Si crees que eres demasiado chavo para emprender, el tiburón Leonardo Wehe te dice porqué la edad solo es un tecnicismo

Este emprendedor es el inversionista más joven de Shark Tank en Latinoamérica. Tiene empresas que facturan 200 millones de dólares al año e inversiones en Argentina, Colombia y Uruguay.
Entrepreneur Staff

Apenas tiene 32 años y ya es un empresario reconocido en América Latina por su pasión por los negocios. A Leonardo Wehe le gusta que lo reconozcan por su ética de trabajo, su buen olfato y su pasión por el ecosistema emprendedor de la región más que por su edad.

Leonardo tiene el emprendimiento en la sangre. Heredero de una importante familia de empresarios de la región, inició su primera empresa cuando apenas tenía 15 años. Más tarde desarrolló las firmas de dermocosmética Medihealth e Hidrisage con las que ha logrado facturaciones de hasta 200 millones de dólares anuales.

Hoy el empresario se dedica a invertir en startups y proyectos de alto impacto en toda la región y, aunque trabaja con firmas farmacéuticas que tienen operaciones en Colombia, Argentina y Uruguay, se siente muy atraído por las compañías de base tecnológica.

La experiencia de este inversionista lo llevó a ser invitado a participar en la segunda temporada de Shark Tank Colombia de Sony Channel como “tiburón”, donde ha inyectado capital en diversos proyectos de salud.

Platicamos con él para conocer cómo ve el ecosistema emprendedor latinoamericano y qué significa ser el inversionista más joven del programa de emprendedores en Latinoamérica.

1. Aprovecha el ‘barco’ latinoamericano  

Las nuevas generaciones, como los millennials y centennials, no tienen ganas de trabajar para un jefe, y eso, junto al crecimiento económico que tiene la región, genera un caldo de cultivo para el emprendimiento. Ha llegado una camada de gente joven a América Latina que quiere cuestionar la forma en la que se hacen las cosas y que sabe que puede competir con las grandes empresas establecidas en el mundo con los pocos recursos que tienen a su alcance. Hay muchos ejemplos de firmas que nacieron de la nada y que se han convertido en monstruos de sus industrias. La economía de hoy ofrece oportunidades tremendas para invertir y desarrollar nuevos negocios para quien quiera atreverse. Sigue a las oportunidades y no te quedes en un solo mercado. Yo soy argentino porque tengo un pasaporte de ese país, pero en Latinoamérica compartimos un barco en común y podemos conectarnos sin importar de dónde seamos.

2. Nunca pienses que ya lo lograste

El éxito se hace día a día y siempre hay que apostarle a más. El secreto para alcanzar el triunfo es nunca pensar que ya has logrado todo lo que te has propuesto porque, de lo contrario, te estancas en tu zona de confort. He llegado a la posición en la que estoy hoy en día gracias a los riesgos que he tomado y porque no me he detenido. Muchas de las cosas que he hecho pudieron haber salido mal, pero tuve la capacidad no sólo de obtener resultados positivos, sino de saber transformar los que salieron negativos en oportunidades de aprendizaje.

3. Sal a buscar tu propia vida

La edad es un tecnicismo porque Alejandro Magno conquistó su mundo con menos de 20 años. Hoy el ser humano está tardando más en madurar, pero yo a mis 32 años ya soy un adulto hecho. Pasando los 24 años ya eres un adulto. Basta de vivir con tus padres, hay que salir a buscarse la vida propia. Ese es un mensaje que hay que transmitir a las generaciones que vienen: la edad es un número. Ser joven no es sinónimo de ser innovador, así como ser más viejo no es equiparable a ser sabio. La edad es relativa y espero llegar a tener 60 años y seguir teniendo la mentalidad de joven porque significa tomar riesgos, ser aventurero y probar cosas nuevas. Quero que cualquier persona que vea el programa se dé cuenta que se pueden hacer grandes cosas sin importar la edad que se tenga.

4. La clave está en la ejecución

Hoy hay tantas oportunidades que en cualquier mercado que entres encontrarás a miles de personas haciendo lo mismo. Para invertir en un proyecto me fijo en que el producto o servicio tenga una propuesta de valor diferente y que no esté en un mercado muy nicho. Me gusta invertir en tecnología porque todas las industrias del mundo se están digitalizando y esto ofrece grandes oportunidades disruptivas. Como emprendedores debemos entender que para tener éxito no basta con tener una buena idea, sino que tan bien la ejecutas. A veces puedes tener una idea tradicional, pero que por su modelo de operación se vuelve un negocio innovador. Pero hay que recordar que dentro de la ejecución hay habilidades administrativas que hay que dominar —como saber constituir una empresa, facturar o liquidar el IVA, etc—, y que pueden ser el factor decisivo que haga que una idea maravillosa termine por ser inviable.

Keep Reading

More from Entrepreneur

Get heaping discounts to books you love delivered straight to your inbox. We’ll feature a different book each week and share exclusive deals you won’t find anywhere else.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Starting, buying, or growing your small business shouldn’t be hard. Guidant Financial works to make financing easy for current and aspiring small business owners by providing custom funding solutions, financing education, and more.

Latest on Entrepreneur