Ecosistema emprendedor

Atrévete a crear una empresa becado por Dell

Los egresados de universidades públicas podrán emprender un proyecto basado en tecnología y con un alto componente de investigación
Atrévete a crear una empresa becado por Dell
Crédito: Depositphotos.com

Con sus propias manos, Michael Dell construía computadoras prácticamente a la medida para sus amigos. Esto lo hacía en su habitación cuando era universitario. Después comenzó a producir laptops, storage (almacenamiento de información) y soluciones más avanzadas. 

Ya han pasado más de 34 años desde que creó su primer prototipo y su sueño sigue siendo el mismo: cambiar la vida de muchas personas a través de la tecnología. Hoy tiene 100,000 colaboradores y hace poco fue nombrado por las Naciones Unidas como el embajador del programa de emprendimiento a nivel mundial.

Su sede en México dirigida por Juan Francisco Aguilar dio a conocer un movimiento llamado “Productos con Causa” que apoyará a jóvenes mexicanos egresados de universidades públicas para que reciban una beca de educación y manutención y se conviertan en empresarios con un proyecto basado en tecnología. 

iLab será la escuela que los recibirá en Xalapa Veracruz; la cual es liderada por Víctor Moctezuma, quien recibió el Premio Nacional del Emprendedor 2015 por desarrollar un programa exitoso de emprendimiento con una duración de 16 semanas. A la fecha, iLab ha capacitado a 300 emprendedores de 72 municipios de Veracruz y otros 22 estados. 

La convocatoria está abierta todo el año. Son tres ciclos de cuatro meses cada uno. Por su parte, los más de 150 distribuidores de Dell a nivel nacional becarán a estudiantes en alianza con iLab. 

“Conocí a iLab hace dos años; fui testigo de la pasión y el entusiasmo de los emprendedores que se empeñan en hacer realidad su idea de negocio de la mano expertos”, señala Juan Francisco Aguilar, director general de Dell México.  

Damma Reyes es una “iLaber” que comercializa a Nono, un muñeco interactivo que apoya el desarrollo del lenguaje por medio de estimulaciones en niños de dos a seis años de edad. “Soy de una región donde el pensamiento emprendedor aún no impacta en la población. La mayoría de los estudiantes de las universidades técnicas somos programados para ser empleados”, expresa Damma. 

Emprender un proyecto de tecnología no siempre fue la visión de Damma sino que se enamoró de la idea de sus socios porque vivió en carne propia las dificultades de la comunicación cuando su papá perdió la habilidad de hablar debido a una enfermedad. 

Pero, ¿qué busca iLab en el proceso de selección? “Jóvenes que no precisamente son los primeros lugares en sus generaciones sino que tengan chispa, sean osados y descarados”, indica el director general de iLab

Lo que piden en iLab es un ensayo que explique porque esa persona va a ser receptora de la beca; una entrevista y una carta recomendación de alguien de su comunidad universitaria. No importa el perfil profesional. 

“Si se cree que es complejo generar la idea y desarrollar el prototipo, el modelo de negocio sostenible y escalable, no es nada comparado con lo que enfrentan los emprendedores una vez que tienen su producto y no les abren las puertas del financiamiento”, apunta Víctor Moctezuma. 

Mientras que, Enrique Jacob Rocha, presidente del Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem), afirma que con esta alianza esperan emprendimientos exitosos que no sólo satisfagan a los graduados sino que contribuyan a resolver problemas de su entorno. Pero sobre todo que muchos otros se sientan inspirados y motivados a emprender.

“Muchas veces lo que hace falta es que uno se la crea, tomar riesgos y decidirse a dar el paso. En otras sociedades como Estados Unidos hay una mayor tolerancia al fracaso. Ahí claramente un emprendedor que no le va bien saca fortaleza de sus errores o caídas y sale con mayor fuerza para poder alcanzar su meta”, señala Jacob Rocha. 

Por eso, hay que hacer con pasión lo que te propongas, especializarte, llevar tus sueños a su máxima potencia para dejar huella y transformar tu entorno. “Aquellos que realmente se comprometen a ser agentes de cambio en su sector crean soluciones a problemáticas globales. También impulsan nuevos hábitos de consumo; y convierten sus ideas en empresas innovadoras, sostenibles y escalables”, concluye Enrique Jacob Rocha.

Si requieres má sinformación, no dudes en visitar la página de la convocatoria