Hide this Looking for English Content? Click here

Cómo ser madre y trabajar desde casa sin morir en el intento

Ser madre es una de las cosas más bonitas que una mujer puede experimentar en la vida y que, sin duda, nunca se olvida.
Cómo ser madre y trabajar desde casa sin morir en el intento
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Las mujeres que trabajan por cuenta ajena, es decir, que trabajan en una empresa con una nómina mensual, suelen tener una serie de ventajas que les permiten ausentarse del trabajo durante un periodo determinado. Este tiempo de baja laboral por maternidad varía en función del país de donde seas, pero, por norma general, es un tiempo suficiente para poder cuidar de tu bebe durante los primeros meses de vida.

Sin embargo, si eres una mujer emprendedora, la cosa se suele complicar puesto que, a pesar de que legalmente también te corresponde una baja por maternidad, suele ser difícil de completar pues, en la mayoría de los casos, si tu ausencia es muy prolongada el negocio no se sustenta sólo.

Por estar razón, te vamos a dar una serie de tips que te ayudarán a conciliar mejor tu maternidad con tu trabajo desde casa.

- Olvídate de horarios preestablecidos. ¡Improvisa!

Esto que puede parecer contrario a todo lo que has oído por ahí, será lo mejor que puedes hacer para conseguir trabajar en casa. Un bebé no tiene horarios, tenlo claro desde el principio. No te organices para trabajar todos los días a la misma hora porque será imposible.

Saca tiempo en los ratos en los que el bebé esté más relajado o esté echando la siesta. Serán momentos difíciles porque tú también estarás deseando echarte la siesta, pero si quieres adelantar trabajo son en estos momentos cuando tienes que hacerlo.

- Trabaja sólo en aquello que sea estrictamente necesario

Saca las tareas urgentes y deja para más adelante todo el trabajo secundario que pueda esperar, o bien, delega todo lo que no requiera tu dedicación al 100%. Por mucho que quieras no podrás llegar a todo y si lo intentas, ni siquiera podrás sacar lo más urgente.

- Trabaja en otra estancia distinta a la de tu bebé

Si tu bebé está echando la siesta o durmiendo por la noche, no trabajes en el mismo cuarto que se encuentre él. Los ruidos constantes que del pequeño y el echo de que estés constantemente pendiente de ver que se encuentra bien, harán que no aproveches el poco tiempo que tienes. Una buena opción para estar tranquila mientras trabajas es comprar un buen intercomunicador para escuchar a tu bebé en caso de que llore o se despierte. Esto te permitirá estar aislada mientras trabajas a la vez que tienes al bebé controlado.

- Ten al pequeño entretenido y cómodo

Cuando el pequeño aún es un bebé suelen ser más tranquilos y se entretienen durante más tempo solos que cuando empiezan a caminar. Una buena idea puede ser comprar una alfombra de juegos para que esté entretenido o una pequeña hamaca de descanso. En este tipo de sitios suelen pasar un buen rato tranquilos.

- Busca el apoyo de tu familia constantemente

Por mucho que lo intentes no podrás sacar familia y trabajo adelante tu sola. Trabaja duro y pide a tu marido y familiares cercanos que te echen una mano con los pequeños. Ten por seguro que estarán encantados de ayudarte y tú podrás tener más tiempo para tu negocio.

- De igual forma, no te olvides de ellos

Apoyarte en tu familia está muy bien pero ellos también necesitan de tu compañía y dedicación. Compaginar todo será complicado pero procura dedicar tiempo a tu pareja además de tu  trabajo y los niños.

- Sé constante, al final todo se logra

Al final todo sale y con esfuerzo y sacrificio lograrás sacar tu trabajo adelante a la vez que cuidas de tu pequeño durante sus primeros meses de vida.

OK

This website uses cookies to allow us to see how our website and related online services are being used. By continuing to use this website, you consent to our cookie collection. More information about how we collect cookies is found here.