Marketing

6 secretos cerebrales útiles para el marketing

Conocer cómo la mente humana procesa información e imágenes que recibe te ayudará a mandar el mensaje correcto.
6 secretos cerebrales útiles para el marketing
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Saber cómo la mente humana procesa la información - y poner ese conocimiento en buen uso-  puede ayudarte a ser un mercadólogo más efectivo y convincente.

Diversos investigadores de una rama de estudio relativamente nueva tratan de averiguar cómo nuestras preferencias más innatas afectan las decisiones que tomamos. El neuromarketing estudia “la colección sistemática y la interpretación de los patrones neurológicos y neurofisiológicos que llevan a los individuos a actuar de ciertas maneras, permitiendo a los investigadores explorar respuestas no verbales e inconscientes con fines mercadológicos”, dice la Neuromarketing Science & Business Association.

Dicho de manera simple, el neuromarketing es el estudio de cómo nuestro cerebro responde a la mercadotecnia y cómo ésta afecta nuestro comportamiento – de manera consciente o inconsciente-, explica Andy Crestodina, cofundador de la agencia Orbit Media Studios.

“Hay ‘sesgos cognoscitivos’ en todos nosotros”, asegura. “No podemos evitarlo. El marketing funciona a favor o en contra de esos sesgos”.  

Es indispensable entender estas predisposiciones para saber cómo nuestro cerebro procesa la información y las imágenes. “La competencia para captar la atención del consumidor es muy feroz, así que conocer qué enciende nuestros cerebros le da una ventaja a los mercadólogos para destacarse de la competencia”, dice Grey Garner, vicepresidente de marketing de la firma Emma.

Veamos algunos secretos de la mente humana para saber cómo utilizarlo en favor del mercadeo de tu empresa.

Secreto 1: todos tenemos un cerebro primitivo
La amígdala controla nuestras reacciones y emociones y trabaja mucho más rápido que nuestra mente racional. De hecho, experimentamos reacciones viscerales en menos de tres segundos. Las emociones dejan una impresión más duradera que el pensamiento racional.

Tip de marketing: trata de inspirar una reacción visceral y pon especial atención a cómo se ven tus materiales cuando se observan rápidamente. Recuerda que el cerebro no tiene la predisposición para leer cosas con mucho detenimiento.

Pon atención a las cosas que ve primero la gente. Por ejemplo, en el marketing por correo electrónico, tu tema y el cabezal (ese pedazo de texto que se lee primero en los dispositivos móviles) debe llamar la atención de los lectores y hablarle a sus penas, deseos, necesidades y emociones.  Cuando realices contenido online (como blogs o páginas web) debes poner fijarte en que los títulos y sitios sean atractivos y de fácil lectura.

Secreto 2: nuestros cerebros aman las imágenes
Nuestras mentes procesan los estímulos visuales mucho más rápido que el texto. Aproximadamente el 90 por ciento de la información que recibe nuestro cerebro recibe es visual. Recordamos más los textos con imágenes que aquellos que vienen sin acompañamiento gráfico.

Tip de marketing: usa imágenes, por supuesto, pero hazlas especiales.  No te limites a las fotografías de los bancos de imágenes, usa tu imaginación.

Secreto 3: nuestros cerebros aman los rostros
Investigaciones sugieren que la mente favorece las imágenes de caras humanas debido a nuestra necesidad innata de identificar amenazas y construir relaciones rápidamente. Es decir, nuestro cerebro está programado desde el nacimiento para reconocer y preferir los rostros humanos. La parte del cerebro que procesa estas imágenes está justo al lado de la que procesa las emociones.

Tip de marketing: usa rostros de personas reales en tus materiales de mercadeo y considera utilizar modelos en tus páginas web y correos electrónicos para aumentar la atracción del cliente.

Estudios de seguimiento de la vista muestran que nuestro cerebro por default busca los rostros humanos en las páginas web. Es más, solemos mirar hacia donde las fotografías dirigen su mirada. Puede aprovechar esto en tu página web al poner la foto de un rostro que esté mirando hacia una llamada de compra o suscripción.

Secreto 4: los colores inspiran sentimientos específicos
Elegir un color se trata más de tener algo que se vea bonito. Diferentes tonalidades generan distintas respuestas en el cerebro. De hecho, un estudio demuestra que entre el 62 y 90 por ciento de nuestros sentimientos surgen solamente por el color. Por ejemplo, el amarillo activa nuestros centros de ansiedad, el azul genera confianza, en tanto el rojo produce urgencia.

Tip de marketing: elegir un color para una función mercadológica es toda una ciencia y arte.

Escoger qué colores utilizar en tu compañía dependerá de tu marca, posicionamiento y audiencia. Lo mejor que puedes hacer, como siempre, es hacer pruebas para ver cómo responde la gente antes de comprometerte con una sola opción.

Secreto 5: los nombres afectan el comportamiento
Nuestras reacciones dependen de cómo se llame una cosa. Una investigación reciente de la Universidad de Cornell encontró que llamar “tamaño doble” a la misma proporción de espagueti, en lugar de decir “tamaño normal”, provocó que las personas comieran menos.

Tip de marketing: cuando nombres tus productos, considera cuidadosamente cómo tus palabras pueden influenciar tu actitud.

Secreto 6: ansiamos pertenecer
Tenemos un deseo innato de ser parte de un grupo. Es parte de nuestro mecanismo de defensa más primitivo: pertenecer a la manada.