My Queue

Your Queue is empty

Click on the next to articles to add them to your Queue

Conoce el salario emocional y evita que tu empresa sea obsoleta

Si sigues en el viejo modelo del salario tradicional, aquí te decimos las estrategias que puedes implementar para tener salario emocional.
Conoce el salario emocional y evita que tu empresa sea obsoleta
Crédito: Depositphotos.com

María Perezcalva, socia fundadora, Creando Talento

Los millennials no sólo han venido a revolucionar los horarios y el espacio físico de trabajo, también nos han hecho replantear la compensación tradicional. Empresas como Google y Facebook han sido pioneras en el desarrollo del salario emocional, éste busca satisfacer las necesidades del empleado en un todo, especialmente en su bienestar personal.

El salario que recibe la persona deberá cubrir las necesidades básicas de su forma de vida, incluyendo el poder generar un ahorro. Es importante que las personas que trabajan en nuestras empresas tengan estabilidad y seguridad económica, sin esto jamás podrán rendir de forma adecuada. 

La manera de retener a nuestro personal no tiene que ser a través de un salario fijo y atractivo, porque siempre habrá alguien que podrá pagar más que tú. Además está comprobado que la satisfacción que un empleado siente al recibir un incremento salarial dura a penas 15 días. Existen muchos ejecutivos que cambian de trabajo e incluso pierden parte de su salario base para tener otro tipo de beneficios.

El salario base y la variable deben ser muy atractivos para poder conquistar talento y retenerlo, pero hoy esto no es suficiente, debemos de ver a la persona como un todo, debemos dar balance entre la vida personal y laboral a través del famoso salario emocional, los millenials nos han enseñado que hay más vida además del trabajo.

Las empresas que no estén buscando crear estrategias de salario emocional corren el riesgo de quedar obsoletas y de tener limitaciones para atraer gente a su empresa.

¿Te imaginas trabajar en un lugar donde recibas un excelente pago pero que debas trabajar jornadas exhaustivas que no te permitan disfrutar a tu familia, teniendo un mal jefe y que además, comprometas tu salud?

A continuación te damos algunos ejemplos de estrategias de salario emocional que puedes aplicar dentro de tu empresa:

  • Horarios Flexibles: el tener este tipo de flexibilidad con tus empleados genera que la persona trabaje por objetivos y deje de calentar una silla, es importante que revises tu estructura porque no todas pueden tener este beneficio.
  • Planes de carrera: El que exista un plan de carrera para cada persona en tu organización genera una sensación de seguridad, de proyección y de compromiso bidireccional. Con esta estrategia fidelizamos al empleado y proyectamos su futuro.
  • Trabajo remoto: Al igual que los horarios flexibles se tendrá que evaluar si la posición es adapta para poder realizar trabajo desde casa. Esta estrategia es muy buena para incentivar el tiempo con la familia, aumentar la productividad y generar motivación, la empresa debe de tener una cultura muy fuerte y objetivos claros para que esto funcione para ambas partes.
  • Bienestar: programas que promuevan que la persona tenga una mejor calidad de vida, incentivar a que tu equipo haga algún tipo de ejercicio, que coman saludable y que tengan una mente sana. Pueden hacer una carrera de 5K o enseñar a tu gente los beneficios de la meditación. Las personas que hacen algún tipo de ejercicio y que están en su peso adecuado rinden 86% más que las personas sedentarias.  
  • Actividades de integración: Estas actividades generan un mejor clima laboral en la organización, que exista la empatía entre los miembros de la empresa, lo cual crea puentes de colaboración y comunicación, y como ya lo saben, esta es una de las recetas para un mejor resultado.

El salario emocional es un ingrediente que hoy no puede faltar en tu empresa, sin embargo esto no suple el que tus empleados se sientan bien pagados y que tengan una buena estrategia de compensación variable para orillarlos a que salgan de su zona de confort. El salario emocional muchas veces no implica un gasto para la compañía, sin embargo el impacto es a gran escala.