Plan de Negocios

8 claves para elegir un servicio de mensajería

Un negocio de este tipo puede ser la solución que buscas para acercar tus productos a nuevos mercados, incluso internacionales.
8 claves para elegir un servicio de mensajería
Crédito: Depositphotos.com

Ya sea que hagas entregas a domicilio, tengas una tienda en línea o un negocio con la mira en mercados extranjeros, los servicios de mensajería y paquetería profesionales te pueden ayudar a llevar a tu empresa al siguiente nivel. No son un prestador más de servicios, “se trata de un socio logístico estratégico que puede fortalecer a las pequeñas y medianas empresas (Pymes) para optimizar sus procesos, acceder a tecnología, nuevos nichos y ser más eficaz”, señala Bertha Mercado, gerente de Mercadotecnia del segmento Pyme y Retail en UPS México.

Y es que puedes contar con un excelente producto, pero si la distribución no es la adecuada o no tienes la capacidad en tu cobertura, podría haber faltantes en anaquel, retrasos en las entregas, pérdidas o daños durante la transportación, lo que al final dejará a un cliente insatisfecho.

No es un tema menor. Según el análisis anual de la OCDE, Perspectivas económicas de América Latina 2014, se estima que en la región los costos de logística nacionales –incluyendo la gestión de inventario, almacenamiento, transporte y distribución– pueden sumar más del 42% de las ventas totales para las Pymes.

De acuerdo con la Brújula de compra de la Profeco, en el país operan 2,941 empresas privadas –mexicanas y transnacionales– y una pública –el Servicio Postal Mexicano– que ofrecen desde la recolección y entrega de paquetes, hasta el traslado, rastreo, reparto y seguimiento de los pedidos.

Claro, puedes hacerlo tú mismo. Sin embargo, considera la experiencia e infraestructura que tienen estas compañías para lograr que tu envío llegue a su destino a tiempo, así como el volumen de sus procedimientos logísticos. Esto les permite ofrecer precios más bajos que si lo hicieras por tu cuenta.

Evalúa las opciones

Debido a que las soluciones son hechas a la medida, “existen para negocios de cualquier tamaño y giro; para ayudar a los pequeños empresarios a concentrarse en hacer lo que hacen bien (como dedicarse a generar ideas y productos) y dejar en manos de los expertos su logística”, explica Ingo Babrikowski, director general de Estafeta. A continuación, te presentamos la oferta de algunas marcas para que tengas un panorama más claro. Aunque no dieron tarifas, la mayoría ofrece un cotizador en línea para calcular el precio.

UPS México: cuenta con más de 450 puntos de acceso en todo el país, incluyendo los mostradores UPS Express, donde los clientes reciben la asesoría. El emprendedor puede administrar los envíos desde su sitio Web para crear envíos, imprimir etiquetas, seguir el movimiento de sus paquetes, pagar en línea, facturar y programar recolecciones.

Para los más tecnológicos, dispone de una app para encontrar ubicaciones de envío, calcular tasas, realizar envíos, dar seguimiento y gestionar sus paquetes, desde un smartphone. Y para quienes quieren exportar, reembolsos en puntos Payback y descuentos con el embalaje gratis.

Una de sus soluciones más recientes es UPS My Choice, servicio móvil y personalizado con el que las Pymes y los usuarios finales reciben notificaciones anticipadas del tiempo de entrega de sus paquetes, y con el que pueden redirigir las compras o reprogramar los pedidos. Otra es UPS Access Point por medio de la cual se pueden recoger paquetes en tiendas de conveniencia en horarios nocturnos o fines de semana. Ambos servicios evitan las entregas fallidas y otorgan flexibilidad de entrega a conveniencia de los clientes.

Asimismo ofrece la herramienta Packaging Advisor para cumplir con las instrucciones básicas para preparar el envío y asegurar que llegue de manera segura, así como los lineamientos de empaque personalizados. Otro plus: el servicio carbón neutral, con el que las Pymes pueden reducir su impacto de CO para compensar el impacto de las emisiones ocasionadas por sus envíos.

-Fedex: compañía con acceso a 220 países, así como a toda la República Mexicana, que exporta, importa y realiza envíos nacionales, urgentes o no, desde paquetes pequeños hasta embarques pesados.

