Noticias

Campaña en Kickstarter por la alimentación

La comunidad de Arroyo Seco busca apoyo en esta plataforma para conservar las especies marinas y aumentar el turismo en la zona.
Campaña en Kickstarter por la alimentación
Crédito: Depositphotos.com

De acuerdo con un estudio publicado en 2006 por Science, el mundo se quedará sin pescados y mariscos para 2048 si continúa el declive de las especies marinas al ritmo actual y no se adoptan modelos de pesca correctos. El Proyecto de Conservación Marina Arroyo Seco es el único en Kickstarter que tiene como objetivo preservar este ecosistema.

En la búsqueda de financiamiento para soportar lo que sería la primera reserva marina en el litoral mexicano, los organizadores de la comunidad pesquera de Arroyo Seco -tres horas al sur de Puerto Vallarta, en la Costalegre- se acercaron a los Kickstarters para proteger la pesca y el mangle. Sin embargo, cuando entraron a esta reconocida plataforma de crowdfunding y buscaron categorías medioambientales sólo encontraron arte, cómics, danza, moda, cine, fotografía, comida, diseño, periodismo y tecnología.

En el apartado de “Comida” descubrieron que de los más de 3,500 proyectos con 750,000 backers que apoyaban iniciativas de cupcakes, libros de cocina, food trucks y jardines orgánicos, ninguno se concentraba en una de las fuentes de alimentación más importantes del orbe: los océanos. El Proyecto de Conservación Marina Arroyo Seco sería el primero.

A un mes de subirse la campaña a Kickstarter, Arroyo Seco ha conseguido el 72 por ciento de su meta de US$27,000 dólares. Los requerimientos de financiamiento en “Food” están alrededor de los US$14,000, por lo que prácticamente duplica el dinero promedio que solicitan los proyectos inscritos en esta categoría.

Aunque la campaña termina en menos de 30 días y aún están lejos de la meta, este proyecto ha reunido más de 19,000 dólares provenientes de 43 backers. Uno de los aspectos que da mayor esperanza a sus creadores es que cuenta con el apoyo de dos de los restauranteros más famosos del mundo: Isabel Goldsmith-Patiño y Pat Kuleto, quienes se han convertido en promotores de la causa. Kuleto es dueño de Waterbar, un restaurante de mariscos en San Francisco y tiene una casa cercana a la Costalegre; Goldsmith-Patiño es propietaria del establecimiento Las Alamandas, famoso entre los viajeros que visitan las costas mexicanas.  

De acuerdo con los organizadores de la campaña, éste es un proyecto ganar-ganar pues es un importante esfuerzo por proteger los mares y aumentar el potencial turístico de la zona. Actualmente, sólo 1% de la superficie marina es considerada área protegida; según estudios, si este número no aumenta a 20% pronto, nos quedaremos sin pescados y mariscos. La comunidad de Arroyo Seco, que reúne a más de 200 miembros de este poblado pesquero que trabajan de la mano con SEMARNAT, podría ser el mejor lugar para iniciar este movimiento.

Para apoyar el Proyecto de Conservación Marina Arroyo Seco entra aquí.