Historias Entrepreneur

Basura que se transforma en energía

Gammakat es una empresa que diseña, construye y equipa plantas de tratamiento de basura para convertir los desechos en energías limpias y renovables. En un año ha procesado más de 350,000 toneladas de basura.
Basura que se transforma en energía
Crédito: Entrepreneur en Español
6 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Una casa pequeña en un campo verde con animales de granja y una atmósfera poco contaminada son los recuerdos de la niñez de Uwe Rolli, un alemán que está revolucionando el tratamiento de la basura en México. Lo hace a través de su transformación en energías limpias o renovables.

Desde hace 10 años junto con su socio Oliver Hoffman crearon una alternativa para reutilizar la basura y así reducir el impacto ambiental. Se trata de Gammakat, una empresa que aprovecha hasta el 96% de los desechos que se generan diariamente para producir energías como electricidad, diesel, gas, vapor y calor.

Su empresa diseña, construye y equipa con tecnología mexicana y alemana plantas de tratamiento para que empresas del sector industrial que tienen concesiones de basura y ayuntamientos a fin de que conviertan sus desechos en su propia fuente de energía.

Una planta para uso industrial procesa más de media tonelada de basura al día, mientras que un municipio tiene una capacidad mínima de procesamiento de 50 toneladas. Cuando se instala una planta de Gammakat, un cliente puede ahorrar hasta un 40% en costos de energía.

El procedimiento que utilizan para producir la energía es estandarizado, y comienza con el reciclaje de los desechos para extraer aquéllos materiales que no son aptos, como metales y minerales. Después, dependiendo de la energía que se va a generar, se siguen diferentes paso.

Por ejemplo, para elaborar diesel sintético, se lleva a cabo un proceso de despolimerización catalítica sin presión, que consiste en la trituración molecular de los desechos sólidos, excepto minerales y metales, para convertirlos en petróleo crudo sintético. 

Después, este petróleo pasa por un proceso de refinación para convertirlo en combustible, y finalmente puede utilizarse para encender un coche. Todo este procedimiento lo realiza una turbina que no utiliza combustible para funcionar. En su lugar, requiere calor que es generado por una fricción.

Aterrizar en México

A principios de la década de 1990 Uwe llegó a México, donde se  percató del grave problema que representa la basura. En el país al día se generan 86,000 toneladas de desechos que en un 87% terminan expuestos al aire libre, causando afectaciones a la salud y al ambiente, señalan datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Una tonelada de basura genera 1.8 toneladas de CO2, uno de los principales causantes del calentamiento global, y lo peor es que el reciclaje de basura en México no supera el 4%, de acuerdo con XXX.

La idea del negocio surgió en 2008, después de que Uwe descubrió una tecnología alemana que podía hacer diesel a partir de los desechos, y que intentó promover en otros países sin tener éxito, “se reuhsaban a incorporarla porque el costo de inversión era muy elevado”, recuerda. Pero cuando supo que Oliver estaba desarrollando la primera planta de reciclaje en Yucatán, le propuso que sumaran esfuerzos para poner en marcha esta tecnología alemana en México.

Pero fue sino hasta 2013 cuando Uwe y Oliver decidieron fundar Gammakat con la idea de tener su propia planta para elaborar diesel. Hicieron una primera inversión de 8 millones de pesos propios y decidieron incubar su idea en Startup México campus Mérida y más tarde en Unreasonable Institute en Aguascalientes.

Sobreponerse al primer fracaso

La realidad es que era un proyecto poco viable porque requería mucha inversión. “No funcionó. La inversión mínima era de 2.3 millones de dólares y no la conseguimos, era difícil para una empresa que no tenía historial bancario”, revela Uwe.

Ante esta dificultad, los emprendedores pivotaron el modelo y diversificaron el servicio para brindarlo a otras empresas, en lugar de esperarse a tener su propia planta. Y ese es el mayor acierto que ha tenido este emprendimiento, considera Marcus Dantus, director de Startup México y uno de los tiburones de Shark Tank México.

