Columnas

El ecosistema emprendedor en Chihuahua

Cada uno desde su propia trinchera, Rodrigo Campillo, Adán Mendoza y Emy Guerrero están impulsando el emprendimiento en esta ciudad norteña.

En mis notas anteriores he hablado de ciudades mexicanas en donde el ecosistema de emprendimiento social tiene una presencia fuerte, como es el caso de Guadalajara o la Ciudad de México.

Pero, ¿qué pasa con las ciudades en donde tal entorno no está tan desarrollado? ¿Qué podemos hacer en estos casos para proyectar nuestras ideas y llevarlas a cabo?

La respuesta es sencilla: si no hay un ecosistema de emprendimiento en tu ciudad, constrúyelo tú mismo.

Eso es precisamente lo que están haciendo en Chihuahua Rodrigo Campillo, Adán Mendoza y Emy Guerrero. Hace poco tuve la oportunidad de estar allá y reunirme con ellos; me contaron cómo, cada uno desde su propia trinchera, está impulsando el emprendimiento.

Plus UP, historias que inspiran

Adán y Emy decidieron usar su talento para dar a conocer las historias de emprendedores que están haciendo cosas en la ciudad, y así inspirar a quienes deseen desarrollar sus propias ideas.

Para ello, convirtieron su estudio fotográfico en una productora de contenido de emprendimiento y crearon PlusUP, un canal en YouTube (y próximamente otros proyectos de contenido) a través del cual se comparten estas historias.

En sus primeros programas han dado a conocer todo tipo de proyectos, desde la primera pulquería de Chihuahua hasta las sesiones de Fuck Up Nights locales.

Compartiendo estas historias, Adán y Emy buscan no sólo inspirar a los jóvenes locales, sino mostrar a todo el país las grandes oportunidades de emprendimiento que existen en su ciudad.

UHüb, donde las cosas suceden

Rodrigo Campillo también decidió que se dedicaría a impulsar el emprendimiento local. Su plan consiste en dos estrategias:

Crear un espacio donde los emprendedores puedan desarrollarse, una sede para la comunidad de emprendimiento.

Pensando en esto, encontró un edificio en el centro de Chihuahua que llevaba más de 20 años abandonado; junto con varios emprendedores se puso a trabajar para limpiarlo y convertirlo en un Hub que ofrece un espacio de trabajo y de reunión a jóvenes que estén generando proyectos de impacto.

El UHüb es un proyecto en desarrollo; los planes de Rodrigo son grandes y el espacio se irá adaptando con el tiempo, pero en lo que se completa el proyecto, los emprendedores ya tienen un lugar en la ciudad de Chihuahua donde hacer base.

La segunda estrategia de Rodrigo es vincular a comunidades nacionales con la ciudad. Es por eso que ha apoyado el desarrollo de Fuck Up Nights, e incluso a niver personal lidera Emprendedores Anónimos, una comunidad que reúne a emprendedores que necesitan apoyo y pueden a su vez apoyar a otros.

Todos los elementos de un gran ecosistema

Con una sede, comunidades que fomenten la vinculación, emprendedores con grandes ideas y un medio donde contar las historias de éxito locales, Chihuahua empieza a tener todo lo necesario para tener su propio ecosistema de emprendimiento de impacto tan vibrante como el de cualquier otra ciudad.

¡Y hay más! El mismo fin de semana que estuve en la ciudad y conocí a Rodrigo, Adán y Emy, se llevó a cabo un Startup Weekend, un gran detonante de emprendimiento que, junto con otros de su estilo, está ayudando a construir este ecosistema.

Así que no despeguemos los ojos de Chihuahua. Estoy seguro de que muy pronto estaremos recibiendo grandes noticias de sus emprendedores.

Si quieres conocer más sobre UHüb, Plus Up o Emprendedores Anónimos, escucha la entrevista que tuve con ellos en Disruptivo:

Juan Del Cerro es emprendedor, promotor y entusiasta del emprendimiento social, director ejecutivo de Socialab México y conductor de Disruptivo. Puedes seguirlo en Twitter como @delcerrojuan