My Queue

Your Queue is empty

Click on the next to articles to add them to your Queue

Cómo levantarse más temprano para ganar tiempo extra en tu día

Convertirse en una persona de mañanas es algo que muchos de nosotros hemos anhelado alguna vez.
Cómo levantarse más temprano para ganar tiempo extra en tu día
Crédito: Depositphotos.com

Convertirse en una persona de mañanas es algo que muchos de nosotros hemos anhelado alguna vez.

Nos imaginamos despertando temprano (sin batallar) y teniendo todo el tiempo del mundo para cumplir con la rutina de la mañana, desde salir a correr y arreglarte sin prisas, hasta tomarte esa taza de café sin estrés.

El único problema es que no logras despertarte temprano ¿cierto?

Sabes que poder despertar un poco más pronto mejoraría completamente toda tu rutina, porque no solo estarías con un mejor actitud, sino que realmente podrías aprovechar esas horas productivas.

Déjame decirte que no necesitas esforzarte tanto para lograr levantarte más temprano y convertirte en una “golondrina mañanera”, lo único que tienes que hacer es adoptar el hábito correctos que te permitan despertar a la hora indicada y con energía.

Aquí quiero resumirte algunas de las mejores estrategias para que le saques el máximo provecho a tus mañanas y empieces tu día de buen humor.

Es cierto que no hay una receta secreta para todos, por eso, el objetivo es que pongas en práctica la estrategia que tú consideres que más se ajusta en tu rutina.

1. Cambia tu perspectiva

Si levantarse temprano parece una tortura de la inquisición entonces piensa en los minutos extras que obtendrás y no en los minutos menos en tu cama.

Cuando sientes que tienes algo gratis tu actitud mejora y se vuelve mucho más fácil negociar con tu mente dormilona.

Una forma de cambiar tu perspectiva es diseñando una rutina de mañana ideal. Piensa qué estarás haciendo con esos minutos extras, por ejemplo: meditar, salir a correr, tomar tu café con el diario, arreglarte sin prisa, etc.

Notarás la diferencia enseguida.

2. Dale prioridad a la hora de dormir

Estarás durmiendo más de un tercio de tu vida, lo que significa que dormir es biológicamente indispensable para vivir, y no solo para mejorar tu productividad y memoria.

Muchas veces se piensa que dormir es como apretar el interruptor de apagado pero, en realidad, mientras duermes tu cerebro continúa sumamente activo y tu cuerpo inicia procesos de reparación, mantenimiento y construcción de tejidos, de tal forma que, cuando la alarma suena, tu cuerpo está fresco y renovado.

Sin embargo, todos estos importantes procesos requieren que permanezcas dormido durante un tiempo suficiente y, como puedes imaginar, se ven afectados cuando no logras cumplir con tu cuota diaria de descanso.

Aquí viene la parte importante: muchas veces no logras cumplir con la cuota de descanso simplemente porque tus hábitos nocturnos te lo están impidiendo.

Por eso, te recomiendo que adoptes los hábitos nocturnos adecuados que te ayuden a dormir mejor, de esta forma, despertar temprano será tan automático y fácil como cepillarte los dientes.

Algunos hábitos que te ayudarán a dormir mejor son leer un libro, tomar un té caliente (sin teína), una ducha tibia, meditar o estiramientos.

Estas actividades le dirán a tu cerebro que es hora de dormir, lo que nos lleva a la última estrategia.

3. Entrena a tu cerebro

¿Quién es el que no quiere despertarse cuando suena la alarma: tú o tu cerebro rebelde?... ¡exacto! por eso, entrenar tu mente es una estrategia práctica para levantarte de la cama y dejar de el snooze para siempre.

Aquí te dejo algunas formas de entrenar a tu mente:

  • Por la noche visualiza mentalmente los pasos que seguirás durante tu rutina de la mañana, para tu cerebro esto funciona como un entrenamiento poderoso.
  • Antes de dormir, repite varias veces: “mañana me levantaré a las __:__ am y saldré de cama inmediatamente , mañana me levantaré a las …. “. Suena a una especie de hipnosis pero sí tiene efecto. Recuerda cuando tienes un vuelo importante a la mañana siguiente y te despiertas incluso antes de que suene la alarma.
  • Programa la alarma durante el día (mientras estás despierto) y ponte de pie o brinca siempre que suene, esto entrenará a tu cerebro a reaccionar con ese sonido, algo parecido a la alarma de incendio

Estrategia de emergencia para dormilones rebeldes

Si definitivamente no eres una persona de mañanas, entonces simplemente aprovecha tu energía nocturna.

Leíste bien, adelanta las actividades de la mañana como: preparar la ropa del otro día, la ropa para hacer ejercicio o adelantar el tupper para el almuerzo.

Tener en orden algunas de las actividades importantes de la mañana te ayudarán a que esos “5 minutitos mas” dejen de ser tan terribles.