Consultoría

Cómo invertir tu peso en oro real

"Vale más la satisfacción de un logro personal que lucir grandes lujos que pasarán de moda".
Cómo invertir tu peso en oro real
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Nos preocupamos por presentarle a la sociedad nuestra mejor cara, pero ¿vale lo mismo nuestro exterior que el interior?

La clave para determinar nuestro valor no está en la posesión física de riqueza, esas pueden ser heredadas u obtenidas por la suerte. La respuesta está en el interior de nuestra persona. Vale más la satisfacción de un logro personal que lucir grandes lujos que pasarán de moda.

Es por ello que ser asertivos en las compras e inversiones que hacemos a diario podrían determinar  las personas que queremos ser.

El mundo, dice Tai López en sus 67 pasos, no es un lugar donde las cosas se dan por regaladas. Para conseguir lo que tú quieres tienes que lucharlo, tienes que merecerlo. Esta lucha significa lo que tenemos.

Dice Bill Gates:

"La vida no es justa. Acostúmbrate a ello. No vas a obtener nada si no haces nada para merecerlo."

¿Cuáles son tus metas, las tienes claras? ¿Buscas mejorar tu persona? ¿Te interesa socializar más? ¿Buscas valer más? Entonces haz las inversiones necesarias para lograrlo. Para ello, proponemos estas acciones que te llevarán a donde quieras ir.

Inversión en conocimientos

Existen muchísimas campañas de lectura, de incentivos educativos. Pero ¿de qué sirve tanta tinta si no bebemos los conocimientos y experiencias que nos quieren compartir los autores? ¿Cuántos libros lees a la semana? ¿Qué tipo de libros lees? ¿Son del tema relacionado a tu meta final?

¿Sabes que podrías leer un libro diario? Es muy sencillo. Hojéalo, detente en lo que te parezca oportuno. Si sientes que te pierdes muchos conceptos, analiza que el costo de oportunidad del tiempo invertido puede ser muy grande.

Leer el mismo libro con pocas ideas principales puede quitarte la oportunidad de obtener más ideas, conocimientos y formas de pensar. Hacerlo así no significa que no podrás volver al libro.

Es más, fomenta tener mejor relación con el autor ya que lo consultarás más si recuerdas sus ideas principales. Tener este tipo de lectura incrementaría tu capacidad de absorber conocimientos de manera exponencial, ya que aprenderás más sobre las experiencias de los autores.

humilde para reconocer que las vivencias de otros pueden enriquecerte.

 ¿Por qué tenemos que aprender a base de prueba y error? ¿No sería mejor si podemos adelantarnos a los errores que otros han cometido y nos puedan compartir algo de su experiencia?

Si quieres hacer lo que te gusta tendrás que aprender de muchas personas que ya han recorrido ese camino. ¿Has buscado a un mentor del sector en el que quieres mejorar?

Escuchar no es esperar para dar nuestra opinión. Escuchar es entender el mensaje que la otra persona nos quiere decir.

Decía Pablo Picasso:

Good artists copy, great artists steal”.

(Los buenos artistas copian, los grandes roban). Y éste robar escuchando se refiere a los conocimientos, adaptar los estilos, hacerlos de uno. Absorbe las experiencias de los demás.

Te has preguntado ¿a cuántos cursos de negocios, de matemáticas, de salud, de producción,  de escritura estás inscrito?.

Estas ideas de inversión en uno mismo no son de gente lejana a nosotros, por ejempli, Karla Souza, actriz de “Nosotros los Nobles” y “¿Qué culpa tiene el niño?”, responde cuando le preguntan "cómo llegar al éxito en el teatro" cuantificando las academias de teatro a las cuales ha asistido para buscar el éxito y no basarse en los comentarios de la mamá o de la tía. 

¿A cuántas revistas estás inscrito? ¿A cuántos periódicos? Evidentemente es un gasto, pero evalúa en qué estás gastando tu dinero y qué vale más para ti, ¿trabajar demasiado o trabajar con inteligencia? Esta pregunta es la más importante para identificar cuánto debes invertir en ti mismo.

Inversión en descanso y deporte

No todas las inversiones tienen únicamente centrarse en conocimientos. Somos humanos y aprendemos de la vida hasta en el descanso.

¿Cuánto inviertes en el cine, en tus amigos, en viajes, en experiencias? De todos tus gastos y actividades haz de absorber todo lo que puedas.

Para que puedas disfrutar de los beneficios que da la vida necesitas buena salud, ¿cuánto inviertes en comidas saludables, en hacer ejercicio? ¿Vas a un gimnasio? ¿Corres por la mañana?.

Dice Shawn Achor en la revista de Harvard Business Review, que los beneficios de estar descansado y con buena salud incrementan la posibilidad de un aumento de sueldo o ascenso, un cerebro comprometido mejora las métricas de desempeño, las empresas te consideran más productivo. Vale la pena invertir en descanso y ejercicio.

Los hombres y las mujeres no pueden ser ni totalmente unas máquinas ni mucho menos parranderos o flojos improductivos. Vuelve a decir Bill Gates:

“Al mundo no le importa tu autoestima. El mundo espera que logres algo, independientemente de que te sientas bien o no contigo mismo”

Hay que invertir en uno mismo con inteligencia. No se trata de hacer actividades sin ningún sentido.

Para obtener un balance debemos entender que entre más logremos integrar nuestro quehacer cotidiano, es como obtendremos mayor calidad de vida.

Haz deporte con tus amigos, corre escuchando audiolibros, lee en un parque o en un lugar al aire libre, platica de temas enriquecedores.

Hacer una vida integrada te llevará a una mayor felicidad. Ponte el reto de integrar tus inversiones en tu vida diaria.