Iniciar negocio

Guía de bolsillo para arrancar un negocio desde tu casa

Iniciar un negocio desde tu casa no es tan descabellado, pero requiere de gran disciplina. Toma nota.
Guía de bolsillo para arrancar un negocio desde tu casa
Crédito: Depositphotos.com

En un mundo donde la tecnología y la digitalización se han convertido en algo fundamental para las acciones cotidianas del ser humano, parece irracional voltear a ver el pasado para realizar ciertas actividades como arrancar un negocio desde tu casa.

La manera de hacer negocios ha evolucionado con el paso del tiempo. Ahora el entorno de los emprendedores es distinto a como era hace 20 años y muchas de las herramientas que eran necesarias para poder iniciar un negocio ahora parecen un poco obsoletas con todas las facilidades que la era digital brinda.

El tiempo de traslado de un lugar a otro, los costos que implica establecer un espacio físico y, para el caso de México, la inseguridad, así como la movilidad vial son problemas que en la actualidad se pueden resolver gracias al home office (trabajo desde casa, en español), una práctica que ha crecido entre las empresas durante los últimos años.

El home office incrementa 28% la productividad de las organizaciones situadas en la Ciudad de México, de acuerdo con un estudio elaborado por la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex).

Entre los principales beneficios se encuentran la disminución de contaminación y congestión vial. También promueve el ahorro de dinero en transportación, permite una flexibilidad de horario y tiempos más amigables para reducir el estrés laboral.

Todo esto se traduce en una mejor calidad de vida para los empleados y por consiguiente para la organización.

En promedio, una de cada cuatro empresas en el mundo ha adoptado en esquema de home office, según la revista de divulgación científica, Scientific American.

De ahí que crear una empresa desde tu casa no parezca nada descabellado.

Se ha comprobado que el home office funciona si se sabe practicar con responsabilidad, por lo que es una de las mejores maneras para comenzar a desarrollar una idea de negocio. Misma que podría convertirse en exitosa al paso del tiempo.

De la misma manera que trabajar desde casa, para un emprendedor iniciar su propio negocio desde casa le brinda oportunidades que puede aprovechar para agilizar el crecimiento de ésta.

Desde la reducción de costos y tiempos, hasta la facilidad de encargarse de distintos ámbitos sin estar atado a un solo lugar. No es sencillo, pero cuando se hace bien se puede tener éxito en el proceso.

Comenzar a desarrollar una idea de negocio desde casa también tiene sus riesgos a los que hay que poner especial atención.

Se necesita ser disciplinado en los tiempos y tareas. Es fácil distraerse cuando estás solo en casa y para seguir adelante la atención en el negocio debe ser completa y puntual.

Además, los momentos difíciles del negocio pueden parecer más complicados de resolver en casa, sin embargo es necesario que la mentalidad no cambie en ningún momento. Trabajar en casa es una decisión propia que hay que sustentar con buenos resultados.  

En una era en la que la tecnología ofrece todas estas bondades, solo hace falta una cultura de emprendimiento bien desarrollada para poder crear un negocio exitoso sin la necesidad de salir a probar suerte.

A continuación, te compartimos una guía de bolsillo que te ayudará a comenzar un negocio propio desde casa.

Paso 1: Decide qué clase de negocio será

Por principio, es importante que evalúes tus talentos y ambiciones, conoce a la perfección tus finanzas iniciales, explora a tu competencia, aterriza bien la idea del negocio que quieres arrancar y entiende las necesidades del mercado al que estarás dirigido.

Paso 2: Respeta las reglas

No solo se trata de contar con una computadora para lograrlo, debes tener en cuenta la inversión, requerimientos legales y demás factores que están relacionados con la conformación de un negocio. Aunque sea un emprendimiento desde casa, las reglas empresariales siempre deben ser respetadas.

Paso 3: Sé profesional

Recuerda tener en el espacio de trabajo de tu hogar todo lo necesario para poder desarrollar la idea de negocio, desde artículos de oficina, línea telefónica, internet y demás servicios que son esenciales para trabajar.

Paso 4: Monitorea todo lo que haces  

A pesar de ser en casa tu negocio necesita la misma atención que cualquier otro y las facilidades de tiempo y espacio te permitirán monitorearlo muy de cerca para poder hacer ajustes estratégicos en cuanto sea necesario.

Paso 5: Dale la seriedad que se merece

Iniciar un negocio no es tarea fácil. Aunque arrancar desde casa pareciera que es menos complicado, también necesita la misma dedicación y compromiso para poder cumplir con los objetivos establecidos.

Texto publicado originalmente para Temas de Negocio.