My Queue

Your Queue is empty

Click on the next to articles to add them to your Queue

Solucionar no siempre es innovar, innovar siempre es solucionar

El CEO de Homie.mx, plataforma disruptiva de renta de inmuebles, te dice porque pensar diferente ya no es suficiente.
Solucionar no siempre es innovar, innovar siempre es solucionar
Crédito: Depositphotos.com

Estamos acostumbrados a escuchar bastante seguido las palabras innovación y disrupción por separado e inclusive si de cierta forma son sinónimos considero que para generar grandes impactos las nuevas propuestas de los emprendedores, en la mayor parte de las ocasiones, deben de basarse en innovación disruptiva.

¿Qué significa innovación disruptiva para mí? Hacer propuestas, desde ángulos no contemplados antes, para resolver problemas y tener un mayor impacto.

Es muy común qué en la vida en general cuando intentamos resolver algo nos encerremos en los esquemas y posibilidades que conocemos, es por eso que a veces no resolvemos los problemas aunque todo cuenta con una posible solución.

La clave es ir más allá, darle vueltas, buscar diferentes enfoques y soluciones, inclusive si esto significa ser diferente a lo que se conoce.

¿Por qué Uber y AirBnB son compañías valuadas en billones de dólares? Encontraron formas diferentes de hacer las cosas y con la tecnología hicieron que su escalabilidad no tuviera igual.

Uber salió de los esquemas tradicionales de transporte de taxis para con un algoritmo y una plataforma pudieran permitir a privados utilizar su automóvil para tener un ingreso y las personas pudieran transportarse como nunca lo habían hecho.

AirBnB descubrió algo que hoy parece obvio y lo llevó a todo el mundo a través de su plataforma digital, existen miles de personas que en sus inmuebles cuentan con espacios inutilizados e hizo que esos espacios se convirtieran en soluciones de hospedaje más accesibles para los viajeros haciendo rentables cuartos e inmuebles desocupados.

En mi caso específico identifiqué un problema muy recurrente en una industria que carecía de innovación desde hace más de treinta años, en la renta de bienes y raíces las reglas del juego existen desde hace mucho y nunca se han cambiado. Los jugadores son los mismos y no buscan mejorar sus servicios pues cuentan con un mercado pasivo que no tiene más opciones.

Se escuchan historias de terror dignas de una buena película hollywoodense.

Desde el papeleo ineficiente hasta agentes de bienes raíces que te tratan como si fuera un favor cuando en realidad eres el cliente, sin mencionar la ineficiente y burocrática garantía del aval.

Yo viví este proceso en un par de ocasiones en mi vida hasta que decidí estudiarlo para comprender mejor que sucedía, cuando identifique, saliendo de los esquemas, que existe una mejor forma de hacerlo renuncié a mi trabajo y comencé el arduo trabajo de cambiar el mercado.

Nosotros ofrecemos a los arrendatarios la posibilidad de rentar un inmueble de forma eficiente con un proceso agradable y sobre todo sin aval, en Homie.mx tu historial habla por ti. A los arrendadores les ofrecemos la posibilidad de rentar sus inmuebles en tiempo récord y al mejor inquilino, garantizando el pago de las rentas.

¿Cómo logramos hacer eso? Desarrollamos un sistema de análisis de inquilinos basado en un modelo predictivo diseñado con tecnología y minería de datos donde se analizan cientos de variables llegando a un resultado muy exacto, basado en estadística, del nivel de riesgo del prospecto.

Muchos se preguntarán, cómo lo hicieron nuestros primeros clientes, ¿esto es eficiente? Sí, mucho más que el sistema actual pues todos los jugadores del mercado contaban con un mindset muy inculcado y habían estado ciegos a nuevas soluciones.

La prueba del éxito de este cambio radical en el proceso es nuestra cartera vencida, los más de 100 inquilinos de Homie.mx pagan a tiempo la renta. Todos y cada uno de ellos.

En síntesis mi visión en el desarrollo de negocios es hacerlo saliendo de esquemas y con mucha creatividad para encontrar soluciones fuera de lo tradicional, que puedan mejorar productos, servicios e inclusive mercados enteros. “Think different” ya no es suficiente, mejor ¡be disruptive!