El especialista advierte que los emprendedores deben escuchar a su mercado todo el tiempo, estar dispuestos a darle lo que necesitan, y ser flexibles con el plan inicial para adecuarlo a lo que pide la industria y el público meta.

La falta de capital también retrasó el despegue del negocio. Uwe confiesa que estuvieron cinco años estancados, buscando inversión externa, sin generar ingresos y sin crecer. Gammakat estuvo a punto de quebrar a finales de 2016. Durante ese tiempo se dedicaron a desarrollar diferentes investigaciones que sostuvieron con recursos propios e incluso Uwe tuvo que vender su coche para poder subsistir.

Uwe Rolli / Foto: Isaac Nácar

La primera inyección de energía

Pero en 2017 la vida dio un vuelco. A los fundadores de Gammakat los presentaron con Grupo CIP, una empresa mexicana de gestión integral de residuos sólidos urbanos y generación de energía, para la que construyeron una planta en Puebla. A partir de ese momento la startup se energetizó y comenzó a atraer a más clientes.

Ese mismo año generó más de 20 millones de pesos en ventas, instaló una planta más en Baja California, y otra en el estado de México, procesando 350,000 toneladas de basura que evitaron la emisión de 560,000 toneladas de CO2. Gammakat también logró representar a México en la final de The Venture en mayo de este año, el concurso global que lanzó Chivas Regal para apoyar a emprendedores sociales con una bolsa de 1 millón de dólares.

Uwe reconoce que no es que su tecnología no produzca contaminantes, sino que lo hace en menor medida. “Nuestros combustibles reducen en 75% las emisiones en comparación con los combustibles generados a partir de los hidrocarburos”.

El siguiente paso para esta empresa es crecer y escalar, pero “deben seguir atentos a lo que exija el mercado”, dice Lizbeth Zumarraga, directora de Startup México campus Mérida. Gammakat planea robustecer su modelo en los próximos meses con una planta propia, y entrar a nuevos mercados a nivel internacional. Ya tiene proyectos en puerta en El Salvador y en Panamá. Uwe advierte: “el fracaso es necesario para poder mejorar y avanzar, pero fracasa honestamente, asume tus errores, aprende y sigue adelante”.

Keep Reading

Mexico Desconocido

Homenaje a Toledo: volarán papalotes en la CDMX el 15 de septiembre

El domingo 15 de septiembre realizarán un homenaje a Francisco Toledo en la CDMX. Decenas de papalotes volarán por los cielos para recordarlo.
Nupcias Magazine

Montajes de boda 100 por ciento mexicanos

¡Viva México y sus diseñadores! Talento nacional para tu gran día.
Cine Premiere

Taquilla México: El capítulo histórico de It dentro el género de terror

It: Capítulo 2 se ha convertido en el mejor estreno no-Disney en la taquilla de México y ha entrado en el top 40 histórico de películas más taquilleras.
Altonivel

La startup chilena que lleva los idiomas a las cafeterías llegó a México

Poliglota

Hace 10 años, en 2009, José Sánchez y Carlos Aravena, en ese entonces alumnos de la Universidad Católica de Chile, decidieron crear un nuevo modelo educativo para la enseñanza y aprendizaje de idiomas, proyecto al que más tarde se sumaría Nicolás Fuenzalida. Y es que, durante años, intentaron aprender inglés a través del método tradicional: en una escuela de idiomas, con el clásico método de memorización, materiales que no se actualizan constantemente y los típicos exámenes en papel, pero nunca fueron capaces de lograr una conversación fluida.

Tras 5 años de desarrollo y perfeccionamiento, estos 3 emprendedores finalmente lograron su cometido: crear un método innovador de enseñanza de idiomas y levantar recursos por un monto de 300,000 dólares de un Fondo de Inversión suizo para lanzar al mercado chileno su startup, a la que llamaron Poliglota.

