¿Esta es la fórmula que necesita México?

"Quizá el problema del capitalismo es que evoca imágenes de gente mala con un látigo…"
¿Esta es la fórmula que necesita México?
Crédito: Jezael Melgoza vía Unsplash
4 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

 

La razón por la cual hacemos negocios es para reproducir un capital. En el mundo más pobre, se nos olvida eso, y abrimos negocios para que paguen salarios y sean una opción de subsistencia. Esa es la razón por la cual el capital es escaso en la mayor parte de los países del mundo: pocos negocios en realidad logran reproducir el capital, y viven en un equilibrio donde el 100% de los ingresos es igual a los gastos y salarios.

A finales de la década de los 40, en Estados Unidos tenían claro por qué un país exitoso acumula capital. Mientras más activos altamente productivos tiene una economía, es mucho más fácil elevar la productividad de los trabajadores. Un trabajador con mula y trapiche, puede producir mucho menos con su tecnología medieval que uno que tiene máquinas de vapor del S. XIX, como un ingenio azucarero, y mucho menos que uno que se dedica a generar conocimiento a partir de su actividad.

En Estados Unidos, esto les quedaba claro desde el S. XVIII. El esfuerzo individual, la innovación, la competencia, y un entorno de leyes que preserven la propiedad y las libertades, son las que hacen que las empresas se orienten a ser cada vez más productivas, generar utilidades y acumulen capital. Esto permite hacer nuevas inversiones, cada vez más innovadoras y productivas, y que pueden generar valor de manera creciente.

Quizá el problema con el capitalismo, como dice la economista Deirdre McCloskey, es que evoca imágenes de gente mala con un látigo en la mano, golpeando a un número grande de gente desnutrida y en harapos que pone ladrillos en una pared sin fin. McCloskey sugiere que deberíamos llamarlo innovismo, el sistema que favorece la innovación tecnológica para ser cada vez más productivos.

Los soviéticos pensaron que podrían imitar este comportamiento desde una economía centralmente dirigida, y fracasaron. En la serie Chernobyl, de HBO, los mineros que se expusieron a radiación mortal excavando una fosa abajo de la planta nuclear, para evitar que el núcleo contaminara el agua subterránea, contaron un chiste cruel: ¿Qué es enorme, sucio, consume mucho diésel, y tarda seis horas en cortar manzanas en tres pedazos? ¡Una máquina soviética diseñada para cortar manzanas en cuatro!

En lugar de innovar, la economía soviética agregaba materiales a todo lo que producía. Esa era la única manera de crecer. El consumo de materiales era excesivo, la gente no estaba motivada para resolver problemas y la investigación científica se dedicaba a resolver problemas que no le interesaban al mercado, sino a los jerarcas del aparato estatal. Ese país mentía a todos sus ciudadanos, y sus burócratas acabaron mintiéndose a sí mismos. El reactor que no podía explotar explotó, y el país que era indestructible, se desintegró.

Los ecos del fracaso soviético resuenan hasta hoy. Interjet está al borde de la quiebra por comprar unos aviones Sukhoi rusos, para los cuales no puede encontrar piezas.  Otros socialistas, los chinos, inventaron una cepa de capitalismo que ha capturado al mundo y evitado el colapso de ese país. Pero, su sistema político, que no acepta la libertad individual, acabará por ahogar cualquier beneficio de su crecimiento. Los jóvenes hongkoneses que hoy protestan prefieren la "opresión" del imperio británico, a la asfixia del comunismo-capitalismo del Estado chino.

En estos tiempos en que Estados Unidos sufre de Alzheimer, y se le olvida cuáles fueron los elementos que lo hicieron grande, México tiene decisiones que tomar. ¿Seguimos con recetas que probaron su fracaso, o le entramos a construir un nuevo orden económico, abierto hacia el mundo, libre, y que genere oportunidades para todas las personas?

Keep Reading

More from Entrepreneur

Get heaping discounts to books you love delivered straight to your inbox. We’ll feature a different book each week and share exclusive deals you won’t find anywhere else.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Are you paying too much for business insurance? Do you have critical gaps in your coverage? Trust Entrepreneur to help you find out.

Latest on Entrepreneur