Un solo periodo de aislamiento no será suficiente, Harvard sugiere 'distanciamiento social' hasta 2022

Científicos de la Universidad de Harvard señalaron que el virus se volverá estacional, con tasas de transmisión más altas en los meses de frío.

Por
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

El COVID-19 se volverá estacional, con tasas de transmisión más altas en los meses de frío, advirtieron científicos de la Universidad de Harvard en un estudio publicado en el sitio web de la revista Sciencie. Los especialistas modelaron la trayectoria de la pandemia del virus por computadora y advirtieron que “un solo aislamiento no lo detendrá”.

Depositphotos.com

La investigación fue realizada por  científicos del Departamento de Epidemiología y de Inmunología y Enfermedades Infecciosas de la Escuela de Salud Pública Harvard TH Chan, donde se analizó el resfriado común y primos genéticos cercanos del SARS-CoV-2, el virus que causa COVID-19, para modelar cómo podría comportarse en los próximos meses.

Los científicos señalaron que pueden ser necesarios períodos repetidos de distanciamiento social para contribuir a las capacidades de atención crítica de los servicios de salud de Estados Unidos, donde han muerto 25,922 personas a causa del virus. 

La investigación dirigida por Stephen Kissler destacó que en cada escenario modelado, encontraron que el clima cálido no detuvo la transmisión.Por lo tanto, las medidas de aislamiento se podrán relajar hasta que haya una vacuna disponible; sin embargo, apuntaron que demasiado distanciamiento social podría ser algo negativo, pues impediría que la población se contagie y con ello se genere inmunidad.

¿Un año de inmunidad?

Aunque reconocieron que no hay pruebas fehacientes que indiquen qué tan fuerte es la inmunidad de una persona que ya fue infectada, ni cuánto dura, aunque apuntaron que diversos estudios apuntan que la inmunidad a esta nueva cepa de coronavirus “confiere cierta inmunidad” por hasta un año, aproximadamente.

Los investigadores de Harvard afirmaron que era poco probable que la inmunidad fuera lo suficientemente fuerte y que durará lo necesario como para que el Covid-19 se extinga tras su primer ola mundial, como fue el caso del brote SARS de 2002-2003.

Ashish Jha, K.T. Li, Profesor de Salud Global, externó por su parte que quienes ven los intereses comerciales de Estados Unidos y los intereses de salud pública como enfrentados entre sí están equivocados. Aseguró que los dos se necesitan mutuamente para gestionar una transición sin problemas a lo que sea que sea la nueva normalidad.

No debería verse como una situación en la que la sociedad se reabre rápidamente para salvar la economía o retrasos para salvar la salud. Reabrir demasiado pronto desencadenaría una nueva oleada de enfermedades que no solo enferma a muchas personas, sino que también asusta a los que no están enfermos y se quedan en casa, lo que genera poco impulso económico. En cambio, dijo, los expertos en negocios y salud pública deben trabajar juntos para desarrollar, fabricar y distribuir pruebas, tratamientos, vacunas y equipos que permitan controlar el brote y reabrir la economía de manera segura.

"Hay mucho que podemos hacer para que la apertura sea una realidad, pero no volverá a ser 'normal' hasta que tengamos una vacuna, lo que creo que está dentro de 12 a 18 meses", aseguró Jha. 

Ingresa Ahora