Reinventarte

15 pasos para reinventarte después de perderlo todo

Adáptate al cambio, sigue adelante y cambia tu vida. Aquí mi experiencia.
15 pasos para reinventarte después de perderlo todo
Crédito: Depositphotos.com

Tal vez sueñes con empezar un nuevo negocio, o tal vez tengas que mudarte, o ¿tú qué sabes? Probablemente te enamores o tristemente puedas perder a alguien querido.

Lo que quiero decir con esto es que la vida pasa y eso puede voltearla al revés de un segundo a otro.

Hace un par de años parecía que estaba viviendo el mejor momento de mi vida. Acababa de vender exitosamente mi startup, tenía un trabajo en el cual me pagaban bastante bien y me acababa de casar. Seis meses después compré una empresa que perdió hasta el último centavo que tenía, así que de multimillonario pasé a estar "multiquebrado".

Esta experiencia me enseñó a reinventarme, a adaptarme al cambio y a seguir adelante con todo y los golpes de la vida.

Si te encuentras en una situación en la que tienes que reinventarte aquí hay 15 maneras que te pueden ser útiles durante ese viaje de transformación.

1. ¿Realmente quieres cambiar?

Hay ocasiones en las que nos vemos obligados a reinventarnos.  Por ejemplo, cuando un negocio falla. Si no quieres cambiar, jamás lo vas a hacer. En mi caso yo no quería ver a mi familia en la calle, así que no tuve de otra. 

2. Despiértate temprano

Yo jamás había sido una “persona mañanera” y para ser sincero, no soy de esos que ya están de pie a las cuatro de la mañana. Aún así pacté conmigo mismo de no despertarme después de las 6:30 de la mañana diario.

Una vez que empecé a despertarme temprano, descubrí que tenía más tiempo de hacer actividades que me hicieran mejor persona (ya sea profesionalmente y personalmente). Supe que nadie estaba despierto a esta hora así que podía hacer muchas más cosas, especialmente en el trabajo.

3. Prioriza tus tareas

La reinvención no sucede de la noche a la mañana; se necesita dedicación y paciencia. Para llevar a cabo tus metas debes dedicarle mínimo una hora al día al seguimiento de éstas; esto significa que tienes que aprender a priorizar tus tareas ¿cómo? Haciendo una lista de pendientes.

4. Júntate con la gente correcta

Hoy día es más fácil que nunca hacer networking y mientras unos utilizan esto para conseguir amigos u oportunidades de trabajo, tú puedes aprovecharlo para estar con gente que te haga mejor persona.

Seth Godin utiliza el ejemplo de Shepar Fairey, tal vez el nombre no te suene, pero seguro ubicarás el icónico poster que hizo de Barack Obama.

“El internet ayudó a que éste se esparciera. De pronto el poster se volvió un ícono” asegura.

A Fairey no le importó no haber hecho ni medio centavo "vendiendo" la imagen, lo único que le interesó fue que lo dieron a conocer y que esa conexión elevó su nivel de arte. Ahora ya no necesitará volver a buscar un trabajo.

5. Aprende

Ya sea porque estás leyendo o porque asistes a un taller o webinar, siempre habrá oportunidad de aprendizaje.

Aprender te hará sentir más motivado, te ayudará a desempeñar habilidades mentales y te introducirá a nuevas personas y pensamientos. A mí me gusta hacer esto mediante los libros.

6. Encuentra un mentor

“Alguien tiene que enseñarte cómo moverte y respirar” escribe James Altucher.

Hay varios tipos de mentores:

  • Directos. El mentor que está frente a ti, el que te va a guiar.
  • Indirectos. Aquellos que no están físicamente contigo,  son como los autores.
  • Todo es un mentor. Altucher dice:

“Si eres un cero y tienes pasión por reinventarte, todo lo que veas será como una metáfora de lo que quieres hacer”.

Si tienes un mentor que te insiste a hacer cosas como el quiere, está bien. Aprende esa manera y después hazlo de tu forma.

7. No tengas miedo de experimentar

Intenta cosas nuevas. Después de haber fracasado en mi negocio empecé diferentes compañías, intenté de todo, desde ser un blogger, hasta tener una agencia de pagos.

Unos proyectos fueron exitosos, otros un verdadero fracaso, pero ¡no importa! Lo que cuenta es que no tengas miedo de intentarlo. Si haces lo que te gusta, podrás mantenerte un poco más tranquilo a la hora de hacer dinero.

8.  Sé honesto contigo y con los demás

Yo no era una persona humilde, por lo que cuando mi negocio fracasó, no quería hablar con nadie ya que no quería que se supiera y ¿te digo algo? Entre más personas sepan, más gente te puede ayudar. Aprende a ser sincero contigo mismo y enfrenta tus miedos.

9. No justifiques tu decisión

Hablando de honestidad, si alguien te cuestiona, sé transparente. Existe una razón por la que decidiste reinventarte y si realmente tienes la pasión, la opinión de los demás no tiene por qué retroceder tu proceso.

10. Sal de tu zona de confort

Somos “criaturas” de hábitos, pero el hecho de romper con las comodidades nos obliga a vivir nuevas experiencias, a conocer nuevas personas y a aprender cosas diferentes.

La doctora Elizabeth Lombardo, terapeuta y autora de "Better Than Perfect” asegura que romper tu propio molde solo te hace ser más fuerte  y más seguro de poder alcanzar niveles más altos en tu vida personal y profesional.

“Para ser más creativo necesitas intentar cosas nuevas y verlas de una perspectiva distinta”.

11. Maneja tus finanzas

Reinventarte no siempre será gratis. Un ejemplo podría ser que si quieres cambiar de carrera tendrás que tomar talleres o cursos. Por eso es importante generar un presupuesto y apegarte a él para que tengas los fondos suficientes y puedas completar tu transformación.

Este es mi consejo: toma 20% de lo que estés ganando y deposítalo en el banco. Como emprendedores a veces hacemos “mucho” dinero unos meses y otros no; cuida tus finanzas.

12.  Sigue la regla de las 24 horas

Mantén el contacto con gente que conozcas en eventos y establece una buena relación.

13. Crea nuevas listas diario

Al momento de crear tus listas verás como habrá detalles que se te quedarán y otros que no. En lugar de desperdiciar toda tu energía en áreas que no te apasionan, dedícala a cumplir una meta deseada.

14. Da un paso a la vez

La reinvención es un proceso que te puede tomar años. No te dejes consumir por el panorama completo y toma pasos para cumplir y terminar tus metas. Por ejemplo, si quieres tener un mejor cuerpo, entonces tu primer paso será ir a caminar; el siguiente será hacerte de un horario para después ir al gimnasio y después comer sanamente. Un paso a la vez.

15. Acepta el fracaso

No por ir a comprar una guitarra vas transformarte de inmediato en Jimi Hendrix. Créeme, vas a fallar mucho cuando trates de tocar una de sus piezas. La reinvención toma tiempo y mucha paciencia.

Con el tiempo aceptarás que vas a fallar y aprenderás de eso y seguirás adelante.