Modelo de negocio

Atrévete a emprender con un kínder para perros

Brinda una experiencia basada en la educación, esparcimiento y cuidado del mejor amigo del hombre.
Atrévete a emprender con un kínder para perros
Crédito: Entrepreneur en Español

La sociedad cada día está más consciente del respeto a los animales e incluso considera a su mascota como un miembro más de la familia.

Si amas a los perros y quieres emprender en un giro que busca marcar la diferencia con una oferta de programas de diversión, cuidados y entrenamiento en un entorno seguro y especialmente diseñado para el desarrollo integral de los perros, este giro es para ti. Incluye servicio de guardería, gym y spa, y una tienda de juguetes y accesorios para los nuevos reyes del hogar.

Sabemos que quieres emprender: que deseas ser más productivo, mejorar tu economía, generar empleos y ser tu propio jefe. Por lo que te proponemos revisar las opciones que te ofrece abrir un kínder para perros o kinder dog, un giro que comienza a despuntar en las grandes ciudades.

El concepto surgió hace casi 20 años en Estados Unidos y se extendió a Europa. Al principio se enfocaba sólo al entrenamiento, pero se perfeccionó hasta centrarse en una experiencia basada en educación, esparcimiento y cuidado para el can. La fórmula resultó un éxito en una sociedad más consciente del respeto hacia los animales, que está retrasando cada vez más la llegada de los hijos (incluyendo a los perros en la dinámica personal o familiar) y que, a la vez, carece de tiempo para cuidar a su mascota.

Emprendedores de todo el mundo han sabido capitalizar esta veta de oportunidad creando modelos que, además de “escuela”, incluyen servicios premium de hotel y spa. En México existe un gran potencial para este tipo de propuestas. Desarrolla un concepto y anímate a emprender.

Infografía Andrés Gras.