My Queue

There are no Videos in your queue.

Click on the Add to next to any video to save to your queue.

There are no Articles in your queue.

Click on the Add to next to any article to save to your queue.

There are no Podcasts in your queue.

Click on the Add to next to any podcast episode to save to your queue.

You're not following any authors.

Click the Follow button on any author page to keep up with the latest content from your favorite authors.

Consultoría / Inspiración

6 hábitos que convertirán tus sueños en realidad

El secreto de convertir tus pensamientos en una vida de hechos y logros.
6 hábitos que convertirán tus sueños en realidad
Crédito: Depositphotos.com
- Guest Writer
7 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Mientras crecía, soñaba todo el tiempo con ser empresario. Discutí mi aspiración con asesores de carrera, familiares y amigos. Un día estaba a las tres de la mañana en una cafetería, trazando mis planes para el éxito. Me encontré con una amiga que no veía desde hacía quince años; conversamos sobre los viejos tiempos y cuando terminamos de hablar de la estancia en el extranjero, los planes de pensiones y de los roles de un líder, mencioné que pretendía comenzar mi propia empresa. Mi amiga tomó mis manos en las suyas, me miró a los ojos y dijo: -“Ric, has hablado de ese sueño durante veinte años. ¿No crees que es hora de hacer algo al respecto?”

Walt Disney dijo una vez, "La manera de empezar algo es actuar en lugar de hablar". Finalmente, hice mi sueño realidad. No lo logré pidiendo un deseo a una estrella, sino planteándome una visión concreta. Hoy, soy dueño de mi propia compañía de desarrollo de liderazgo.

Los sueños y las visiones son muy diferentes.

Los sueños son ...

  • Introspección
  • Pensamientos efímeros
  • Aspiración

Las visiones son ...

  • Enfrentar la realidad
  • Trascender
  • Actuar

Un sueño es una idea, una visión es accionar; un sueño es un lugar al que quieres llegar, y una visión, es cómo llegar a ese lugar. En otras palabras, tener visión es estructurar lo que quieres lograr, algo que dure y exista, mas allá de solo desearlo.

En la obra clave, The Path Of Least Resistance, Robert Fritz describe una visión como un híbrido que se encuentra entre el futuro (el resultado que deseas crear) y el presente (el punto de partida). Fritz sostiene que hay una tensión inherente entre estos dos estados que pueden ayudarte a "organizar acciones, enfocar valores y ver con claridad lo que es importante para el ahora".

Pasar de uno a otro

He aquí el secreto de convertir los sueños en resultados tangibles; es hora de crear esa empresa que lleva décadas escrita en tu lista de deseos, o de publicar esa novela que ha estado languideciendo en el cajón desde los albores del tiempo. Debes tener la capacidad de estructurar tus  sueños hacia algo que implique acción e impulso.

Aquí los seis hábitos que pueden ayudarte a convertir tus sueños en resultados tangibles:

1. Materializa tu sueño a través de la visualización

La visualización, o a lo que Shakti Gawain llama "visualización creativa" en su libro del mismo título, es una técnica que consiste en crear lo que quieres lograr en la vida usando el poder de la imaginación. El uso de algunas técnicas comunes de visualización puede ayudar a todo aquel que lo intente a convertir sus sueños en futuras posibilidades. Por ejemplo, a la hora de competir, los deportistas y las mujeres  utilizan la técnica de visualización para inspirarse hacia la búsqueda de la excelencia y el éxito. Los métodos de visualización se utilizan de manera constante  en contextos de negocios, con el objetivo de que las personas puedan crear metas y aspiraciones por sí mismas.

2. Prioriza tus sueños

Uno de los hábitos citados en Seven Habits of Highly Effective People de Covey es comenzar con tu objetivo en la mente. Tener una idea clara de lo que deseas lograr y ser capaz de priorizar tus ideas en un "objetivo mayor", como Michael Ray dice, es una forma de empezar a trabajar tus sueños estratégicamente. Los objetivos deben tener un grado de tensión que no este ni tan alejado del presente (lo que los hará imposibles de lograr), ni tan cerca. Piensa en un liga, no tiene tensión. Sí una liga esta tensa puede romperse. Enfocarse en un objetivo que represente un desafío, y que no sea imposible de lograr, nos motiva a trabajar para conseguirlo. "Sentirte bien durante el proceso de construcción, impulsará tu negocio, pero pensar en llegar a un punto más lejano que en el que te encuentras ahora, aumentará el impulso, la energía y la creatividad”, Menciona Fritz en Creating.

3. Fíjate objetivos clave

"Antes de escalar la montaña, los alpinistas miran hacia donde quieren ir y planean como subir desde el lugar en el que se encuentran". Lo mismo ocurre al fijarte metas; cuando empiezas con el objetivo en mente y estableces un plan de acción, puedes comenzar a trabajar en el primer paso para lograrlo  estableciendo metas intermedias que te hagan avanzar hacia tu destino. Lograr cosas en pequeños pasos tiene una gran recompensa. El profesor Stephen Morris postuló una teoría en la que sugiere que si se apilan fichas de dominó de cinco milímetros aumentándolas de tamaño una y media veces, solo se necesitarían 29 dominós para alcanzar el Empire State Building. El autor más vendido, Ramit Sethi, aplica esta teoría del dominó en su estrategia de fijación de metas, que aboga por comenzar con pequeñas cosas para incrementar el impulso.

4. Supervisa el progreso

Uno de los beneficios de un enfoque estructurado para lograr el establecimiento de metas y visiones, es que las personas pueden identificar la manera en que cada acción y esfuerzo los impulsa hacia un objetivo más alto, lo que ayuda a generar motivación. Los sueños, por otro lado, son efímeros por naturaleza y puede ser desconcertante pensar en la manera de llegar hasta ellos.

5. Consigue un respaldo

Los sueños que no están anclados a la realidad o los que carecen de estructura o resultado pueden ser destruidos por los "ladrones de sueños". "He extendido mis sueños bajo tus pies, pisa suavemente porque estas sobre ellos" escribe WB Yeats en su poema, Las telas del cielo.

Una visión realista y orientada a objetivos soporta cualquier energía negativa y aumenta la probabilidad de que las personas compartan su visión. Joe Jaworski en su libro Synchronicity explora los resultados positivos de compartir abiertamente las metas y visiones estructuradas; de ese modo la gente comenzara a entender tus aspiraciones y prioridades contemplando la manera de unirse a tu éxito.

6. Aprende a renunciar

Sé que a través de historias nos enseñan que podemos lograr cualquier cosa que tengamos en mente y que podemos hacer realidad nuestros sueños; Pero, como dice Robert Fritz, para lograr tus metas debes vincularlas con la realidad. Abandona esos sueños poco realistas que absorben tu energía y tu creatividad y establece metas que puedas alcanzar, de otro modo, la liga seguirá golpeando tu cara.

No debemos dejar de soñar; después de todo, nuestros sueños son lo que nos hace humanos, los sueños son aquello que nos forma y nos guía. Pero hay un mundo de diferencia entre la transición de ser un soñador y convertir tus sueños en algo tangible. La capacidad de construir algo que nos impulse de manera personal y de alcanzar objetivos realistas, es el auge  del auto-dominio, además cada empresario exitoso que conocí lo sabe.

Esta es la persona a la que más admiran los mexicanos