Liderazgo

5 maneras en las que tu negocio puede destruirse por un mal liderazgo

Lidera a tu equipo hacia el siguiente nivel.
5 maneras en las que tu negocio puede destruirse por un mal liderazgo
Crédito: PeopleImages | Getty Images
VIP Contributor
CEO and Founder of Fit Body Boot Camp
10 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Contrario a lo que puedas pensar, los problemas de tu negocio no están en el área de ventas ni de marketing, aunque la mayoría de los negocios cree que sí. En realidad, lo que tienen es un problema de liderazgo. Esa es una de las lecciones más valiosas que puedes aprender como emprendedor, y cambiará radicalmente la forma en la que lideras a tu equipo y la trayectoria de tu éxito.

Como emprendedor, no te puedes esconder en el fondo. Por default, eres la persona que tomará las decisiones importantes en tu compañía. Y aunque el liderazgo es la cualidad que casi todos los emprendedores creen tener, la verdad es que muy pocos tienen las habilidades que se necesitan para ser un buen líder. Y si simplemente “interpretas” el papel de un líder en lugar de realmente liderar a otros, tu negocio puede derrumbarse.

Hoy quiero compartirte 5 formas en las que un mal liderazgo puede destruir un negocio. Si te identificas con cualquiera de éstas, haz algo y corrígelo inmediatamente… Tu negocio crecerá exponencialmente cuando lo hagas.

Tener una visión pobre del futuro

Esto pasa cuando un CEO tienen una visión muy general de lo que quieren lograr, es decir, tal vez quieren vender X cantidad de productos para X fecha, pero no tienen idea de cómo traducir ese objetivo genérico en objetivos alcanzables por día, semana, mes, cuarto y año; así que no pueden decirte cuántos productos necesitan vender al mes, o cuántos registros necesitan generar a la semana en sus campañas de marketing.

Por supuesto, también está el otro escenario en el que los emprendedores saben perfectamente qué indicadores clave deben tener para cierta fecha, pero sus “glándulas de la ambición” empiezan a secretar y hacen movimientos desesperados. Se obsesionan de tal manera con su gran objetivo que hacen cualquier cosa con tal de vender su producto o servicio, aunque eso signifique vendérselo a la audiencia incorrecta, esa que no le dará el valor que realmente tienen sus beneficios. Eso solo te lleva a tener quejas de los consumidores, a la frustración y a un equipo de servicio al cliente sobre cargado de trabajo.

Tienes que preguntarte a ti mismo, ¿cómo quieres que se vea tu negocio? ¿Y para cuándo? Esas son las primeras dos preguntas que debes responderte si quieres construir una visión clara de tu negocio.

Déjame darte un ejemplo. Yo tengo una meta muy clara para Fit Body Boot Camp, mi franquicia de fitness: quiero que cada uno de los dueños tenga varias sucursales. ¿Qué diferencia hace tener 650 dueños que tengan 650 (1 por dueño) tiendas a tener 325 dueños que tengan las mismas 650 tiendas (2 por dueño)?

La diferencia reside en que si logro tener menos franquiciatarios siendo dueños de más sucursales puedo mantener un equipo pequeño en mis oficinas centrales y pagarles mejor por lo que hacen. Esto implica que cada uno de esos dueños será más productivo y tendrá más libertad en su vida personal. Esa visión nos da un objetivo claro por el que trabajar en los años venideros.

No invertir en el desarrollo de tu equipo

Muchos emprendedores, novatos o con experiencia, esperan contratar personal que ya traiga pre instalada la misma ética laboral, la misma resiliencia y las mismas habilidades que ellos tienen. Eso no va a pasar porque tú has estado en el ruedo mucho más tiempo que ellos.

Pero esas falsas expectativas suelen derivar en hostilidades entre emprendedores y sus empleados y así es como aparecen las culturas laborales tóxicas: El dueño no quiere correr al empleado, mientras que el empleado se queda en la empresa por miedo al cambio. Pronto, estos resentimientos se profundizan hasta que ya no puedan ni estar en el mismo lugar. Al final, el emprendedor se frustra a tal punto que corre al empleado o el empleado se siente tan insatisfecho que termina por renunciar.

Por eso necesitas contratar miembros de un equipo, no empleados. Los empleados son los que llegan tarde y se van temprano. Los miembros de un equipo están dispuestos a dedicar su tiempo y energía a perseguir tu visión. Como líder, tu trabajo es invertir en el desarrollo personal de tu equipo para que puedan hacer el mejor trabajo posible para su equipo.

¿Cómo invierto en mi equipo? Les pago para que vayan a las mejores conferencias y seminarios para que aprendan nuevas herramientas y habilidades y cuando regresan, les pido que presenten lo que aprendieron al resto del equipo y discutimos cómo podemos aplicar lo aprendido al negocio. También contrato expertos para enseñarnos nuevas habilidades y estrategias para que nuestro equipo mejore en conjunto.

Mantener un empleado tóxico

Como jefe de tu negocio, tu trabajo es darles una cuerda a los miembros de tu equipo. Esto significa que debes darles los recursos y el apoyo que necesitan para crecer, tanto en su rol en la oficina como en su persona (tal como mencioné arriba).

La mayoría de los miembros de tu equipo tomarán la cuerda que les des y desarrollarán tolerancia ante el estrés, una mejor resistencia a la ansiedad y mejores hábitos laborales. Sin embargo, de vez en cuando te toparás con algún empleado que usará esa misma cuerda para ahorcarse. Se desvinculará y hará las cosas a su manera en lugar de comprar tu visión y tu cultura laboral.