Fue tal el éxito de Poliglota en Chile que al poco tiempo vino la internacionalización. En 2018, la compañía arribó a México, uno de los mercados más importantes en Latinoamérica, debido a su vecindad con Estados Unidos, que es su principal socio comercial; y más tarde llegaron a Perú. El próximo año, Aravena y sus socios tienen pensado abrir operaciones en Brasil, el gigante de la región; así como consolidar su presencia en México, país donde solo el 5% de su población habla fluidamente el idioma inglés, aunque dicho porcentaje es más alto que el de Latinoamérica, que es de solo 2%.

Poliglota

Lee: 6 idiomas que te abrirán la puerta a un mejor empleo

Para ello, la startup chilena pretende levantar, en el segundo semestre del año, entre 3 y 5 millones de dólares (mdd) de Fondos de Inversión de México, Chile y Miami. 

“Esta segunda ronda para levantar recursos se abrió en agosto pasado y se cierra en enero de 2020. Hemos decidido abrir las puertas de Poliglota a inversionistas de Fondos de Inversión que quieran sumarse para continuar con nuestra expansión en Chile y México, donde nuestra metodología ha tenido una alta demanda; queremos ser más agresivos en estos mercados y también abrir operaciones en Brasil, que igualmente es un gran mercado, al que queremos llegar. Vamos con todo”, subrayó Sánchez, en entrevista con Alto Nivel.

Hoy, Poliglota cuenta con 500 profesores y 12,000 estudiantes, de los cuales 4,000 alumnos se encuentran en México y el 90% de estos estudia el idioma inglés. “Este año vamos a cerrar con 8,000 alumnos en Ciudad de México y en 2020, año en que abriremos operaciones en Monterrey y Guadalajara, el objetivo es alcanzar la cifra de 20,000 estudiantes; queremos convertir a México en un país bilingüe”, indicó el fundador de Poliglota.

Poliglota

Lee: ¿Cuáles son los idiomas más competitivos para trabajar?

Del aula a la cafetería

Pero ¿qué hace a Poliglota tan diferente del resto de las escuelas de idiomas? Primero, ofrece clases de inglés, francés, italiano, alemán y portugués en grupos pequeños, de 3 a 8 estudiantes por grupo, que garantizan un feedback personalizado del profesor; segundo, los profesores son expertos en el idioma y están preparados para enseñar, corregir y alentar el avance del alumno; tercero, los grupos son nivelados, es decir, están conformados con personas que tienen el mismo nivel, lo que facilita la conversación, sin miedo a equivocarse; cuarto, el método se centra en la práctica real de capacitar para la comunicación; quinto, las clases se imparten en cafeterías cercanas a la casa u oficina de los estudiantes, que son ambientes sociales que invitan a la conversación; y, por último, las clases (2 por semana de 90 minutos) se toman en horarios pensados para que no interfieran con las actividades de las personas. 

“Algo muy importante es que contamos con profesores de diferentes nacionalidades: Gran Bretaña, India, Lituania, Italia, Alemania, Francia, Portugal, México, Estados Unidos, entre muchos otros. Estamos en un mundo global y te puede tocar hablar inglés u otro idioma con alguien de otro país que tiene una pronunciación diferente y no entender nada, no lograr comunicarte. Pero no solo eso, nuestros profesores son gente interesante, con distintas profesiones, que nosotros preparamos y que pueden aportar otro tipo de conocimientos y experiencias a nuestros alumnos. En los niveles básicos, nuestros profesores hablan muy bien el español, pues muchos de ellos son mexicanos y latinoamericanos, pero a medida que se avanza los maestros son de otros países, que no hablan nada de español”, explicó Sánchez.

Lee: Hablar idiomas, básico para conseguir un buen trabajo

Todo parece indicar que esta startup chilena tiene un futuro promisorio dentro de la industria de la enseñanza de idiomas, cuyo valor de mercado a nivel global se estima en más de 20,000 mdd. Y México será clave de ese futuro.

More from Entrepreneur

Corene Summers helps clients advancing their health, careers and lives overall through reducing stress, tension and optimizing sleep.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Are you paying too much for business insurance? Do you have critical gaps in your coverage? Trust Entrepreneur to help you find out.

Latest on Entrepreneur