Emprendedores

10 "trucos" de los cómics para tu negocio

¿Qué puedes aprender del fenómeno de los superhéroes y villanos? Conoce las claves detrás de estos productos.

Los superhéroes ocupan las pantallas y los espectaculares en las calles. Los reflectores en el mundo de la cinematografía están puestos en precuelas, secuelas, spin offs y crossovers de personajes de DC Comics, Marvel y otras editoriales.

Pero el éxito de estos personajes es palpable también en el ámbito económico: basta con ver la apabullante recaudación en taquilla de filmes como  The Avengers o los listados de las celebridades mejor pagadas, en el que se ecuentra el actor Robert Downey Jr., quien interpreta a Tony Stark tanto en las películas de Iron Man como en las de los Vengadores.

Pero como empresario, ¿qué puedes aprender de este fenómeno que encanta a chicos y grandes? Te compartimos 10 lecciones que puedes aplicar en tu negocio.

1. Aplica la "lógica" de los comics en tu storytelling. Los comics han ganado millones de seguidores a lo largo del tiempo debido a la estructura tanto de sus ilustraciones como de narrativa. Diles a tus clientes quién eres y qué haces utilizando las exitosas fórmulas de las historietas: con personajes, escenarios, héroes, villanos y aventuras.

2. Crea personajes. Aprovecha los gimmicks. Un gimmick o personaje publicitario es una buena estrategia de marketing para las marcas de consumo. Diseña tu propio personaje; agrégale los valores de tu empresa y una personalidad distinttiva. Puedes intentar hacer una parodia de un superhéroe conocido. Recuerda que el humor es una excelente arma para vender.

3. Diversifícate. Si algo enseñan los comics es que si tienes un buen producto (o marca) lo aproveches al máximo. De las historietas se han creado ediciones especiales, películas, videojuegos, juguetes de acción, productos de consumo, entre otras cosas. Crece tu marca con nuevas líneas de negocio a partir de una marca conocida en el mercado.

4. Haz branding personal. Para los fanáticos de los comics, personalidades como Stan Lee son tan importantes como sus creaciones e incluso se hace presente en ellas a través de cameos. Como emprendedor, tu marca personal es igual de relevante que la de tu empresa. Procura hacerte de un nombre y de un reconocimiento en tu industria; esto te dará mejor reputación y valor a tus productos.

5. Piensa en crossovers, spin offs y secuelas. Los comics demuestran que no hay que inventar el hilo negro para triunfar una y otra vez. De una misma historia salen precuelas, secuelas, spin offs (derivados) y crossovers (interrelación entre personajes de distintos comics). Para renovarte constantemente haz lo mismo con tus productos: busca formas de sacar líneas relacionadas, ofrecer paquetes, juntar productos/servicios o diversificar a partir de una misma marca.

6. Crea comunidades. Los fanáticos de los comics se unen y son parte de comunidades debido a su pasión por la historieta o el personaje. Tú puedes impulsar esta acción desde tus trincheras; aprovecha tus redes sociales y blogs para compartir promociones y contenido exclusivo, invita a tus “fans” a eventos para que se conozcan y fomenta oportunidades para que tus clientes interactúen.

7. Lleva a tus clientes a distintos canales. Un verdadero fan de comic está siempre al pendiente de todo lo que sale relacionado a él, ya sea un nuevo comic, película, videojuego, etcétera. Haz que todos tus canales ofrezcan una experiencia atractiva y los inviten a ser parte de ellas. Siempre incluye en tus productos y materiales llamados para que te sigan en otras redes o visiten tu sitio Web.  

8. Encuentra a tus fans e invítalos a potenciar tu marca. Si algo tienen que presumir los comics es la cantidad y calidad de sus aficionados de todas las edades y partes del mundo; gente que está dispuesta a defenderlos y a comprar sus productos. ¿Hay personas que hablan bien de tu marca en redes sociales? ¿Tienes clientes satisfechos que compran seguido en tu empresa? Usa sus testimonios y comentarios para mejorar tu branding; pero no olvides darles algo en agradecimiento a su lealtad.

9. Súmate a la tendencia. Son millones los fans de los comics, ¿por qué no usarlo a tu favor? Puedes convertirlos desde en una oportunidad para emprender, por ejemplo abriendo una tienda virtual de compra-venta de comics o un local temático; hasta en una forma de darles un “boom” a tus productos por medio de licencias.  

10. Conquista a diversos públicos. Los comics tienen el gran poder de llegar a personas de distintas edades, niveles socioeconómicos, perfiles y nacionalidades. Si bien tu estrategia debe ser segmentada, piensa cómo puedes lograr que tu producto, servicio o mensaje llegue a diferentes públicos en distintos momentos.