Si vas a vivir con roomies, primero tienes que leer esto

Compartir una casa con amigos, conocidos o extraños no es nada sencillo, aunque con ello vienen muchas ventajas que incluso te pueden facilitar tus propósitos de emprendimiento
Si vas a vivir con roomies, primero tienes que leer esto
Crédito: Depositphotos.com
5 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Vivir con roomies suena a solución práctica para algunos, pero también a una idea demasiado perturbadora para otros. Todo depende, claro está, de saber elegir.

Para el mundo emprendedor, compartir la vivienda con amigos o conocidos es una historia común, pero una historia que no siempre termina bien. No siempre los mejores amigos son los compañeros ideales de casa, y todos saben de ese primo de un amigo que lo ha pasado mal con eso.

“La decisión de vivir con roomies tiene que ver mucho con la economía. Si tomamos en cuenta que las rentas promedio en la Ciudad de México superan los 10 mil pesos mensuales, y lo comparamos con un sueldo promedio de 13 mil pesos, se estaría destinando más de la mitad de éste en renta”, dice Catalina Undurraga, country manager de Roomgo para México, una plataforma para encontrar cuartos y roomies.

Para saber más: Estos roomies cambiaron sus vidas por un sándwich y construyeron un imperio de franquicias

Aún con esas cifras desalentadoras, Undurraga resulta optimista. De acuerdo con un estudio publicado por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), alrededor de 50% de los mexicanos recibe entre uno y tres salarios mínimos, es decir, entre 2,260 y 6,631 pesos al mes.

En contraste, un estudio reciente dado a conocer por la plataforma Homie, que facilita la renta sin aval, destaca que en la CDMX existen promedios de renta que superan por mucho los ingresos promedio del trabajador mexicano.

En la Alcaldía de Álvaro Obregón, por ejemplo, el promedio de renta es de poco más de 27,700 pesos, y en la Miguel Hidalgo supera los 47 mil pesos, mientras que la zona que se ha identificado como la más económica es Tláhuac, con promedios de 4,700 pesos.

El mundo emprendedor no puede eximirse del factor económico, y quizá es una de las razones por las que las rentas compartidas van a la alza también cuando se habla de este target.

Para saber más: No es tan fácil: 4 de cada 10 millennials regresa a casa de sus padres luego de independizarse

“Es una gran manera de ahorrar dinero. Los emprendedores muchas veces no tienen una fuente fija de ingresos, por lo que contar con roomies se convierte en una opción que les permite una economía más estable”, dice Undurraga.

De igual forma, explica la vocera de Roomgo, para el pensamiento emprendedor, los roomies no son sólo una forma de ahorrar, sino también de ampliar la red de contactos, al tratarse de un nicho que está normalmente pensando en su networking y en cómo fortalecerlo.

Asimismo, los emprendedores encuentran otras ventajas en habitar bajo esta modalidad: pueden acceder a contratos de vivienda más breves, que les permiten mayor movilidad; pueden buscar viviendas que los acerquen a sus centros de acción y modificarlos cuando sea conveniente, y tienen la posibilidad de aprovechar los ahorros no sólo para equilibrar su economía, sino para destinar este sobrante a su proyecto.

Para saber más: ¿Quieres independizarte? Estas 7 startups que te ayudarán a lograrlo

Los millennials también destacan como la generación que más se ha adaptado a este estilo de vida.

“Aproximadamente, 48% de nuestros usuarios son adultos jóvenes de 25 a 34 años; luego siguen los adultos de 35 a 44 años, con un 19%, y, finalmente, jóvenes de 18 a 24 años, con 18.7%”, explica Undurraga.

Si bien las ventajas son importantes para los emprendedores, también cabe aclarar que no cualquiera está hecho para compartir una vivienda y no cualquier persona está hecha para compartir una vivienda contigo.

Por ello, la especialista comparte algunos tips para no fracasar al elegir al roomie con el que pasarás buena parte del día.

  • Socializa. La experta sugiere que si ya has encontrado el cuarto que te gusta, contactes a la persona con la que lo compartirás y no te aceleres a cerrar el trato. “Siempre sugerimos tomar un café o ir a cenar con tu nuevo roomie antes de aceptar, de esa forma podrás ver si hay un buen match y gustos e intereses afines que facilitarán la convivencia”.
  • Pon reglas. Lo primordial para evitar fricciones es el respeto entre todos, pero hay puntos específicos que se deben tomar con mayor atención: la limpieza, la posibilidad de tener mascotas, considerar las visitas y las fiestas en casa, establecer horarios para el uso del baño y detalles como los alimentos (hasta dónde están dispuestos a compartir), el mismo mobiliario, la televisión, etcétera.
  • Cede un poco. Las personalidades inflexibles son las que más suelen sufrir con el tema de los roomies. Para adaptarse es necesario ceder un poco, de acuerdo con Undurraga: “es importante encontrar un punto medio entre nuestros hábitos y los de nuestros compañeros. No todos somos iguales, por lo que es vital mantener la mente abierta, y si hay algo que nos molesta, lo mejor es hablarlo lo antes posible para que no se convierta en un problema mayor”.

Keep Reading

More from Entrepreneur

Get heaping discounts to books you love delivered straight to your inbox. We’ll feature a different book each week and share exclusive deals you won’t find anywhere else.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Starting, buying, or growing your small business shouldn’t be hard. Guidant Financial works to make financing easy for current and aspiring small business owners by providing custom funding solutions, financing education, and more.

Latest on Entrepreneur