Hide this Looking for English Content? Click here

12 hábitos que debes dejar justo ahora para tener éxito en 2017

Considera estos cambios para ponerte en el camino ganador este nuevo año
12 hábitos que debes dejar justo ahora para tener éxito en 2017
Crédito: DepositPhotos
  • ---Shares

Un nuevo año en el calendario ofrece una oportunidad para un fresco comienzo y provee un pellizco adicional de motivación para desaparecer algunos hábitos que te han detenido. Hay doce cosas que dejar atrás para fomentar un más fuerte, más feliz y más exitoso tú en 2017.

1. Procastinar en tus metas

¿Has estado pensando en viajar, cambiar de trabajo, volverte más saludable, empezar una aventura de negocio? Grandes sueños, pero ¿has llevado a cabo alguna acción para realizarlos? Poner las cosas en movimiento es la única manera de llegar a ellos. De otra manera, pregúntate a ti mismo si realmente quieres eso en lo que has estado pensando todo este tiempo.

2. Estacionarse en el pasado

Todos tenemos nuestros momentos “y si, decisiones que nos cuestionamos o de las que nos arrepentimos. El secreto es este, aunque, ya pasó y no puedes cambiarlo. Pero sí puedes activamente cambiar el futuro. Así que en vez de enfocarte en cosas del pasado, invierte el tiempo en moldear el futuro que quieres vivir.

3. Pensar micro

El mundo se vuelve cada vez más conectado y entrelazado. Tus acciones y palabras tienen impacto en el planeta y en la vida de otros. Empodera eso alrededor tuyo, regresa a la comunidad en la que estás inspirado y lee acerca lo que está pasando en otras partes del mundo.

4. Hacer todo tú mismo

Ser resiliente, independiente y determinado son rasgos admirables, pero no tienes que hacerlo tú todo solo. Las personas que le piden ayuda a otros no sólo consiguen las cosas más eficientemente y frenan la posibilidad de quemarse por el agotamiento, sino también construyen redes fuertes con personas que piensan de manera similar a ellos que los empujan a crecer y experimentar nuevas cosas.

5. Permitir relaciones tóxicas

Las personas se dividen en drenajes y grifos. Da el salto y corta a aquellos que toman tu tiempo y energía sin contribuir a tu éxito, crecimiento y felicidad.

6. Trabajar entre almuerzos

Tu cuerpo necesita recibir alimentación para mantenerte energetizado y con un espíritu positivo durante todo el día. También tu mente. Tomar un tiempo de 30 minutos fuera durante el lunch para tener una comida apropiada y darle a tu cerebro un descanso de todo el trabajo, relaciona pensamientos que te mantendrán más productivo y enfocado.

7. Mantener un desorden casual

Organizar no se da de manera natural para todos nosotros, sin embargo, si tu escritorio luce como si hubiera pasado una avalancha de papeles y hay notas adhesivas en todas las superficies alrededor, es momento de volverse minimalista. Para empezar, establece un sistema para ordenar los proyectos importantes y mantén una agenda completa, eso ayudará a incrementar tu sentido de autocontrol y asertividad. También te sorprenderás de saber que mientras más ordenado seas, tu carga de trabajo también se sentirá así.

8. Tratar tu presencia en línea como una inversión única

Seguro, pusiste al día tu perfil en LinkedIn o finalmente comenzaste tu blog, pero ¿qué tan seguido lo actualizas? Tu marca (y reputación) no crece durante la noche. Ser consciente de tus prioridades online te permite agregar y construir bloques para la evolución de tu carrera y aumentar tu exposición a través de los algoritmos de las plataformas digitales en seguimiento de tu actividad.

9. Dar tu tiempo libre por hecho

Después de las semanas de trabajo es tentador gastar tiempo viendo Netflix. Pero el tiempo es finito y está en tus manos tomar el máximo provecho de ella para que las semanas no se borren en la rutina habitual. Hay que matar dos pájaros de un sólo tiro. Las películas, los conciertos, las exposiciones de arte servirán como alimento para el alma y el espíritu, así como organizar una cena con amigos, en vez de reservar salidas individuales o ir de fin de semana a un viaje para salir de las predecibles rutinas sociales.

10. Pasar por alto dormir

Si estás despierto hasta tarde contestando emails y atando los extremos sueltos para ser más productivo, realmente estás haciendo lo opuesto. Además de los asuntos de salud que conllevan el dormir poco, también se deterioran el funcionamiento de las funciones cognitivas. Así que asegúrate de regalarte a ti mismo una noche con un sueño apropiado para estar en la cima de tu juego.

11. Pensar en términos negativos

Frases como: “No puedo”, “No soy tan bueno” y “No sé cómo”, mandan la señal al cerebro a enfocarse en nuestras fallas o defectos y cuestionar nuestras habilidades. En vez de adoptar este lenguaje, adopta uno que te empodere y sea orientado a la solución. Así aprenderás a utilizar tus fortalezas para desarrollar tus habilidades.

12. Esperar por grandes victorias

Tener metas ambiciosas es admirable, sin embargo, la línea del tiempo asociada con su realización es generalmente larga y envuelve una secuencia de pasos. No esperes a terminar la pieza final del rompecabezas para sentir que estás completando algo. Reconoce que estás invirtiendo tiempo y esfuerzo cada día para estar más cerca de tu meta y celebra los pequeños logros en el camino. Después de todo, no se trata de llegar, sino de que disfrutes del camino.