Para acceder a descuentos y tarifas preferenciales, basta con ingresar a su página web y abrir una cuenta. Una vez dado de alta, el cliente obtiene una libreta de direcciones y puede hacer envíos, crear etiquetas, ver su historial, programar colectas y darle seguimiento a sus paquetes desde una computadora o por medio de su app para iOS. Y si requiere hacer operaciones más robustas, la marca ofrece la instalación de un software especial en las computadoras de las Pymes desde el cual se pueden realizar estas tareas.

FedEx cuenta con diferentes embalajes, ya sean sobres, cajas o tubos, mismos que se pueden recoger en sus sucursales o solicitar a un courier (mensajero). Además, pone a disposición de sus clientes guías con recomendaciones y herramientas para hacer un embalaje adecuado.

En los últimos años, esta compañía se ha aliado con diversas organizaciones –como Entrepreneur, la banca comercial, universidades– y organismos empresariales para impulsar al segmento Pyme en el país. Así, forman parte del Centro de Soluciones Pyme, que proporciona desde infraestructura, aplicaciones móviles, facturación, ecommerce y financiamiento, hasta transportación de mercancías y una plataforma para exportación, según las necesidades del cliente y con acceso a múltiples formas de pago.

-Estafeta: con una cobertura nacional a más de 30,000 códigos postales y 40 centros operativos, una línea aérea propia y más de 2,600 vehículos terrestres, esta compañía ofrece un portafolio completo de servicios para agilizar el flujo de envíos entre las empresa y sus clientes, proveedores y socios, o bien, dentro de una red de sucursales, distribuidores y agentes. También los provee de herramientas electrónicas y un software para clientes de alto volumen para administrar y controlar el flujo de sus envíos de manera funcional y eficiente.

Algunos de sus servicios más novedosos son: entregas a poblados de difícil acceso, protección del envío y contratación de seguro, mensajes SMS para reprogramar entregas, carga consolidada para quienes tienen poca carga para distintos puntos del país –la mercancía se maneja en palets lo que reduce el costo–, entrega de folletos, muestrarios y flyers publicitarios, app para consultar el estatus de envíos y manual en línea para empacar correctamente. Asimismo, como Empresa Socialmente Responsable, vigila sus procesos para reducir su impacto ambiental.

-Servicio Postal Mexican (Sepomex): Correos de México tiene la capacidad para llevar mercancías al 94% de la población en el país. A través de Mexpost, ofrece entregas al día siguiente en las 54 principales ciudades de la República y de dos a cinco días en el resto del territorio nacional.

Recientemente firmó un convenio de colaboración con el Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) para ofrecer a Pymes envíos exprés a precios asequibles, giro postal con reembolso, cajas de apartado (dirección física para recibir correspondencia y envíos), así como entrega de propaganda comercial para promocionar sus negocios.

-DHL Express: los usuarios pueden hacer envíos on line, programar recolección de paquetes, imprimir documentos de exportación, guardar direcciones y perfiles de clientes y monitorear las entregas, así como coordinar los procesos de importación y trámites aduaneros.

Para quienes quieren exportar, cuenta con una herramienta en su sitio web para conocer datos de mercado, requisitos e información de la forma de hacer negocios en distintos países.

Además, es el aliado de las entregas de Kichink!, la plataforma de tiendas virtuales prediseñadas.

Tips para elegir mejor

1. Identifica cuál es el objetivo de tu Pyme, a dónde quieres que llegue y qué quieres conseguir con ella.

2. Investiga sobre la cobertura y características del servicio en diferentes empresas. De acuerdo con el tiempo y el destino que te interese, elige el precio más competitivo.

3. Consulta las cotizaciones en línea para conocer el precio aproximado.

4. Programa las fechas de envío y entrega tomando en cuenta días festivos y no laborables. Estas últimas tienen un cargo extra.

5. Cuida la envoltura, embalaje y rotulación. Si vas a realizar el empaquetado tú mismo, sigue las instrucciones de la empresa.

6. Recuerda que si el paquete excede el peso o las longitudes máximas, pagarás un cargo adicional.

7. Escribe en forma clara y completa la dirección del envío, ya que un error puede ser causa de retorno del paquete.

8. Investiga sobre las garantías; qué pasa si el envío no se entrega, cobros adicionales, compensaciones por incumplimiento en plazos de entrega, medios para rastreo y cobertura, entre otros temas.