Lo peor que puedes hacer es aferrarte a ese empleado y ésta es la razón: cuando mantienes a un empleado que no se está desempeñando adecuadamente, envías un mensaje a los demás que dice que toleras la mediocridad. Eventualmente, todos en tu equipo bajarán su nivel.

Así que la lección aquí es contratar rápido y despedir lento. Dale a los miembros de tu equipo la oportunidad de desarrollarse, pero advierte a los cínicos y a los que no quieren tomar la cuerda que les das. Si siguen sin hacerlo, no tienes otra opción más que dejarlos ir

Falta de comunicación

Boris Groysberg, profesor en la Harvard Business School, hizo un estudio y descubrió algo impresionante: Las grandes corporaciones como Nokia, Star Princess Cruise Lines, Enron, British Petroleum y Thai Airways cerraron por una mala comunicación.

La mala comunicación sucede por dos razones: porque los emprendedores asumen cosas sobre los miembros de su equipo y porque no quieren hacer sentir mal a los miembros de su equipo.

De nuevo, si alguien asume que uno de los miembros de su equipo sabe lo que está haciendo pero esa persona no tiene ni la menor idea, el jefe empieza a sentir frustración hacia esa persona, todo porque no se estableció una buena comunicación entre ambos.

También muchos emprendedores fallan a la hora de tener pláticas difíciles con los miembros de su equipo. Simplemente no está en su ADN señalarle a alguien que debe hacerlo mejor y por lo tanto pierden la oportunidad de enseñarle a esa persona cómo mejorar.

En una ocasión tuve que hablar con uno de los miembros de mi equipo que estaba llegando tarde y reportándose enfermo todo el tiempo. Tuvimos una plática de corazón a corazón en la que le dije: “Siempre llegas tarde y estás enfermo y eso es terrible por que yo que eres una persona increíblemente talentosa. Necesito que seas más consistente o tendremos que tomar caminos diferentes.”

Al principio me dijo que lo haría, pero después de unos días presentó su renuncia y eso fue lo mejor para ambos. Él no estaba en una posición en la que pudiera priorizar su trabajo y yo necesitaba a alguien que llegar a tiempo todos los días. Sin esa comunicación él hubiera seguido ahí, haciendo algo que no debía estar haciendo y yo me hubiera quedado atorado con un empleado que no se desempeñaba como necesito.

Indecisión

Los emprendedores indecisos le cuestan más dinero a su negocio que los que toman malas decisiones. El general Norman Schwarzkopf dijo en alguna ocasión: “Cuando estés a cargo, hazte cargo.” Y tenía razón.

Puesto de manera simple, tienes que hacer las cosas y luego ajustar lo que haga falta. Como emprendedor tomas muchas decisiones todos los días. Está bien si muchas de esas decisiones terminan siendo incorrectas, todo lo que tienes que hacer es cambiar el rumbo y ajustarte.

Así que, ¿por qué es tan difícil para los emprendedores hacer las cosas? Por miedo al fracaso. No quieren parecer estúpidos frente a los demás. Lo irónico es que la gente piensa mejor de ti cuando logras recuperarte de una mala decisión.

El año pasado lanzamos una promoción especial que nuestros clientes de Fit Body Boot Camp podían canjear en Costco. Yo estaba súper emocionado con la idea y pensé que había funcionado, pero después de escuchar la retroalimentación de nuestras franquicias me di cuenta de que no había sido tan buena idea. En lugar de quedarme sentado, escuché a mis franquiciatarios y retiré la promoción. Como resultado me gané su confianza porque ahora saben que si hago algo que no resulta positivo para ellos, trataré de corregirlo hasta que todos estemos satisfechos.

El liderazgo no es algo con lo que se nace. Puedes aprender y desarrollar tus habilidades de líder con el tiempo y esa es la decisión más inteligente que puedes hacer, porque los líderes fuertes ganan más dinero, son más respetados por sus colegas y logran un paso que los pone por adelante de la industria.

Keep Reading

Mexico Desconocido

12 cosas que hacer en Salamanca, Guanajuato

Te compartimos esta lista de cosas que hacer en Salamanca, para que aproveches cualquier fin de semana o puente y te lances a Guanajuato.
Nupcias Magazine

8 cosas que te conviene comprar para tu boda en el Buen Fin

Aprovecha este fin de semana del Buen Fin para comprar algunas piezas clave para tu boda.
Cine Premiere

Andrew Lincoln en trilogía de películas The Walking Dead

Tras el reciente episodio, AMC sorprende: Andrew Lincoln regresará como Rick Grimes, ¡pero a una trilogía de películas The Walking Dead!
Altonivel

Diltex: la mexicana que sobrevivió al TLCAN y ahora crece con IBM

Diltex, empresa propietaria de la firma Ilusión hoy enfrenta con IBM una nueva competencia en un terreno poco transitado en la industria de la moda: la tecnología.

More from Entrepreneur

In as little as seven months, the Entrepreneur Authors program will turn your ideas and expertise into a professionally presented book.
Apply Now

Are paying too much for business insurance? Do you have critical gaps in your coverage? Trust Entrepreneur to help you find out.
Get Your Quote Now

One-on-one online sessions with our experts can help you start a business, grow your business, build your brand, fundraise and more.
Book Your Session

Latest on Entrepreneur

My Queue

There are no Videos in your queue.

Click on the Add to next to any video to save to your queue.

There are no Articles in your queue.

Click on the Add to next to any article to save to your queue.

There are no Podcasts in your queue.

Click on the Add to next to any podcast episode to save to your queue.

You're not following any authors.

Click the Follow button on any author page to keep up with the latest content from your favorite authors.