil, como saludar a alguien que te gusta. Pero como emprendedor y líder, la confianza no es una elección; es necesaria para el éxito.

La confianza no es un tema de táctica. Es una emoción. Y como cualquier otra emoción (felicidad, tristeza, enojo, etcétera) puede ser impulsada y mejorada a través de la acción física. Así que para alcanzar ese alto nivel de confianza para superar los obstáculos de dirigir un negocio, existen ciertas cosas que puedes hacer:

1. Planea desde antes, pero deja espacio para la espontaneidad
En el mundo de las citas, aunque las estrategias sobre cómo conocerás a personas son clave para incrementar la confianza, estar abierto a oportunidades inesperadas puede potenciar tu confianza en lo espontáneo.

De la misma manera, aunque tu negocio requiere un plan a corto y largo plazo, lo mejor del emprendedurismo es la espontaneidad. Cuando dejas un espacio para lo desconocido, te abres a nuevas posibilidades que pudieran ser perfectas para llevar tu negocio al siguiente nivel.

2. Escucha antes de hablar
Les enseño a mis clientes el concepto “escuchar activamente”, que es la clave para tener conversaciones divertidas que atraigan a las personas sin que digas mucho. Funciona de manera muy simple: haz preguntas abiertas. Después de todo, el punto de la conversación es relacionarte con alguien.

Pero la parte importante es escuchar las respuestas. Si no estás escuchando, no te estás conectando. Cualquier respuesta que alguien te dé brinda ciertas pistas de información, las cuales podrás usar en el futuro para relacionarte con esa persona. En un mundo en donde las distracciones están a la orden del día, hacer esto efectivamente puede demostrar que no sólo escuchas sino también te preocupas por lo que la persona está diciendo.

3. Presta atención a tu apariencia
Cuando estás interactuando con posibles citas, la manera en la que te vistes y arreglas puede valer hasta el 25 por ciento de tu presentación total y es una forma fácil de destacar positivamente. Lo mismo ocurre en los negocios.

Sólo porque no estés pitcheando a un ángel inversionista o a un VC todos los días, no significa que es aceptable que tu apariencia sea un desastre. Nunca sabes cuándo conocerás a alguien y es crucial para tu confianza saber que luces bien. No necesitas usar traje o tacones todos los días, pero hasta el multimillonario Mark Cuban de vez en cuando se pone una corbata, aunque no es fanático de ellas.

4. Ejercítate
Un cuerpo saludable es una mente saludable, tanto en el mundo de las citas como en el de los negocios. Usa 30 minutos al día para mantener tu cuerpo en forma. Hacerlo puede mejorar todo, desde tu postura y lenguaje corporal hasta tu autoestima y toma de decisiones, especialmente durante las situaciones de estrés. Las endorfinas que produces no sólo construyen tu confianza, sino también la proyectan y hacen visible para los demás.

Alcanzar metas de ejercicio puede brindarte una sensación de logro, lo que se transfiere fácilmente a otros aspectos de tu vida. Si necesitas una dosis rápida de adrenalina para una reunión importante, hacer un poco de ejercicio antes puede ayudarte.

5. Asegúrate de sonreír
Cuando coacheo a mis clientes sobre introducciones efectivas, lo primero y último que les digo es que sonrían. Amy Cuddy, una psicóloga social, dio una TED talk sobre cómo tu lenguaje corporal no sólo puede cambiar lo que los demás ven en ti, sino lo que tú ves en ti. Lo más fácil que puedes hacer para sentirte confiado es sonreír, especialmente cuando tengas la autoestima baja. Incluso en las situaciones más difíciles, sonreír puede tranquilizarte y todo a tu alrededor. Entonces podrás estar en una posición de influencia para tomar decisiones que las demás personas confíen en.

Aquellos que son los más confiados probablemente sean los que tienen más citas y tengan una emocionante vida social, pero también pueden asegurar reuniones y tratos de negocios. Asegúrate que seas tú, no tu competencia.