Hide this Looking for English Content? Click here

Qué podemos aprender del iPhone a 10 años de su llegada

Conoce a tu competencia y por cierto, no te duernas en tus laureles.
Qué podemos aprender del iPhone a 10 años de su llegada
Crédito: Tony Avelar | AFP | Getty Images
  • ---Shares

Hace 10 años, el finado Steve Jobs subió al escenario con sus clásicos jeans, playera de cuello de tortuga negra y lentes bifocales para presentar un nuevo producto en la convención Macworld de San Francisco en 2007.  

Comenzó su presentación con poca modestia, diciendo “De vez en cuando llega un producto revolucionario que cambia todo”. 

Jobs dijo que lo que iba a presentar llevaba años en el laboratorio y que era lo más nuevo de una serie de productos de Apple que iban a cambiar las reglas del juego, tal como lo hicieron en su momento la Macintosh e 1984 y el iPod en 2001. 

Jugando con el drama, Jobs primero anunció nuevos controles touch para el iPod, un teléfono “revolucionario” y además un “aparato innovador de comunicación e internet”. 

Repitió lo mismo varias veces hasta que la audiencia comenzó a emocionarse al entender que los tres productos en realidad eran uno solo. 

“Es solo un aparato”, dijo en medio de la locura. “Y vamos a llamarlo iPhone. Hoy Apple está reinventando el teléfono”.

En 2006, las personas “cool” usaban el Motorola RAZR o el LG Chocolate, aunque la mayoría de los profesionistas se manejaban con BlackBerry. Nokia, Sony, Samsung y el Palm Treo con su stilus también eran populares. 

Pero en 2007 nada en el mercado se veía como el nuevo iPhone. Miles de clientes esperaron impacientes a la llegada de junio, cuando comenzarían las ventas del teléfono de Jobs. 

Apple siendo Apple, tuvo un lanzamiento lleno de controversia. Poco después de su anunció, Cisco los demandó por derechos de autor por el uso del nombre iPhone. Y El modelo de 8GB inicialmente se vendía por $US599 para en unas semanas bajar a US$399, lo que irritó a muchos compradores, tanto que el propio Jobs les escribió una carta de disculpas. Pero al cerrar ese año, la compañía había vendido más de 1.4 millones de teléfonos.

Este año, con el lanzamiento de iPhone 7, la emoción se redujo a la eliminación de los cordones de los audífonos. Mientras Samsung sigue posicionándose en el mercado medio (con todo y las explosiones del Note 7) y Google ya lanzó su primer Smartphone llamado Pixel. 

Sin embargo, aunque algunos de los cambios más recientes de Apple no han sido emocionantes, nadie puede negar que todos reconocemos un producto de la marca cuando lo vemos. 

Para los que tenemos un aparato de Apple, ya es costumbre pasar horas en el Apple Store para cambiar de dispositivo y respaldar nuestra información, hacer actualizaciones o comprar accesorios. Ahora mi iPhone 7 es resistente al agua, tiene mejor pantalla, se puede basar en la nube, tiene su propio sistema de seguridad y un sistema operativo único. 

Para los emprendedores que se inspiran en la historia de Apple y su dominio en el mercado de los smartphones, la lección es clara: tus productos deben seguir evolucionando ya que un solo producto puede demostrar toda la cultura de innovación de tu empresa. 

Finalmente, recuerda que no le estás haciendo favores a los clientes con los productos que creas, siempre debes volverlos parte del proceso. La competencia está en todas partes y la emoción de tu marca no siempre será suficiente para impulsar tus ventas. Así que no te duermas en tus laureles y sigue innovando. 

 

OK

This website uses cookies to allow us to see how our website and related online services are being used. By continuing to use this website, you consent to our cookie collection. More information about how we collect cookies is found here.